image
NORMAS
image
EVENTOS
image
PREMIOS
image
STAFF DE ITR




















Instituto
Takemori
¡BIENVENIDO A A ÉADROM!

¿Estas preparado para escribir tu propia historia en el Instituto Takemori? Adéntrate en el mundo mágico de Éadrom en donde casi todo es posible. