Bienvenido a la ciudad de Éadrom, donde la alianza entre humanos y seres sobrenaturales se hace cada vez más fuerte y posible ¿O no?
CONOCE MÁS SOBRE LA HISTORIA
AMBIENTACIÓN
CONOCE NUESTRA HISTORIA

Febrero 2019
Durante muchos años, miles de seres sobrenaturales fueron cazados hasta la extinción. Hoy, existe un "rayo de esperanza", situado en alguna zona de japón llamado "Éadrom", donde es posible la convivencia entre seres sobrenaturales y humanos.

Cubierta por un manto de protección, la también llamada "Ciudad de la Luz" sirve de hogar para muchos que aún lo creen posible, otorgándole educación a las jóvenes promesas sin importar su raza en uno de los institutos más grandes de todo Japón: el Instituto Takemori.

ESTACIONES
cambiantes cada día

SISTEMA MONETARIO
Monedas: Dromes
Billetes: Soilses

Shiki Topsite!


CONEXIÓN
bienvenido a la ciudad éadrom
Conectarse

Recuperar mi contraseña



NAVEGACIÓN
links importantes



BÚSQUEDAS DE ROL
¡Publica tu búsqueda aquí!

A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK


ÚLTIMOS TEMAS
de habitantes
Últimos temas
» Poco mas de un año
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyHoy a las 12:34 am por Jestro / Jevil

» Confieso que... {Juego}
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 11:19 pm por Audeth Forte

» CARNET PARA ESTUDIANTES/MAESTROS
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 7:31 pm por Audeth Forte

» Un día de descubrimientos [Libre]
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 6:54 pm por Audeth Forte

» Buscando secretario/a - LIBRE
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 6:08 pm por Ayiw Kryomi

» Cambios de botón
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 3:36 pm por Luka Crosszeria

» Audeth Forte - El precio del amor
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 2:21 pm por Luka Crosszeria

» Kyosuke | Diferencia a los demonios.
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 1:45 pm por Kyosuke Takenouchi

» El final del día (Dea)
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 9:20 am por Kyosuke Takenouchi

» Nuevos comienzos [Priv. Nina]
Encuentro demoníaco [Amon] EmptyAyer a las 6:47 am por Nina Drango



MINI ANUNCIOS
¡colabora con la comunidad!

SE NECESITAN PROFESORES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí
NECESITAMOS LICÁNTROPOS & ÁNGELES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí



MEJOR POSTEADOR
¡de este mes!




¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
¡colabora con la comunidad!






Encuentro demoníaco [Amon] A810

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Lucielle Valnor el Lun Jul 08, 2019 12:44 pm

El sonido de la campana anunciaba el fin de las clases, una noticia que tal era la alegría que me procesaba, me hacía sonreír ampliamente, como para no hacerlo, sólo había aceptado ir a clase por complacer los deseos de Milli, en parte lo consideraba un mal necesario para "mantener las apariencias" las autoridades se ponían muy tontas haciendo preguntas innecesarias cuando veían que una niña aparecía de repente y más sino tenía documentación y carecía de padres, por eso más que expresar mi negativa de forma abierta, me quejaba para mis adentros; aunque, siendo sincera, había ratos en los que aunque no me gustase reconocerlo, lo pasaba bien, como los ratos que dedicaba a leer en la biblioteca o las clases de historia, las cuales me resultaban cómicas por todas las barbaridades y penurias por las que atravesaron los humanos el tiempo que yacía en aquel profundo letargo. Con un leve tarareo en el que mi cola se balanceaba de izquierda a derecha guardé uno a uno mis libros en la mochila y abandoné el edificio del instituto con un andar lento, una sonrisa en la cara y ese tarareo que no cesó hasta que estuve diez minutos lejos de ahí.

Aún tenía algo de tiempo libre antes de regresar a casa, por eso me tomaba mi tiempo para disfrutar de un agradable paseo, en un momento dado, metí la mano en mi bolsillo y de ahí saqué algo de dinero, un par de billetes y algunas monedas, me las había dado Milli en concepto de "dinero para el almuerzo" aún no comprendía del todo porqué la humanidad se apegaba a unos trozos de papel y metal, dándoles un valor con el que intercambiarlo por bienes y servicios, en mis tiempos el trueque era todo lo que había, de ahí que odiara ir a estudiar al instituto, el tema de las  matemáticas nunca fue mi fuerte y deber pasar por el calvario de aprenderlas nuevamente no me hacía especial gracia.

