you're home
Durante muchos años, miles de seres sobrenaturales fueron cazados hasta la extinción. Hoy, existe un "rayo de esperanza", situado en alguna zona de japón llamado "Éadrom", donde es posible la convivencia entre seres sobrenaturales y humanos. Cubierta por un manto de protección, la también llamada "Ciudad de la Luz" sirve de hogar para muchos que aún lo creen posible, otorgándole educación a las jóvenes promesas sin importar su raza en uno de los institutos más grandes de todo Japón: el Instituto Takemori.
Nuestra Moneda Dromes | Billetes - Soilses
Conectarse

Recuperar mi contraseña

SWEET HEART
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus. Donec quam felis, ultricies nec, pellentesque eu, pretium quis, sem.
THANK YOU
Instituto Takemori Rol esta protegido por licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional. Este skin fue realizado por Roshio & Andréade | Entourage Themes.

Prohibida la copia total o parcial del contenido gráfico, intelectual y de códigos, bajo denuncia ante Foroactivo. Las imágenes pertenecen a sus respectivos artistas, en especial agradecemos a Star Academy, nosotros las hemos editado para que estén acorde al diseño.

Agradecemos a todos los usuarios por pertenecer a nuestra hermosa comunidad. Nos sentimos orgullosos de decir que hemos cumplido 8 años online. ¡Por favor sigan disfrutando de esta comunidad! ❤
directorio élite
we are family - nuestros afiliados. af. normales
Sin hielo, por favor. DypOKI9Sin hielo, por favor. J7W6UdySin hielo, por favor. 35x352Academia LegacyCrear foroSin hielo, por favor. V40_MNt_TSin hielo, por favor. K70u_LZ6Sin hielo, por favor. 8_Oamxl_CSin hielo, por favor. Hn_V7_Bl_YSin hielo, por favor. 1_Hc_J9n_Yr_oSin hielo, por favor. 30x30Sin hielo, por favor. PNevNqJSin hielo, por favor. KHg-CSCqa-oSin hielo, por favor. Ztbx-V6lr-oSin hielo, por favor. Fxhje_FUSin hielo, por favor. 2_FTHEODSin hielo, por favor. 9pasbk_GSin hielo, por favor. Afi_35x35Sin hielo, por favor. OjSWOQTSin hielo, por favor. BObGd5DSin hielo, por favor. PruebaSin hielo, por favor. FOaAwqBSin hielo, por favor. 40x4010Sin hielo, por favor. AdSKI4VSin hielo, por favor. OK7cyjsSin hielo, por favor. Af235Sin hielo, por favor. Ug5-Qw-LCa-oSin hielo, por favor. OViTflcSin hielo, por favor. 45x45Sin hielo, por favor. ZmH8PjZ

Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Jue Feb 07, 2019 5:22 am
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. AngryViciousCrayfish-size_restricted
Jen

No pasa nada, todos encontramos esa persona tarde o temprano, solo es cuestión de esperar…

Noche de sábado. Mientras muchos a mi edad aprovechaban para desfasar en fiestas universitarias a mí me tocaba trabajar. Hoy se trataba de un club nocturno en una de las calles secundarias del centro urbano de Éadrom. El ambiente estaba hasta los topes, pues era una noche para pasarlo bien, tomar unas copas y salir con amigos. Frente a mí, un señor de unos 40 años, quizá un poco más. Mantenía siempre su pinta en la mano y cuando esa se le gastaba pedía otra inmediatamente después. Yo iba de aquí para allá, atendiendo los clientes que acudían a la barra, aunque en muchas ocasiones me tocaba hacer de psicólogo de bar, y esa era una de ellas.

No hay otra como ella… — su voz mostraba un pesar tremendo, y, aunque no pudiera saber exactamente por lo que pasaba, sentía cierta empatía. No lo conocía en absoluto y es probable que no lo volviese a ver después de esa noche, pero la experiencia me había enseñado que en muchas ocasiones era mejor dejarlos hablar para que pudieran desahogarse y entonces quizá salieran de aquel lugar con una buena impresión. También me resultaba un pasatiempo entre los pequeños descansos que me ofrecía la noche, aunque pocos. Siempre existía ese pequeño vínculo entre el barman y el cliente, una confianza especial sobre todo en aquellos que eran más asiduos. Se asimilaba a un confesionario, todo lo que se contara allí no saldría de detrás de la barra y, a la misma vez, serviría al confidente para liberarse un poco de sus penas.

Mira a tu alrededor, incluso aquí dentro puede que haya otra mujer que te haga sentir eso de lo que tanto hablas… — me apoyé sobre la superficie de metal mirándolo a la cara, con un paño en las manos — Y tú deberías saber más que yo que el tiempo cura las heridas mejor que cualquier otra cosa… — justo después giré la cabeza hacia otra persona que requería de mis servicios. Di un par de palmaditas en el hombro de aquel señor y me dirigí a continuar mi trabajo. No podía dormirme en mi servicio. Una de las razones por las que conseguía empleo tan fácilmente en aquella ciudad es porque desde un principio había demostrado que daba mi mayor esfuerzo en cada cosa que hacía, y eso era algo que tenía que mantener a toda costa.

