Bienvenido a la ciudad de Éadrom, donde la alianza entre humanos y seres sobrenaturales se hace cada vez más fuerte y posible ¿O no?
CONOCE MÁS SOBRE LA HISTORIA
AMBIENTACIÓN
CONOCE NUESTRA HISTORIA

Febrero 2019
Durante muchos años, miles de seres sobrenaturales fueron cazados hasta la extinción. Hoy, existe un "rayo de esperanza", situado en alguna zona de japón llamado "Éadrom", donde es posible la convivencia entre seres sobrenaturales y humanos.

Cubierta por un manto de protección, la también llamada "Ciudad de la Luz" sirve de hogar para muchos que aún lo creen posible, otorgándole educación a las jóvenes promesas sin importar su raza en uno de los institutos más grandes de todo Japón: el Instituto Takemori.

ESTACIONES
cambiantes cada día

SISTEMA MONETARIO
Monedas: Dromes
Billetes: Soilses

Shiki Topsite!


CONEXIÓN
bienvenido a la ciudad éadrom
Conectarse

Recuperar mi contraseña



NAVEGACIÓN
links importantes



BÚSQUEDAS DE ROL
¡Publica tu búsqueda aquí!

A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK


ÚLTIMOS TEMAS
de habitantes
Últimos temas
» The Shady White Mage - Tsukihime Amamiya ID (En construcción)
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyHoy a las 6:58 am por Luka Crosszeria

» Spilling the coffee (Priv. Bastian Shawn)
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyHoy a las 12:50 am por Bastian Shawn

» Intentando no odiarte.
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyHoy a las 12:08 am por Elizabeth Campbell

» Carys's ID
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 10:33 pm por Carys O'Doherty

» M a f i a ♠ K i n g [Dante ID]
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 8:23 pm por Dante Sieger

» HOLA A TODOS!
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 5:19 pm por Elsina Migos

» El vaticinio del bosque.
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 4:52 pm por Haruki Nishinomori

» Solicitud de Desbaneo
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 3:16 pm por Alice/Elizabeth

» Reserva de físicos
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 3:10 pm por Alice/Elizabeth

» LIBRO DE FIRMAS
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko EmptyAyer a las 2:25 pm por Dante Sieger



MINI ANUNCIOS
¡colabora con la comunidad!

SE NECESITAN PROFESORES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí
NECESITAMOS LICÁNTROPOS & ÁNGELES
Daremos una recompensa de 3 000 dromes. Reclámala aquí



MEJOR POSTEADOR
¡de este mes!




¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
¡colabora con la comunidad!






Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko A810

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Privado Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko

Mensaje por Daiba Nana el Lun Feb 04, 2019 8:06 pm

-Bien, ya tenemos todo registrado, es un placer darle la bienvenida a Takemori Srta. Daiba. Espero muy buenos resultados de Ud.- con esas palabras del director, ya estaba en esta nueva escuela. Ya no recordaba por cuantas he pasado durante un año entero, lo curioso es que debo volver a tomar el segundo año; ¿Deja vu? bastante irónico, en especial si mi preciado monóculo lo tiene ese rufián. Durante ese año me he estado cuestionando muchas cosas ¿Cómo supo de este? ¿Ese ser que se me presentó aquella vez tendrá algo que ver? ¿Acaso su deseo era mejor que el mío? Y si es así ¿Qué deseo habrá pedido? Todas esas interrogantes no me dejaban tranquila.

Cuando iba a una escuela nueva, siempre buscaba un club de teatro, y si no existía lo fundaba, pero solo duraba un par de meses, era mi fachada para buscar al responsable; cuando no lo hallaba, renunciaba a dicha escuela e iba a otra. Fue así como di aquí en Takemori, un instituto bastante particular; no solo había seres como yo, había razas que solo creía que eran mitos y leyendas o sacadas de algún cuento o película de ficción. En fin, tenía que hacer lo que siempre hago al llegar a una escuela nueva, buscar el club de teatro.