Pensé en gastarlo en la cafetería pero nada de allí me llamó la atención, además el apetito se me fue al oír las palabras "examen sorpresa" de la maestra, pero ahora el hambre llamaba a mi puerta, motivo por el cual me desvié de mi ruta original y me metí en el parque por el que algunas veces ya había pasado, recordaba que había un aparato mecánico llamado "Máquina expendedora" que poseía una selección variada de comida. Poca gente era la que había y decir "poca" era mentir, porque prácticamente a excepción de algún que otro gato que cruzaba o pájaro que aterrizaba en el suelo en busca de migas que le sirvieran de alimento, no había nadie más, pero mejor así, más tranquilidad. Teniendo finalmente la máquina ante mí, introduje las monedas por la ranura y saqué un tetrabrik de jugo de naranja y un pequeño paquete de galletas de chocolate. Me senté en el banco de al lado y tras abrir las galletas y colocar la cañita en el jugo empecé a comer, dando como primera instancia un sorbito al jugo.
Lucielle Valnor
Salón : 1 A Dromes : 28601
Reputación : 1
Mensajes : 29
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Amon el Lun Jul 08, 2019 1:17 pm

Habia decidido que aquel dia se lo tomaría como una ida de tranquilidad, sin preocupaciones, sin pensar en su pasado ni en su futuro, solo tomarse el día para no pensar en nada y relajarse. Esto claro no podía ser de otro modo que no fuese con dulces, obviamente. Se levanto mas o menos a las doce de la mañana, se lo tomo con calma para prepararse, ducharse y vestirse. Seguidamente fue a una pastelería no muy dejos de su piso. Esta pastelería era algo pequeña pero definitivamente los dulces eran espectaculares. Se dispuso a entrar, aunque se se decepciono un poco al ver que había mucho gente, aunque por supuesto estaba dispuesto a esperar. En este momento, y sin saber porque, le vino a la cabeza cuando era alguien famoso y respetado en el infierno y lo bien que le hacía sentir en el pasado. De repente alejo todos aquellos pensamientos de su cabeza pues había decidido que aquel dia no pensaría en nada, solo en disfrutar de unos maravillosos dulces, y lo iba a cumplir.

Finalmente le toco el turno de pedir. Como no se decidía con ningún dulce en concreto decidió pedir una caja con  una variedad de dulces, todos riquísimos. Una vez cumplido el primer paso para su dia de relax, ahora tenia que buscar un buen lugar para disfrutar de aquella exquisita comida. Penso en primer lugar en su piso, pero a decir verdad lo tenia muy visto, ademas de que su casa le recordaba las pesadillas que solía tener respecto a su hermano, por lo que descartó esta opción de inmediato.

Según iba caminando paso en frente del parque de la ciudad y vio que estaba vacío de gente, así que pensó que seria una buena idea comer los dulces allí ya que al no haber rastro de gente podría disfrutar de paz y tranquilidad junto con sus queridos dulces. Empezó a pasear por el parque mientras que se iba comiendo poco a poco aquellos manjares que había comprado. Cuando se había comido la mitad de la caja cayó en la cuenta de que no había comprado nada para beber, ya que comer le estaba dando mucha. Ademas de que Amon era alguien que no podía comer sin beber. Por esto, al ver una maquina expendedora fue a coger algo de beber, sin embargo, cuando se hecho la mano al bolsillo se dio cuenta de que se había gastado todo el dinero en los dulces. Como tenia mucha sed apenas echo un vistazo a su alrededor, asumiendo que nadie le veía, por lo que de un puñetazo rompió el cristal de la maquina y cogió un batido de chocolate. Ahora si, disponía de lo necesario para disfrutar de aquel dia, con sus dulces y su reciente batido. Sin embargo se quedo parado cuando vio que una chica joven estaba sentada en un banco, preguntándose si le había visto romper la maquina expendedora.
Amon
Dromes : 7931
Reputación : 1
Mensajes : 22
Ver perfil de usuario
Amon
DEMONIO

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Lucielle Valnor el Dom Jul 14, 2019 8:09 am

Si había algo que nunca creí que sucedería es que terminara gustándome la comida humana, en el poco tiempo que llevaba viviendo en el plano mortal los llamados "dulces" se habían vuelto uno de los alimentos que más me gustaba consumir, en especial las galletas de chocolate, como las que me estaba comiendo ahora, pero ciertamente estas de paquete de plástico no eran tan deliciosas como las que preparaba Milli o su abuela, aquellas si que eran una delicia, éstas estaban ricas igualmente pero no se les comparaba a las primeras que probé. Antes de llegar a la mitad del  paquete oí un estruendo, como de un cristal rompiéndose, la cosa no iba conmigo así que no le presté atención, no hasta que devoré hasta la última galleta y bebí el resto del jugo de naranja. Quería más, tan poca cantidad no era suficiente para saciarme, no debería gastar el dinero que tenía en más dulces, según Milli era importante ahorrar y conservar dinero para  emergencias pero no podía evitarlo. Me puse en pie y regresé hasta donde se encontraba la máquina expendedora, ahí vi cristales tanto en el suelo como dentro de la propia máquina ¿La habría roto yo? No podía recordarlo pero era imposible, de haber sido yo la responsable, la máquina estaría mucho más malograda.