De fondo la música sonaba por debajo de las voces de la gente que se encontraba dentro. Podía ver como los demás camareros de mesa trabajaban todo lo que podían para dar abasto a tanta demanda. Sin duda se trataba de una de las noches con más ajetreo de toda la semana y, por lo tanto, la que más se pagaba.

Eh, mira qué tenemos por allí… Una caperucita perdida…
¿No se supone que no pueden entrar niñas aquí?

En un volumen frágil pude escuchar las voces de dos hombres que estaban sentados en unas butacas, con la espalda apoyada en la barra de bar. ¿Una niña? Aquello era un club nocturno y por ende todo el que estuviera por debajo de los dieciocho años no era bienvenido. Es más, incluso si no tenías al menos veinte podías sentir las miradas ajenas clavadas en ti como si fueras la oveja negra del rebaño. Dejé por un momento lo que estaba haciendo para intentar identificar a la persona a la que se referían aquellos hombres. Efectivamente, allí estaba. Su pelo era como el color de una cereza, resaltando encima de aquella piel pálida, mientras que sus ojos, en desacuerdo con su cabello, presentaban un tono azul marino que brillaba bajo las luces del bar. Su rostro delataba en cierta parte su edad, ya que su cuerpo no decía lo mismo. Pero quizá sería mejor que no resaltara esa parte al menos hasta no estar seguro de su edad. No obstante, no todos tendrían tanto reparo como yo y pronto algún que otro buitre se acercaría a tratar de sacar algo de ella. Mis compañeros no se habían fijado ya que estaban demasiado ocupados sirviendo, así que decidí tomar parte yo. Rápidamente terminé las comandas que tenía pendientes y salí de detrás de la barra para dirigirme hacia la pelirroja.
Perdona, ven conmigo… — lo primero era apartarla del medio del bar. Con mi mano levemente presionando su espalda la llevé hasta la sala de vestuario para personal — ¿Se puede saber qué haces aquí? — mi tono era serio y preocupado, pues aventurarse por aquellos lugares de noche y, en una ciudad donde nunca sabías qué clase de poder podía tener el que se sentaba a tu lado, las probabilidades de que te llevaras un disgusto se multiplicaban.




Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Jue Feb 07, 2019 8:12 am
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Miku Nakano
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Un intenso suspiro salió de mi boca nada más bajarme del tren en el que iba; mis pies por fin tocaban la nueva ciudad a la que me dirigía "Éadro" y mis pulmones se llenaron de todo el aire que podían. Se notaba muchísimo la diferencia de temperatura, ambiente y contaminación respecto a mi lugar natal pero aún así a simple vista tenía un encanto único. "¡Es la primera vez que voy a un sitio tan grande, todo irá bien!"-Me dije a mi misma suspirando de nuevo a la vez que cogía fuerzas para empezar a andar en dirección a la nada no sabía muy bien hacia donde tenía que partir ya que casi era incapaz de leer los carteles de la ciudad, entender a las personas que hablaban debido a la diferencia entre mi dialecto y el suyo. "¡Vamos no pasa nada, tenemos el mapa y todo sera divertido!-Volví a repetirme, arrastrando mi maleta con mi mano derecha esta no era demasiado grande y era de color celeste; a mi espalda llevaba otra pequeña mochila en este caso morada y en mi mano libre; el movil donde se escondía el mapa de la ciudad. Por suerte se me daba bien leer mapas aunque nunca había usado el "Google map" ya que en donde vivía antes casi ni había calles; ya que la mayoría era todo naturaleza o edificios en la nada.

Camine durante 20 minutos buscando el nombre de las calles que me indicaba; en la aplicación ponia que si cogia el autobus mas cercano llegaria con facilidad a mi destino aunque no tenía muy claro donde estaba la parada de autobús ni sabía si era la adecuada. Seguí andando hasta dar con la correcta en la que se marcaban tres números grandes "12, 3 y N4"; debía coger el 12 dirección a el instituto Takemori no era muy tarde más bien las 19:00 de la tarde así que seguramente a las 19:30 estaría en mi destino. "¡Que emoción!-Pensé sintiéndome algo nerviosa por la idea de llegar a un lugar nuevo y conocer a mi compañera de habitación; me había comentado las distintas opciones pero la de vivir en una residencia me parecía la más correcta y adecuada para mi al no saber cocinar ni haber vivido nunca sola.

Al llegar el bus me subí en el, pagué con lo poco que tenía suelto al preguntarle cuánto era y me senté junto a una mujer mucho más mayor que yo dejando mi maleta bien colocada en el bus esperando que no molestara a nadie. El trayecto duró apenas 20 minutos hasta llegar a la última parada donde para mi sorpresa no era la de Takemori.
Última parada, calle principal "Buena Suerte"- Relató el conductor de autobús. Mi mirada se dirigió a ambos lados asustada, ansiosa a punto de congelarme completamente alli pero atreviendome a hablar pregunte "¿La ultima parada no era la de Takemori? Resulta que soy nueva y no se donde tengo que ir."- Indique ansiosa casi incapaz de hablar mi mundo de ansiedad estaba a punto de aparecer aún era temprano para llegar pero la verdad es que no sabía donde me encontraba.

