Bienvenido a la ciudad de Éadrom, donde la alianza entre humanos y seres sobrenaturales se hace cada vez más fuerte y posible ¿O no?
CONOCE MÁS SOBRE LA HISTORIA
AMBIENTACIÓN
CONOCE NUESTRA HISTORIA

Febrero 2019
Durante muchos años, miles de seres sobrenaturales fueron cazados hasta la extinción. Hoy, existe un "rayo de esperanza", situado en alguna zona de japón llamado "Éadrom", donde es posible la convivencia entre seres sobrenaturales y humanos.

Cubierta por un manto de protección, la también llamada "Ciudad de la Luz" sirve de hogar para muchos que aún lo creen posible, otorgándole educación a las jóvenes promesas sin importar su raza en uno de los institutos más grandes de todo Japón: el Instituto Takemori.

ESTACIONES
cambiantes cada día

SISTEMA MONETARIO
Monedas: Dromes
Billetes: Soilses

Shiki Topsite!


CONEXIÓN
bienvenido a la ciudad éadrom
Conectarse

Recuperar mi contraseña



NAVEGACIÓN
links importantes



BÚSQUEDAS DE ROL
¡Publica tu búsqueda aquí!

Clubes/Rol.
El club de cocina te espera.
POR Jestro / Jevil
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK


ÚLTIMOS TEMAS
de habitantes
Últimos temas
» Kobayashi Ami / Idol Arisa
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyHoy a las 12:45 pm por Kobayashi Ami

» Reserva de físicos
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyHoy a las 12:23 pm por Kobayashi Ami

» LIBRO DE FIRMAS
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyHoy a las 12:11 pm por Kobayashi Ami

» Kanade & Ui [I.D]
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyHoy a las 11:57 am por Kanade/Ui

» the scent of dusk. || Priv. Will
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyHoy a las 3:07 am por William M.

» Siegfried Elmoreden [ID]
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyAyer a las 7:43 pm por Siegfried Elmoreden

» Privado - Zangai - V. Samael
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyAyer a las 4:06 pm por V. Samael McGarrett

»  Schatten { Priv. Amadeo Roma} +18
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyAyer a las 7:37 am por Amadeo Roma

» Nos conocemos - Privado Judah
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyAyer a las 6:57 am por Caim

» Synchronicity - Privado Judah
Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) EmptyAyer a las 6:45 am por Seth Sayed



MINI ANUNCIOS
¡colabora con la comunidad!

SE NECESITAN PROFESORES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí
NECESITAMOS LICÁNTROPOS & ÁNGELES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí



MEJOR POSTEADOR
¡de este mes!




¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
¡colabora con la comunidad!






Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru) A810

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Privado Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru)

Mensaje por Lillianne Hambart Skyler el Sáb Abr 20, 2019 12:15 pm

La vida en casa se había vuelto muy rutinaria últimamente, podía sentir como sus padres se enfrascaban en sus pasiones dejándola vivir de forma relajada, literal, ya no se concentraban en ella como antes... Sinceramente lo agradece de corazón. Quizás y sólo quizás no se mude de la casa... SE abofetea mentalmente ante ese pensamiento ¿vivir con tus melosos padres hasta acabar la carrera? No way! Tiembla ligeramente al pensar en ellos en sus am... Acaloradas pláticas.

Roda los ojos sonrojada ante el pensamiento, sus padres siempre fueron su modelo a seguir en todo aunque nunca ha sentido que ha logrado ser lo que ellos esperaban; por ello, lo único que siempre ha deseado copiar de sus padres es su perfecta relación marital. "Ojalá pudiera yo tener una parecida... jah! ¿A quién engañas, Lillianne? Nadie es digno de estar a tu lado". Piensa adentrándose a su santuario de paz y conocimiento: el acuario.

Admitía que era muy contradictorio ver a sus hermosas criaturas marinas siendo cautivas por seres como ella pero aveces era necesario para su estudio, conservación y salvación... Por así decirlo. Contempla su reflejo en la pecera de los peces payaso; hoy usaba sus shorts blancos, una blusa sin mangas lisa verde olivo que le llegaba a la cadera, zapatos de tacón bajo cerrados café y unas largas medias oscuras. Todo un espectáculo, por así decirlo. Revisa su teléfono mientras camina entre los visitantes "Ah? Mom wants help tomorrow..."era extraño, por lo general se encarga del salón de baile con sus empleados y de la fundación por igual...