Pasé al tercer piso, donde se encontraban todos los clubes, no existía tal club; había que recurrir al Plan B: Fundar un club de teatro y para eso me dirigí a la sala de actos, que por lo general es un galpón grande donde están las canchas y al fondo el escenario, a diferencia de la sala de practicas y el anfiteatro de Seisho, este era igual al de las otras escuelas a las que asistí. Me subí al escenario, ya hacía mucho que no lo hacía, me puse en medio de este y recite uno de los monólogos más conocidos:

-¡Ser o no ser, he aquí el problema! ¿Qué es más levantado para el espíritu: sufrir los golpes y dardos de la insultante Fortuna, o tomar las armas contra un piélago de calamidades y, haciéndoles frente, ¿acabar con ellas? ¡Morir…, dormir, no más! ¡Y pensar que con un sueño damos fin al pesar del corazón y a los mil naturales conflictos que constituyen la herencia de la carne! ¡He aquí un término devotamente apetecible! ¡Morir…, dormir! ¡Dormir…! ¡Tal vez soñar! ¡Sí, ahí está el obstáculo! ¡Porque es forzoso que nos detenga el considerar qué sueños pueden sobrevenir en aquel sueño de la muerte, cuando nos hayamos librado del torbellino de la vida! ¡He aquí la reflexión que da existencia tan larga al infortunio! Porque ¿quién aguantaría los ultrajes y desdenes del mundo, la injuria del opresor, la afrenta del soberbio, las congojas del amor desairado, las tardanzas de la justicia, las insolencias del poder y las vejaciones que el paciente mérito recibe del hombre indigno, cuando uno mismo podría procurar su reposo con un simple estilete? ¿Quién querría llevar tan duras cargas, gemir y sudar bajo el peso de una vida afanosa, si no fuera por el temor de un algo, después de la muerte, esa ignorada región cuyos confines no vuelve a traspasar viajero alguno, temor que confunde nuestra voluntad y nos impulsa soportar aquellos males que nos afligen, antes que lanzarnos a otros que desconocemos? Así la conciencia hace de todos nosotros unos cobardes: y así los primitivos matices de la resolución desmayan bajo los pálidos toques del pensamiento, y las empresas de mayores alientos e importancia, por esa consideración, tuercen su curso y dejan de tener nombre de acción… Pero ¡silencio!… ¡La hermosa Ofelia! Ninfa, en tus plegarias acuérdate de mis pecados.-


Última edición por Daiba Nana el Miér Mar 27, 2019 7:59 pm, editado 2 veces


Nana habla - Nana actua - Nana piensa
Daiba Nana
Dromes : 10230
Reputación : 0
Mensajes : 19
Ver perfil de usuario
Daiba Nana
HUMANOS

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko

Mensaje por Chiasa Yokomiko el Lun Feb 18, 2019 12:37 am

Como de costumbre, me había quedado dormida uno de los días más importantes para mí misma. Definitivamente un nuevo comenzar había llegado y la alarma que había puedo, para variar, no la había sentido.

Si bien el instituto no quedaba tan lejos como pensaba, no tenía mucho tiempo que perder. Rápidamente tome mi uniforme escolar, llaves, bolso y sin tomarme el cabello salí corriendo del apartamento para ahorrar si quiera algo de tiempo.

-Siempre es lo mismo conmigo… porque porque porque!- Algo frustrada y apresurada, me cuestione cuantas veces podía el hecho de ser tan irresponsable, aunque la respuesta era bastante simple... Jamás me había comprometido con algo realmente en serio, al menos no en tanto tiempo y si quería un cambio, de verdad debía ponerle empeño a esto, de otra forma… sumaria un desastre más a mi vida que de por si era un desastre andante.

Corrí por los pasillos, escaleras más que agitada, mi corazón latía a mil… como si fuese a escapar de mi pecho. Era el primer día y si no hacía algo al respecto no duraría mucho en él, menos con la nueva tarea que se me había encomendado, darle vida a los escenarios, estudiarlos para que en caso de que hubiese una nueva obra, fuesen mis flores las que lo llenarán de gozo.

-L…Lamento la demora! – Entre al salón de actos de golpe, sin siquiera tocar antes de entrar, esperando encontrarme con la directora del instituto. En cambio, al medio del escenario divise a una chica de cabellos dorados, que al parecer lo había dejado todo en el monologo que parecía haber dado. Mientras yo torpe e impuntual, me encontraba parada en la entrada, con los brazos extendidos, tratando de respirar y buscando las palabras para disculparme, cosa que a cada segundo que pasaba se hacía mucho más difícil.

-Yo… ehmmm… no quería interrumpir… ahh~- Baje la cabeza avergonzada… ¿Qué demonios estaba haciendo? ¿Por qué simplemente no podía actuar como una persona normal? ¿Qué eran esos nervios que sentía? Fueron las tres preguntas que rodeaban mi mente, como quien recibe tres tiros a la cabeza. Rápidamente me acerque al escenario, parándome frente a el, intentando calmarme un poco – Lamento llegar tan abruptamente e interrumpirte… - Miré a la chica a los ojos, pensando que ella tendría que ver algo en lo que se habia acordado previamente, preocupada por la primera impresión… después de todo esa era la que valía más que todas y cambiarla iba a ser más difícil que levantarse temprano.


Última edición por Chiasa Yokomiko el Dom Mar 24, 2019 1:59 pm, editado 1 vez



Jamás podrías imaginar lo feliz que me haces cuando mis ojos te buscan y te encuentro mirándome Natsuki.
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko Tumblr_ouce8wFFyB1w8qokno1_500
Yo hablo - Yo pienso[/center]
Chiasa Yokomiko
Salón : Universitario(a) Edad : 23 Dromes : 60349
Reputación : 2
Mensajes : 37
Ver perfil de usuario
Chiasa Yokomiko
PROTECTORES DE LA NATURALEZA

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko

Mensaje por Amnesia el Sáb Feb 23, 2019 8:52 pm

Se encontraba en la parte más lejana de ese teatro. Apartada de todo ojo curioso que por causas desconocidas pudieran verla, escondiéndose como el sol detrás de una nube. De cierta forma no era posible verle, pero quien pusiera suficiente atención podría percatarse de su aura. Regresando a la idea principal ¿que estaba haciendo en ese lugar cuando su destino era otro? Podría decir que caminando por los pasillos termino escuchando una especie de discurso y esa la principal razón de su presencia. ¿Qué termino por atraerla? Fue quizás esa emoción para recitar, la fuerza con la que eran dichas aquellas palabras o simplemente era que no tenía nada mejor que hacer así que perdía un poco el tiempo antes de clases. Mas atractiva resultaba la idea de estar en casa, sin embargo, estudiar o mejor dicho mejorar sus calificaciones eran pare de una promesa que simplemente no podía fallar.

Escucho atenta apenas haciendo movimiento alguno, que descortés seria de su parte simplemente interrumpir a esa chica que tan enfocada en su papel estaba. Miro la hora en su celular, pronto debía irse así que nada mejor que hacerlo ya.

Un fuerte estruendo sacaría a Natsuki de sus pensamientos, casi logrando que diera un pequeño saltito. Como escena inesperada de alguna película una tercera persona llego, por instinto se recargo sobre la pared como si pudiera fundirse con ella, algo absurdo que de todas formas intento. En su lugar lograba distinguir a ambas figuras y aun si eso no fuera posible bastaba con la voz para poder reconocer a una de ellas “esto es malo” imaginaba que termino por meterse en algún tipo de reunión, una que por supuesto no tenía invitación.