Disculpe señorita pero creo que se equivocó de dirección; el autobús que debía de coger estaba en la dirección opuesta exactamente debía coger el "3" en vez del "13".-Relato el hombre. Mi cara por un momento fue todo un poema me sentía idiota e inútil; quería romper aquel objeto electronico contra el suelo o congelarlo para tirarselo al hombre a la cabeza pero más bien sabia que todo era culpa mía. -¡Gracias!-Suspire bajandome; en ese momento recordé que tal vez tenía que haberle preguntado donde se cogia el 3 pero sin darme tiempo me resigne y volví a caminar junto a mi maleta.

Mi caminata seguía en búsqueda del autobús perdido; mi móvil cada vez tenía menos batería por todo el largo trayecto con el GPS y por más que preguntaba a las diferentes personas ninguna sabía exactamente donde era o me indican paradas erróneas. Entre consulta y consulta, un par de chicas me comentaron que tal vez podría pedir un taxi era demasiado tarde ya como para que saliera ese autobús y seria mas rapido ademas de comodo. Acepté su sugerencia y acabe internandome en un extraño local donde aseguraban que alli podria pedir un taxi, aunque no tenía muy claro nada.

Nada más entrar un fuerte olor impregnó mi olfato se podía identificar olor a tabaco, alcohol y algo que los humanos denominaron lujuria o deseo. -¡Ah, que asco!-Pensé tapandome la nariz como pude allí adentro hacia mucho mas calor que fuera aún así seguía llevando mi chaqueton beis pero me quite el gorro de lana azul con estampado que llevaba y segui arrastrando mi maleta. Esquivando como pude a la gente camine en dirección a la barra, no era demasiado grande el local pero tampoco pequeño y estaba decorado de una forma extraña, la música sonaba demasiado fuerte y tampoco entendía mucho que hacia allí tanta gente pero no me importaba. -¡Yo quiero el telefono!-Recorde mi propósito sin fijarme en nadie o nada. Aunque este nunca se cumplió ya que en un descuido casi sin poder hacer nada note como alguien me empujaba desde mi espalda llevándome a un lugar apartado por un momento temí por mi vida y sentí miedo "Socorro"-Lagrimee viendo cada vez más cerca la puerta y entrando allí con alguien.

"¿Se puede saber qué haces aquí?"- No me dio tiempo a asimilar todo ni ver que o quien estaba delante mía cuando me pregunto. Me gire mirándolo a los ojos molesta, con temor y la defensiva; al principio no le respondí ya que no cabeza no entendía nada ni sabia donde estaba. -¿Este lugar que es? ¿Por que hay tanta gente? ¿Y porque me trajisteis aquí?-Pregunté desviando su pregunta con una mueca y en ese momento me fije en aquel chico. Me pare por un momento a analizarlo mientras un leve sonrojo se apoderaba de mí, sus ojos daban miedo nunca había visto un rojo tan intenso y su estatura me intimidaba, tenía un par de piercing como tatuajes a simple vista lo que me daba curiosidad a la vez que me hacia desconfiar aún más de él. -¡Solo quería llamar a un taxi!- Admiti aún con una mueca- Me dijeron que aqui podia llamar y entre pensando que si...pero hay personas muy extrañas.-Mantuve mi mueca sin atreverme a mirarle a los ojos, sentía miedo y molestia queriendo huir de hay.

¿Crees que podría llamar a un taxi? La verdad es que soy alumna de Takemori...y por favor no me hagas nada. No me gusta tratar con personas desconocidas pero si te molesto me puedo marchar...y buscar otro lugar donde pedir un taxi-Murmure muy bajito bastante asustada sentía levemente que molestaba alli y no queria causar problemas.
Miku Nakano
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Jue Feb 07, 2019 6:59 pm
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. OgYj
Jen

La chica reaccionó con excesivos nervios tratándose de alguien que se había atrevido a entrar en un club nocturno con una maleta de viaje. Incluso llegó a pensar que sería capaz de hacerle algo a pesar de que claramente llevaba un uniforme de camarero, lo que me alejaba de cualquier persona que estuviera pasando allí la noche entre copas. Alcé la mano colocando la palma hacia ella, moviéndola de lado a lado para indicarle que bajara las revoluciones. Hablaba tan rápido y con tanta ansiedad que me costaba un poco seguirle el hilo. Alcancé a entender que era alguien de Takemori, el instituto de cuyo invernadero me hacía cargo yo algunos días entre semana. ¿Una alumna nueva a estas alturas del curso? ¿Y por qué estaba aquí a estas horas? No era tan simple como decirle que llamara a un taxi y dejarla ir. Era una menor, sola, en uno de los barrios con más actividad nocturna de la ciudad y que objetivamente era bastante guapa. En resumidad cuentas como un caramelo en la puerta de un colegio. Y sí, era posible que fuera capaz de defenderse por sí misma, pero la sensación que me estaba dando es que era un pez rodeado de tiburones.

Mira… — solté un suspiro, no me podía creer que ahora tuviera que hacer de niñero — Lo mejor es que esperes. Pareces ser nueva aquí… — busqué las palabras correctas — Imagino que sabrás al menos que Éadrom está lleno de seres sobrenaturales, no es muy inteligente pasearte por ahí con tu edad a estas horas de la noche, con una maleta y sin conocerte tu camino a casa… — miré de reojo a un reloj de agujas que estaba colgado encima de la puerta — Mi turno acaba a las dos…— observé sus ojos unos segundos — Espera un momento — salí apresurado de la habitación, dirigiéndome hacia la barra. Aproveché para atender con celeridad a algunos clientes que esperaban, despachando todos los que pude sin demorarme demasiado mientras al mismo tiempo preparaba un chocolate caliente en la cafetera. Tras ello, volví al vestuario.

Tómate esto, yo te lo pago… — le ofrecí la taza caliente — No soy nadie para retenerte aquí, pero si esperas puedo guiarte una vez acabe mi turno. Aunque no sé si te pueda hacer mucha gracia que sepa dónde vivas y tampoco me parece muy correcto que te invite a pasar la noche en mi piso, no quiero tener problemas…  — sacudí mi cabeza — Bueno, piénsatelo. Aquí solo entra el personal, si te preguntan diles que estás aquí de mi parte. Debo seguir trabajando — le dediqué una sonrisa amistosa y volví al bar, la noche solo acababa de comenzar.






Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Jue Feb 07, 2019 7:37 pm
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Miku Nakano
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Tome aire para volver a hablar sin parar cuando su mano se levantó para retenerme; la miré durante un par de segundos como hipnotizada y sin saber mucho qué significaba aquello. -"¿Quiere que me calle o me esta saludando?"-Pensé guardando silencio mientras miraba al suelo con timidez; mis manos estaban contra mi pecho apretandolo con fuerza me encontraba algo cansada y no sabia mucho que decir o hacer. Mi primer dia en aquella ciudad estaba siendo un desastre y no había comido nada casi en 12h de viaje; mi tripa estaba empezando a impacientarse.

Mientras me regañaba y me juzgaba por mi aspecto me quede callada molesta por sus palabras e hinchando los mofletes como protesta. Era verdad que era menor de edad y que las chicas corrían mucho más peligro que cualquier otro chico pero aquello no me hacía menos débil. "No soy una niña"-Murmure saliendo de mi silencio intentando responderle aunque no me dio mucho tiempo a rebatirle  cuando volvió a salir de la sala. Deduje que estaria ocupado tal vez atendiendo a aquellas personas o había ido a por algo asi que me senté en el primer lugar que encontré; me decante por un extraño sofás que había en la sala y me quede allí quieta sin saber muy bien que hacer. No tardo mucho en llegar y aproveche mi oportunidad para responder -Puede que parezca una niña y no conozca estos lugares pero...-Un silencio se mantuvo en la sala a la vez que hinchaba mis mofletes- ...se protegerme sola.-Gruñi tras aquello sonreí y tome la taza de chocolate, por fin había podido decir lo que quería y me sentía victoriosa.

-Por cierto...-Mi rostro se sonrojo moviendo mis piernas casi en el aire al no tocar del todo el suelo.- ¡Gracias por ayudarme!- Hice una pequeña reverencia y empeze a beber el chocolate. -Pero que sepas que no soy una niña.-Lo mire mal y me calle escuchando sus palabras, al principio todas parecen correctas y mostraban preocupación pero cuando escuche algo sobre donde vivía un nudo se apodero de mi garganta. -¿Su...Su piso?-Pensé abriendo los ojos como platos a punto de estallar, mi mente hacia ideas erróneas y el miedo se apoderaba de mi; las peliculas de terror, secuestros entre otras cosas que le habían enseñado sus hermanas tampoco ayudaban.

¡No se!-Murmure encogiendome sobre mi misma como respuesta colocando los pies sobre el sofá y abrazando mis piernas como protección. Mi rostro y exterior parecían fríos como la nieve pero por dentro era un volcán de dudas y temores. Mi respuesta tal vez provoco que se marchara de nuevo a aquello que debía hacer y sola en la sala comencé a consumirme en mis ideas, hambre y sueño. Tarde poco en beberme la taza de chocolate y intente encender un par de veces el teléfono móvil aunque estaba completamente muerto. -¡Este lugar es muy peligroso y da miedo!-Murmure lloroza tirándome sobre el sofá para tumbarme mirando al techo; quería irme de allí pero me daba cosa huir y tampoco sabia donde ir. Mi única opción era quedarme y aquello hize.

Estuve durante 20 minutos esperando que volviera pero el sueño comenzó a apoderarse cada vez más de mi y sin poder controlarlo me quede dormida en el sofá encogiendo mis piernas para protegerme del frío. Mi rostro era sumamente tranquilo cuando dormía aunque a veces emitía babas o hablaba entre sueños.
Miku Nakano
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Dom Feb 10, 2019 9:19 am
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. Tumblr_p80mudDL3M1wk0ifjo1_540
Jen

Volvía a estar detrás de la barra. La música seguía sonando y las copas volando. Poco a poco más gente iba llegando a pesar de las altas horas en la noche. Era increíble el ambiente que se podía lograr en un lugar así. No solo este sino muchos otros locales llenos de clientes, unas auténticas bombas de relojería si te dabas cuenta de que la mayoría de allí tendrían algún poder que no conocieras. Todos buscando algo en común, una noche que recordar. El colgador de la entrada estaba lleno de abrigos y prácticamente ninguna mesa quedaba libre. Mis compañeros siempre andaban de un lado a otro con cubos de cervezas o cualquier otra bebida alcohólica y yo me movía a toda velocidad sirviendo en el mostrador. Intentaba no distraerme demasiado pensando en aquella niña, pero no podía dejar de darle vueltas en la cabeza. Los años que pasé en el orfanato me habían hecho cogerles un poco de cariño a las personas con menos edad, tenía ese punto de hermano mayor. Alguna que otra vez miraba a la puerta vigilando por si salía y trataba de encontrar algún espacio libre para ver cómo estaba, aunque hasta pasados unos 40 minutos no pude despegarme del trabajo.  Cuando por fin entré en la habitación de nuevo me la encontré en posición fetal, con los brazos encogidos y pegados a su pecho y una carita dulce, plácidamente dormida. Su cuerpo temblaba suavemente, aunque aquello parecía no molestarle lo suficiente como para no dejarla dormir. O teníamos mantas allí, pero saqué mi cazadora de la taquilla del vestuario y se la coloqué por encima. Intentando no perturbar su sueño pues así se le pasaría más rápido el tiempo. Hecho esto me retiré sin hacer demasiado ruido y continué con mi jornada.

Muy bien, todo tuyo… — lancé un suspiro largo y le dejé el relevo a otro empleado. Coloqué mi paño sobre el mostrador y me dirigí al vestuario mientras me iba desanudando el delantal de la cadera. La chica seguía profundamente dormida, algo que me alegraba. Colgué la prenda en un gancho que había en la pared y abrí mi taquilla, sacando mi ropa de calle. No esperaba que se despertara, pero como no estaba seguro entre al cuarto de baño para cambiarme de ropa, saliendo con el uniforme en la mano y totalmente vestido al acabar. Llevaba unos jogger negros de estampado militar con una camisa larga blanca con letras sedigrafiadas en las mangas. Sobre la cabeza un gorro que me cubría el pelo, el cual llevaba anudado con un moño. Listo para salir, observé a la desconocida durante unos segundos pensando qué hacer exactamente. Finalmente me acerqué, sentándome al lado de su cabeza.

Eh… — susurré moviendo ligeramente su hombro — Podemos irnos… — me costó un poco despertarla, ya que parecía que tenía un sueño pesado, pero sus ojos se fueron abriendo lentamente como los de un gatito. Aún no tenía claro a dónde llevarla. No sabía dónde vivía y ya eran las dos y veinte pasadas de la madrugada, así que andar merodeando por lugares no céntricos era un plan demasiado poco apetecible — Vamos, ven conmigo… — a ojos de cualquiera aquello podría pasar por algo sospechoso. Yo invitando a una chica a la que le sacaría unos 3 o 4 años a acompañarme en unas horas como esas. Lo cierto es que no había muchas más opciones y era eso o dejarla sola, así que no me puse a reflexionar en exceso.









Última edición por Jen & Morfeo el Dom Feb 10, 2019 3:23 pm, editado 2 veces
Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Dom Feb 10, 2019 12:00 pm
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Miku Nakano
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Algunos pequeños reflejos de frío se reflejaban en mi cuerpo mientras dormia haciendome temblar aún asi en ningun momento consiguieron hacerme despertar; normalmente tenía el sueño muy profundo por lo que conseguía quedarme durmiendo con facilidad en cualquier lugar como. Aparte el olor a alcohol había provocado que mi poca resistencia a aquellas sustancia me provocara más sueño aún del que tenía. Mientras dormía soñé durante bastante tiempo con mundos fantásticos en los que luchaba con mis puños contra enormes dragones y monstruos; ayudando a personas que posteriormente se unían a mi para hacerles frente.

¡Ug!-Bufe al sentir algo sobre mi; al abrir los ojos volví a notar que aun seguía siendo de noche pero que en mi cuerpo se encontraba cubierto por una cazadora. Me levanté levemente para comprobar si aun se encontraba allí el dueño de ella pero por desgracia no vi nada y algo avergonzada volví a tumbarme. No sabia que hora era ni si aquella prenda procedía de su dueño pero era suficiente calida para protegerme del frío; como de costumbre me la acerque al cuerpo agarrandola con mis pequeñas manos y la oli con timidez. Podía identificar un extraño aroma que tal vez mas adelante seguramente nunca olvidaría.

El sueño volvió a consumirme y me quedé de nuevo dormida apretando con mis manos la prenda que no soltaba; la noche fue completamente plácida aunque se oia la musica a todo volumen detrás de la puerta no volví a despertarme de nuevo hasta que note que alguien me hablaba moviendome. Asustada me desperté incorporandome aún algo medio dormida. -¡Si...si estoy despierta!- Casi grité asustada y algo culpable por haberme quedado dormida a la vez que soltaba la chaqueta que aún tenía sujeta con mi mano derecha dejándola caer.