Detiene su caminar al cruzar al lado del habitad de los pinguinos, ¿acaso ese olor era de... Amoniaco.... Gira con velocidad sintiendo rabia subir desde sus pies hasta su cabeza
al contemplar como un inepto estaba limpiando con lo que nariz aguda olfateba como amoniaco una mancha dentro de la piscina de los pinguinos. Se acerca a la zona con furia golpeando el cristal con fiereza para llamar la atención del imbécil. ¿Se puede saber por qué demonios estás utilizando un químico tan peligroso para limpiar la piscina de los pinguinos? ¿Acaso no sabes que son susceptibles a cualquier cambio en el agua? ¿Quieres matarlos?! Grita la última frase con mucho enojo... Era un imbécil... Simplemente un imbécil por hacer esto. ¿Acaso había alguien a su alrededor? No... Todos se habían alejado cuando empezó a gritar, maldita maña japonesa de ignorar cuando alguien está enfadado.
Lillianne Hambart Skyler
Salón : Universitario(a) Dromes : 11840
Reputación : 0
Mensajes : 4
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: Visita frecuente al trabajador ineficiente. (Kanda Kinjiru)

Mensaje por Kanda Kinjirou el Sáb Abr 27, 2019 1:31 am

Las prisas de la mañana lo hicieron salir casi corriendo de casa. Pudo despedirse de su madre a duras penas y el desayuno dejó bastante que desear, pero en el fondo se sentía muy seguro de que eso le iba a jugar en contra más entrado el día, cuando el estómago reclamara la torpeza de quedarse dormido. Necesitaba ese trabajo, y no podía darse el lujo de fallar demasiado si lo que quería era conservar ese ingreso de dinero.

Por lo demás, el día pintaba mantenerse tranquilo en su mayoría. Su trabajo comenzaba antes de que los visitantes llegaran y terminaba cuando estos ya se habían marchado, pero en una mañana sin visitas planeadas por alguna escuela, la jornada tendía a ser diferente, calmada y menos cubierta por las prisas de mantener todo en orden para que todo estuviera en condiciones.

Con el recorte de personal reciente el trabajo se había incrementado, pero no el salario, tristemente. Y ahora no sólo debía alimentar a los animales, sino mantener la higiene en cada hábitat, una cuestión mucho más delicada que algunos de sus compañeros, tras el movimiento de las funciones del personal, rechazó de lleno y prefirió renunciar. Kinjirou admiraba esa valentía y ese orgullo, pero prefería mantenerse callado y trabajar de lo que fuera con tal de poder comer un día más, que con el orgullo no se saciaría el estómago a final de cuentas.

Su siguiente tarea se encontraba en el área de los pingüinos, animales que siempre habían llamado su atención y encontraba muy graciosos y elegantes. Pero estos no lo encontraban a él tan simpático, porque siempre se envalentonaban y amenazaban con esos curiosos graznidos que suenan como una bocina de goma. Claro que tan pronto como se los alimentaba estos enfocaban la atención en el pescado y no en el intruso que había perpetrado su territorio, incluso si el intruso era el mismo de todos los días. Por alguna razón, aquellos pingüinos eran incapaces de confiar en él, pese a que él nunca había hecho algo que se ganara ese trato injusto para con él.

Mientras los animales comían se daba la oportunidad de hacer el proceso de limpieza, cosa que no era sencilla pues en su mayoría el hábitat estaba cubierto por hielo resbaladizo por el que se movía con cuidado. Del equipo con el que se trasladaba sacó una botella con hidróxido de amonio, y con tan sólo unas gotas comenzó a desinfectar las zonas más conflictivas, llegando a añadir unas gotas al agua. Tras trapear y esparcir la solución que cada vez se iba disolviendo incluso más, Kinjirou cerró la botella y dio el salto fuera del límite. Grande fue su sorpresa cuando, irónicamente, una pequeña mujer salió a su encuentro con cara de pocos amigos y una actitud que no hizo mal trabajo en darle una sorpresa que por poco lo hace tirar la botella con el producto de limpieza.

¿Disculpa? El hidróxido de amonio está muy disuelto como para siquiera emitir olor alguno —intentó explicarle con tono amable, aunque tras ser insultado podía sentir el temblor en las arterias del cuello—Puede que lo que hayas olido no sea otra cosa que el pescado, o tal vez la propia orina de los pingüinos. Tienen olores parecidos al amoníaco, después de todo —respondió tan rápido como pudo, cuidando ser tan cortés como pudiera, su sonrisa forzada así lo decía.


○ [Zephyr] ahora es [Kanda Kinjirou]
Kanda Kinjirou
Edad : 25 Dromes : 171404
Reputación : 12
Mensajes : 376
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.