Meterse donde no era llamada presentaba un problema, por tal razón que intentara marcharme minimizando todo sonido. Parecido a cuando se regresa muy noche de una fiesta y se hace lo imposible para no despertar a nuestra progenitora “antes de otra cosa me pinto de colores…” Con esa idea más clara que cielo sin nubes se marchaba, pero el destino contrario a sus deseos decidido intervenir. Seguro se reía después de ocasionar tan buena broma, casi podía escucharlo burlándose de sus penas. Y es que paso una de las cosas más absurdas…

Se tropezó con una especie palo mecánico, posiblemente instrumentos del teatro, que ocasiono tremendo ruido. Ah, pero no conforme con eso tiro unos cuantos mas que estaban apilados en ese lugar, así como efecto domino, perfecto.  — eso es inconveniente… — nunca fue su intención hacer notar su presencia, y aquí estaba intentando levantar los artefactos causando aún más escándalo. Justo lo que necesitaba, desgraciada y ruin suerte la que tenía.


 Invitado no recuerdo haberte olvidado.
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko Giphy
I'm mesmerized by that radiant smile that competes with the sun~
Regalito x3  :
Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko Amnesia2
—Hablo—"Pienso"
Amnesia
Salón : Universitario(a) Dromes : 106222
Reputación : 24
Mensajes : 313
Ver perfil de usuario
Amnesia
RAZA ÚNICA

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko

Mensaje por Daiba Nana el Miér Mar 27, 2019 9:04 pm

Apenas terminé con mi monólogo, veo a una chica de cabellos negros mirándome, respiraba de manera agitada, como si hubiese llegado tarde a algo. ¿Acaso tenía que hacer algo en la sala de actos? -No sabía que tenía público- Ella parece que se disculpaba por interrumpirme -No tienes que pedir disculpas y no entiendo eso de llegar abruptamente ¿Esperabas a alguien?- No deje que respondiera para seguir hablando -Olvide presentarme: Me llamo Nana Daiba, aunque si lo dices al revés suena como “banana” así me apodaron, puedes llamarme Nana o Banana, como quieras hacerlo- me senté en el borde del escenario y mire su libro con curiosidad, parecía ser un libro de decoración con flores -Creo saber a qué has venido aquí- me levanto de nuevo y me aclaro la voz -Estas aquí para decorar el salón de actos con flores. ¿Cómo lo supe? Simple, vi tu libro de decoración floral, por lo que asumo que el director te cito aquí para ver ese asunto, lo cual me parece demasiado contradictorio. Y ¿Por qué? Porque no hace mucho que estuve en su oficina y el no mencionó que vendría aquí. ¡Ergo! Tal parece que tu querida mía, te confundiste y debiste haber ido a su oficina- Termino mi dialogo haciendo la V de la victoria.

En ese momento se escuchó un estruendo -Hay alguien mas aquí- dije y fui hacia un costado del escenario y con mi móvil alumbre el lugar oscuro -¿Quién anda ahí?- grité y veo una sombra, me acerco más y alumbro hacia esa dirección y veo una chica de cabello corto y castaño -Tremendo susto nos has dado chica- la ayudo a salir de ahí -¿Qué hacías allí sola? Apuesto a que eres de esas personas que se creen lobos solitarios- Miro a la otra chica, y veo que observa a la otra de una manera muy particular -Un momento… ¡Ustedes se conocen! Vaya como son las cosas- solo podía reír y luego recupero la compostura -Tendré que presentarme de nuevo: Me llamo Nana Daiba, pero dime Nana o Banana, ya verás por qué. A propósito ¿No les parece extraño que nosotras tres estemos aquí reunidas en este lugar? Es como si el destino quisiera que nos juntáramos, bueno yo solo vine aquí para ver el lugar donde el futuro Club de Teatro tendrá sus presentaciones, la chica peliazul se confundió, ¿y tú, que hacías allí escondida?- le pregunté a la chica que había sacado de su escondite.


Nana habla - Nana actua - Nana piensa
Daiba Nana
Dromes : 10230
Reputación : 0
Mensajes : 19
Ver perfil de usuario
Daiba Nana
HUMANOS

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: Acto 1: La llegada / Priv. Amensia & Chiasa Yokomiko

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.