Ah eres tú...-Susurre restregando mis ojos con los puños de mi chaqueton; ésta me había incomodado un poco para dormir pero me encontraba bien ahora solo deseaba volver a casa y dormir tranquila. Al por fin volver en sí y darme cuenta de quien realmente era la persona y su cambio de ropa actue con timidez. -¿Me...me vistes durmiendo?-Susurre tímida agachando la cabeza casi tartamudeando; no confiaba del todo esa persona y sentía una extraña sensación en el estómago de nerviosismo además de hambre.

Y ahora que recuerdo...me hicistes esperar mucho y...yo quería llamar a un taxi-Gruñi golpeando con fuerza su hombro con mis manos. -Y si me hubiera pasado algo sola...-Seguí salmoneandole. -Además que aun no acepte ir a tu casa, no confio en ti...-Murmuré molesta mientras agarraba la maleta y me disponía a salir por la puerta. -Pero necesito algun sitio donde quedarme...si voy contigo me ayudaras ¿No?-Susurre dándole la espalda con un leve puchero en mi rostro; a veces parecía bastante tsundere.
Miku Nakano
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Dom Feb 10, 2019 3:23 pm
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. Tumblr_p539sxHhxD1wk0ifjo1_540
Jen

La pelirroja se levantó de golpe tartamudeando aquellas palabras mientras actuaba de manera tímida y con algo de miedo. De su boca salieron argumentos que para mí no tenían mucho sentido. ¿La hice esperar mucho? ¿Desde cuándo la había obligado a nada? Dejé que terminara su soliloquio, aún sentado en el banco en el que ella había estado durmiendo hace un rato.

— suspiré en el silencio extraño que quedó después de que soltara todo aquello y me incliné hacia delante para coger mi cazadora del suelo. La sacudí un poco quitándole la suciedad — Mira… — me la empecé a colocar — Eres menor pero tampoco eres un bebé. No te obligué a nada desde un principio, podrías haberte ido si eso querías, la puerta estaba abierta — me quedé de pie con los brazos cruzados — Si quieres llamar a un taxi, adelante. Es más, si quieres irte caminando a buscar tu casa puedes hacerlo, yo solo te ofrecí esperar y pasar la noche en un lugar más seguro hasta que te acuerdes de dónde vives — caminé hasta la puerta del vestuario, pasando a su lado, abriéndola y quedándome debajo del marco de la puerta. El tono que utilizaba no era rudo, trataba de sonar amistoso, pero sin que confundiera mis palabras, quería que le quedara claro sin asustarla más — Entiendo que tengas tus temores a creerme, pero no puedo hacer más por ello. Es muy tarde, estoy cansado del trabajo y quiero darme una ducha, no tengo tiempo para hacer un ensayo de mil palabras sobre por qué deberías confiar en mí, así que la decisión te pertenece a ti.

Dejé unos momentos para que tomara sus propias conclusiones. Tratar con ella me traía recuerdos de cuando estaba en el orfanato ayudando a las hermanas a cuidar a los pequeños. A veces había que ser firme con tus palabras pues una ligera emoción de más podía darles ideas equivocadas. Por supuesto, la chica frente a mí no aparentaba ser tan pequeña como aquellos, pero la manera en la que se comportaba, tan frágil e inocente, me daba pistas sobre que debía de tratarla con cuidado. Tras unos segundos la miré nuevamente.

¿Y bien? —Miré la pantalla de mi móvil para confirmar la hora mientras esperaba su respuesta, pues estaba listo para irme. Mi piso no estaba demasiado lejos, a unos 10 minutos caminando, lo que supondría un ahorro de tiempo relativo para la chica, todo eso en caso de que terminara por venir conmigo. Ahora me preguntaba si el sofá sería lo suficientemente cómodo…




Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Dom Feb 10, 2019 4:36 pm
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Miku Nakano
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Al escuchar sus palabras me gire elevando una ceja y me crucé de brazos igual como a él había hecho. Ahora estaba diciéndome que podía irme...cuando me llevó aquí de repente.-Pensé molesta frunciendo el ceño sin decir nada; casi nunca me molestaba más bien actuaba normal estaba acostumbrada a ese trato así que prefería simplemente dejarlo pasar. -Se donde vivo el problema es que no se donde esta.-Gruñi aun con los brazos cruzados.- Creo que podrias ser mas amable.- Realmente estaba molesta. Al pasar justo por mi al lado lo mire de arriba abajo sin modificar mi rostro; esté realmente estaba bastante feo en ese estado. Pero aún así en mi mente por un momento pasaron multitud de ideas, ese trato no me gustaba y no me sentia comoda como estaba tratando el tema. Pero tenía que calmarme, pensar y actuar como mejor debía.