Giré la cabeza para ver al chico que estaba no muy lejos de mí y que sostenía una de las bebidas que ofrecía de la máquina, lo miré fijamente con el ceño fruncido y suspiré, no por querer recriminarle el haber roto el cristal, sino por haber actuado de un modo tan débil, puesto que desde mi perspectiva, si iba a romper algo lo hacía a lo grande en vez de algo tan nimio como romper un cristal. -Novatos... Dije a modo de susurro y observé la máquina y a mi nuevo enemigo...la altura. Las galletas y el jugo que quería estaban demasiado altos para mi, di un par de saltos en un intento de agarrarlo pero era inútil. -Estúpidas chatarras humanas...yo os enseñaré... podía verse un leve sonrojo en mis mejillas por la vergüenza que me provocaba no poder hacer algo tan simple como alcanzar unas galletas; hice aparecer mis guanteletes demoníacos, haciéndolos aumentar en tamaño hasta casi el doble, logrando así tener el tamaño de la máquina expendedora, la sujeté por ambos lados y la arranqué de la toma de corriente, estampándola contra el suelo dejándola boca arriba. -Así aprenderás. desaparecí los guantes y me subí encima de la máquina por un lado, me agaché para tomar dos paquetes de galletas y dos de jugo de naranja y alcé la vista al sentirme observada, vi al chico y le dije frunciendo el ceño. -¿Qué? No me mires así, la culpa es de quien hizo la máquina.
Lucielle Valnor
Salón : 1 A Dromes : 28601
Reputación : 1
Mensajes : 29
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Amon el Lun Jul 22, 2019 8:11 am

Al principio le hizo gracia como aquella chica no alcanzaba a coger lo que quería debido a su pequeña altura, pero luego se sorprendió de lo que hizo. No era humana estaba claro, es más, no podía evitar pensar que le resultaba familiar aquella chica, como si la hubiese visto en otro lugar. Sin embargo dejó de pensar en esto cuando la joven cogió como si nada la maquina gracias a lo que parecían unos guanteletes mágicos para dejarla boca abajo y así poder coger unas galletas y unos zumos. Amon se la quedó observando mientras que parecía que se había quedado congelado ante lo sucedido, aunque tras la respuesta de la chica Amon empezó a reírse descontroladamente. Tanto la actitud de la chica como lo que había hecho a la maquina le hicieron muchísima gracia, sin poder evitar las carcajadas. Lo cierto es que cuando veía a alguien que se dejaba llevar por la ira le hacia mucha gracia, no podía evitarlo ya que él representaba ese pecado capital y le hacía sentir bien cuando la gente se dejaba llevar por aquel sentimiento.

-Eres una chica muy divertida.-dijo con lagrimas en los ojos por culpa de las carcajadas-Tengo que reconocer que me halagan cuando la gente como tu se deja llevar por mi pecado.-dijo recuperando una respiración normal después de haberse reído tanto. La chica no era humana, siendo así a él le daba igual pasar desapercibido o no como un humano más.-Un gusto conocerte pequeña, mi nombre es Amon el Pecado Capital de la Ira.-dijo con una sonrisa y de forma muy amigable, pues lo cierto era que aquella chica le había caído especialmente bien al ver su actitud con aquella maquina. No es que fuese mucho de relacionarse con alguien porque si, pero sentía que se lo podía pasar muy bien con ella, pues de alguna modo se vio reflejada en ella cuando tumbo aquella maquina. Aunque le gustaría que aquella chica fuese un demonio como él, pues desde que llego a aquel lugar, no se había cruzado con ninguno con el que poder hablar y divertirse.-Pareces alguien fuerte pequeña, ¿que eres tu?-pregunto intrigado y deseando que no fuese una raza hostil hacia los demonios, aunque si fuese asi pues mala suerte, lo único que tendría que hacer sería matarla, digo dejarla inconsciente, si mucho mejor, si quería ser una mejor persona debía dejar lo de matar solo para cuando fuese estrictamente necesario.
Amon
Dromes : 7931
Reputación : 1
Mensajes : 22
Ver perfil de usuario
Amon
DEMONIO

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Lucielle Valnor el Jue Jul 25, 2019 1:07 pm

La repentina y fuera de lugar carcajada del chico hizo que frunciera el ceño y me quedara observándole con una expresión  nada amigable, no dije nada gracioso y tampoco lo había hecho mas aún así el se estaba riendo como si hubiese presenciado algo cómico. Según el le resultaba halagador cuando alguien "se dejaba llevar por su pecado", lo cual me indujo a pensar que debía de tratarse de un demonio al igual que yo, nada nuevo para mí, en el infierno conocía a cientos de demonios que alardeaban de cosas como "representar un pecado" o "haber logrado tentar a alguien" nada impresionante a mi parecer, de hecho tal era la indiferencia que me causaba dicha información que me limité a guardarme en los bolsillos de mi vestido la comida que saqué de la máquina sobre la que me encontraba y suspiré pesadamente. -Sí si, lo que tu digas majo Podría tener razón y ser uno de los precursores de los pecados pero, ¿Qué más daba? Yo cuando vivía en el infierno gobernada a toda una legión de demonios dispuestos a lanzarse a las propias llamas del infierno por mí, ESO sí que es impresionante.  Me dispuse a bajar de la máquina expendedora, pero antes de hacerlo oí algo que hizo que me enojara bastante, giré el rostro para observar al chico y dije. -¿Cómo has dicho? "Pequeña" me había llamado pequeña, el muy imbécil, pero encima no fue una sino dos veces y además de ello me hablaba como si fuese una niña. -¡Y encima lo dices dos veces!

Me giré hacia el y le apunté con el dedo índice mientras tenía la otra mano en mi cadera, viéndolo claramente ofendida y con una actitud orgullosa. -Escúchame bien insolente, no soy pequeña, no me impresiona que seas un Pecado Capital Amon, ese nombre me pareció haberlo oído en algún lugar pero no caía en este momento, ahora sólo me preocupaba el hecho de que me estaba tratando como si  fuera una niña pequeña en vez de con el respeto que alguien de alta alcurnia como yo debía de ser tratada. -Soy Lucielle, la gran Reina del Mundo de los Demonios, yo ya gobernaba todo un ejército de devoradores de almas y demonios contratistas cuando tú apenas aprendías a controlar los poderes demoníacos Solían decirme que exageraba con éste tema, pero es que no podía tolerarlo, bastante humillante era para mi terminar en éste aspecto y haber estado en un largo letargo como para que haya personas que se dediquen a tratarme de ese modo. Me bajé finalmente de la máquina expendedora  y saqué el paquete de galletas de mi bolsillo, lo abrí y tras masticar un par de galletas que me había llevado a la boca tragué y volví a hablar. -Los demonios se han vuelto unos desconsiderados en éstos ochocientos años, tienes suerte de que haya prometido portarme bien
Lucielle Valnor
Salón : 1 A Dromes : 28601
Reputación : 1
Mensajes : 29
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Amon el Miér Jul 31, 2019 11:00 am

Parecía que a aquella chica no le impresiono el hecho de que Amon fuese uno de los pecados capitales, eso, o directamente no se lo creía. Si era esto ultimo tampoco la culpaba, pues entre los demonios había muchos fanfarrones que iban pregonando cosas de ellos que luego no eran verdad solo para darse una notoriedad o una fama que de otro modo no podrían lograr, fama que en cuento se ponía en entre dicho no podían defenderla, ya que no eran lo que decían ser. Sin embargo, Amon no era uno de ellos. Después pareció ofenderla bastante el hecho de que Amon la llamase "pequeña". Esto no lo hizo para ofenderla a posta, estaba acostumbrado a ver a la gran mayoría de seres como mocosos frente a él, ya que Amon existía desde el principio de los tiempos. Aunque no es que le importase mucho si la había ofendido o no, pero si que le pareció muy gracioso como se puso aquella chica, la cual se presento como Lucielle. Tras esto Amon empezó a reírse-Vaya, ademas de ser una mocosa eres una farsante.-paro de reír de golpe, aunque mantenía una ligera sonrisa en su rostro-Una vez conocí a Lucielle, a la verdadera, y aunque admito que te pareces, definitivamente ella no se veía como una mocosa como tu.

Amon estaba bastante seguro de que no era quien decía ser, pues como había dicho él mismo, coincidió una vez hace muchos años con Lucielle, no era de extrañar ya que era famosa entre los demonios-Ademas, suponiendo que fueses quien dices ser, aun así no puedes compararte conmigo mocosa. Yo en el infierno comandaba a cuarenta legiones, existo desde el principio de los tiempos.-dijo ahora en un tono mucho mas serio. Le había molestado que aquella chica se hiciese pasar por uno de los mas temidos demonios del infierno y encima que le hablase de aquella manera. Iba  seguir hablando cuando de repente aparecio un hombre al lado de ellos.-Vosotros, sois esbirros de Satan, el Todopoderoso fulminara vuestras almas.-dijo el hombre delgaducho, con una voz temblorosa y sudando bastante mientras sostenía un crucifijo en su mano derecha. Estaba muy asustado y parecía un sacerdote o algo así. Amon estaba cada vez mas irritado, no solo tenia que aguantar a esa mocosa para ahora encima que apareciese un santurrón a molestarles.
Amon
Dromes : 7931
Reputación : 1
Mensajes : 22
Ver perfil de usuario
Amon
DEMONIO

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Lucielle Valnor el Sáb Ago 10, 2019 5:30 pm

"Mocosa" No solo me había llamado pequeña sino que encima el muy insolente se atrevía a ir más allá, que ganas tenía de molerlo a golpes, retorcerlo hasta exprimirle toda la sangre de su cuerpo y luego fregar el estropicio con su propio cuerpo, pero no, debía contenerme, por Milli; como me dejara llevar el castigo que recibiría iba a ser de unas proporciones demasiado  grandes como para poder sobrellevarlo. Incluso cuando me llamo farsante y volvió a decirme mocosa, tuve que contenerme, estaba prácticamente con la ira en ebullición, apunto de explotar al más mínimo estímulo. Por otro lado que anduviera hablando de esa forma tan grandilocuente sobre cómo el existía desde "el principio de los tiempos" me causó cierta gracia, eso me apaciguó un poco, solté una leve risotada y restando importancia y credibilidad a sus palabras me encogí de hombros y sacudí la mano con un leve gesto como indicando que no me creía sus palabras.  -Vamos, vamos, no te lo creas tanto Coloqué las manos en las caderas y con una sonrisa altanera y notablemente orgullosa añadí a mi comentario.  -Digamos que de verdad "existes desde el principio" mi estirpe es igual, fuimos de los primeros demonios en existir.

No era algo que me gustase alardear, pero era así, aunque prefería mantenerlo en secreto para evitar revuelo o atraer a indeseables dispuestos a vencerme en busca de "honor y gloria" de vez en cuando lo solía decir para callarle la boca a quienes no sabían respetar a una reina como es debido.  -De hecho hablando de los Pecados, Yo... antes de terminar lo que estaba diciendo oí la voz de un desconocido, volví la vista para ver quien era y para más inri ahí estaba un maldito sacerdote, como no soltando las típicas frasesitas de su gremio que si impuro esto, Satán aquello, bla bla bla, no estaba como para aguantar tonterías de esa gente.  Me bajé de la máquina volcada y fui hasta el mirándolo con rabia. Hice aparecer mis guanteletes demoníacos, los mismos con los que derribé la máquina; los agrandé hasta doblar su tamaño, suficiente para ser del tamaño del sacerdote, entonces lo agarré con una mano levantándolo del suelo y cual pelota, le lancé a la lejanía por los aires.  -¡Dale recuerdos a Satty si lo ves en el infierno, estúpido sacerdote!

Vaya, eso me vino de perlas, liberar esa tensión acumulada por soportar a ese chico, pero cuando me di cuenta de lo que había hecho me puse nerviosa, me sujete la cabeza con ambas manos y dije.  -¿Pero qué he hecho? ser violenta y atacar a alguien, cosa que había prometido no hacer, ahora si que estaba en un lío.  -Como Milli se entere me deja sin galletas un mes, puede que incluso dos dije haciendo puchero, miré a un lado entonces fijándome en Amon, queriendo retirar esa impresión que podía dar de "niña pequeña" me erguí queriendo aparentar normalidad, me aclaré la garganta y volví con el.  -Como decía, soy la auténtica Lucielle, reina del infierno, la misma que una vez casi nombran Pecado de la Lujuria Me crucé de brazos y aparté la mirada.  -Pero me negué porque el cargo me resultaba aburrido, preferí quedarme en mi cómodo castillo disfrutando de los lujos que disponía. Ahora lo señalé y dije incrédula clavando mi mirada en él  -Como sea, el único pecado que recuerdo es Ammy, solía jugar con el a "Patea al diablillo" cuando era más joven, tú no puedes ser ese Ammy.
Lucielle Valnor
Salón : 1 A Dromes : 28601
Reputación : 1
Mensajes : 29
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Encuentro demoníaco [Amon] Empty Re: Encuentro demoníaco [Amon]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.