Creo que debería hacerte caso...será mejor que me vaya. ¿Podría llamar desde el teléfono del local?-Sonreí con tristeza.- Muchas gracias por dejarme dormir aquí y por su tiempo.-Realice una leve reverencia mostrándole mis agradecimientos. -No se si habrá muchas chicas como yo perdidas pero bueno fue extraña la experiencia.-Mi rostro, mis palabras y todo mostraba falsedad. Esa falsedad que normalmente las personas adultas usaban para cuando algo le molestaba y preferían evadirlos; quería hacer completamente eso y ser todo lo distante que pudiera.

Volví a pasar junto a su lado pasando justo por la puerta; a mi espalda arrastraba mi maleta y me coloque mis auriculares no quería saber su respuesta. Solo quería llamar a el taxi y llegar a mi desconocida residencia de estudiantes. Era tarde y ni sabia si estaria abierta pero esperaré en la puerta antes de que volvieran a tratarla como un bebé o decirle que había olvidado donde vivía. -¿ Entonces podrías dejarme el teléfono?- Me giré devolviéndole a mirar con una sonrisa forzada, siniestra y bastante false en ella se mostraba todo lo que pasaba por mi cabeza. Tal vez el pensaba que había sido bastante amable conmigo por ayudarle y yo me sentía agradecida pero si prefería que me fuera por mi desconfianza me iria.
Miku Nakano
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Dom Feb 10, 2019 7:11 pm
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. Original
Jen

No entendía en absoluto las miradas que me echaba. En todo momento había tratado de ser lo más cordial posible y estaba seguro de que si no hubiera sido por mí habría tenido problemas serios después de entrar al local. Mi cara esbozó una mueca notable, pues aquella manera de expresarse por su parte, tratando de ocultar un ligero odio ilógico, me desagradaba por completo. No tenía por qué aguantar eso, es más, había hecho mucho más de lo que debía desde el principio. Podría haberla echado del local con todas las razones del mundo, pues su entrada no estaba permitida, pero no, tonto de mí, se me olvidaba lo ariscas que podían ser algunas personas incluso si lo que tratabas era ayudarlas. Suspiré pesadamente en medio de su discurso que bien podía ser digno de cine, pues era obvio que sus palabras no reflejaban ni de lejos lo que en el fondo estaba pensando. No era propio de mí esconder lo que sentía, si me caías mal, lo ibas a notar, tanto en mi mirada como en mi voz, y estaba seguro de que ella ya habría deducido que su manera de comportarse no era en absoluto algo que me sentara bien.

De acuerdo — sentencié seco. Después de tirarme las últimas dos horas preocupado por una desconocida, tratando de asegurarme de que no estuviera incómoda mientras yo seguía en el trabajo en uno de los días con más clientela, buscando cualquier espacio libre para ir al vestuario y asegurarme de que todo iba bien y además ofrecerle ayuda para pasar la noche dejando que se quedara en mi casa sin conocerla de nada; después de todo eso, la señorita de pelo rojo era capaz actuar de una manera tan deshonesta que me sentía hasta insultado — No hace falta que finjas, por cierto, no nos conocemos, no tienes que mantener ninguna apariencia — añadí cerrando la puerta del vestuario detrás de mí. Tomé una servilleta de papel y saqué un bolígrafo de mi bolsillo apuntando un número — Ese es el teléfono de una agencia de taxis, llama y diles que los esperas aquí. Hay una cabina telefónica saliendo a la izquierda, en la esquina de la calle — me aseguré de que lo tenía todo y la volví a mirar — Ahora por favor, acompáñame hasta fuera, este es un local para mayores de dieciocho —  siquiera el hecho de explicarle nada sobraba para alguien así. Tendría menos edad que yo, pero estaba seguro de que sabía a la perfección lo que significaban sus gestos y que era lo suficientemente mayorcita como para conocer la palabra modestia. No esperé ninguna respuesta por su parte. Estaba cansado y no por la labor de seguir aguantando algo tan indignante como aquello. Si antes trataba de sonar cordial, porque realmente intentaba tranquilizarla y servirle de ayuda, ahora no me reparaba en hablarle con total seriedad. Comencé a revisar mi móvil mientras caminaba hacia la salida esperando que me acompañara, luego tomaría rumbo a mi piso y encontraría por fin la paz y el descanso después de un duro día de trabajo.





Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Lun Feb 11, 2019 7:24 am
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Miku Nakano
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
21
30835
0
El hielo estaba aquí, el hielo estaba allí, el hielo estaba todo alrededor: ¡crujía y gruñía, y rugía y aullaba; como ruidos en lo salvaje!
Elemental de Hielo
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Podía notar a simple vista que mi reacción no le había agradado para nada era normal estaba actuando de una manera bastante mala aunque no sabía cómo hacerlo para no mostrarme todo lo débil que era para mi decir aquello o ser así era ocultar todo el dolor que sentía por tantos años.- Creo que tienes razón, puede que este actuan un poco deshonesta.-Segui con mi sonrisa en el rostro; todos estos años me habían enseñado a que no podía borrarla y que tenía mantenerla aunque por dentro le pidieran los contrario. -Es solo que sentí un poco de negatividad en tus palabras... como que era una carga asi que no quiero serlo. Pero la verdad es que me siento muy agradecida por ayudarme.-Sonreí cogiendo el papel en el que había apuntado el teléfono del taxi; lo miro un poco y volvió a sonreírle al chico. Mire mi maleta que estaba en perfecto estado y que no me había olvidado nada para aproximarse a la salida del local en el cual me indico que era un sitio para mayores de edad aunque todavía no sabía exactamente que se hacía allí. -¡Que noche tan confusa!-Pensé con una mueca en mi rostro.

Nada más salir vi que se ponía a mirar a su teléfono antes de despedirse; lo mire con algo de tristeza no quería que estuviera enfadado conmigo ni sabia que pasaba por su mente pero quería hacerle entender solo lo que sentía por un momento. Todos tenemos problemas en nuestra mente yo en ningun momento queria pagarlos con ese chico pero me había hecho sentir un extraño estorbo. -Lo siento si...aumente tu cansancio...entiendo que tal vez soy un pequeño desastre.-Agache la cabeza con una mueca.- Me cuesta relacionarme y no entiendo del todo a otras personas...actúe algo infantil y agradezco tu ayuda. Tenia frio y me dejastes tu chaqueta.-Sonreí con tristeza, me sentía un poco mal. -Pero...tu tambien me tratastes de una manera un poco extraña.-Lo mire seria- Solo queria que me demostraras que podía confiar en ti...-Desvie la mirada- ¡Pero te pusistes borde!- Lo volví a mirar.- Podemos empezar de nuevo o puedo irme si quieres...asi que...-Sonrei- Soy Miku, encantada-Le alargué mi mano con una sonrisa; algo de mi esperaba que aceptara pero sabía que todo se había vuelto realmente incomodo y seguramente se negaría a tomarla así que empecé a prepararme psicologicamente ante el rechazo y pensar cosas positivas en mi mente.
Miku Nakano
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Mensajes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Dromes
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
PERMANENT LINKel Mar Feb 12, 2019 6:55 am
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Jen y Morfeo
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
101
42109
1
Sin hielo, por favor. Takemori-MEDALLAS
Sin hielo, por favor. Tenor
Jen

La brisa fresca de la ciudad golpeó mi cara nada más salir por la puerta. El sonido de los coches sustituyó al de la gente dentro y el olor a gasolina el de la cerveza. Era una noche fría en Éadrom. Por las aceras se podía ver gente paseando de un lado a otro buscando algún garito donde echar unos tragos. Otros ya iban pasados de rosca tratando de no caerse mientras se tambaleaban de un lado a otro. Carraspeé mi garganta mientras me hacía a la temperatura del exterior, con el móvil en mi mano respondiendo a los mensajes acumulados en mi jornada laboral. Detrás de mí la chica que en un principio parecía haber escarmentado después de dejarle claro que su manera de tratarme había sido lamentable. Noté su mirada clavada en mí una vez fuera y al escuchar cómo las ruedas de su maleta dejaban de traquetear por el pavimento me imaginé que tendría algo que decirme. Sinceramente había dado por terminado el tema y ya me había puesto a pensar en lo que haría mañana, pero parecía que quería disculparse. La miré sin estar de todo convencido mientras me explicaba todo aquello. Tenía la sensación de que no quería irse, pero ya había dejado mi posición clara. Era como si ella quisiera que le pidiera que viniera conmigo y la realidad es que no la conocía de nada, el hecho de que la invitara era para ayudarla a pasar la noche. Miré su mano extendida durante unos segundos y con un suspiro la correspondí. Supongo que verla tan confusa me recordó a cuando llegué por primera vez a la ciudad así que estaba dispuesto a darle una última oportunidad.

Vamos a ver… — preparé mis palabras para que comprendiera lo que quería decirle — … creo que tú misma podrías deducir si puedes confiar en mí o no. Yo no te lo voy a pedir… Miku. Desde un principio no podías estar ahí dentro y yo mismo te dejé que descansaras en el vestuario para acompañarte luego — bloqueé el móvil y lo coloqué en mi bolsillo — ¿Puedes confiar en mí? Pues… — me encogí de hombros, como si la respuesta se respondiera sola — Yo personalmente no confiaría en desconocidos, pero también sé distinguir entre alguien cuyas intenciones esconden algo detrás y alguien que realmente lo hace de buena fé. Si quisiera haberte hecho algo habría aprovechado el chocolate caliente que te di antes y que al parecer te gustó bastante… — metí mis manos en mis bolsillos — No puedo hacer mucho más por ti, y estoy cansado, ha sido un día largo. Yo no te voy a obligar ni voy a llevarte de la mano, pero ya te dije en su momento que si quieres pasar la noche en mi casa y esperar al día para ayudarte a buscar tu piso, puedes hacerlo — hablaba en un tono tranquilo y sin ningún matiz de odio, si me malentendía llegado a este punto no era algo que estuviera bajo mi control. La miré unos segundos antes de lanzarle la última pregunta — Entonces, ¿qué harás?





Jen y Morfeo
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

 Mensajes
 Dromes
 Reputación

TIENE LOS SIGUIENTES OBJETOS:

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.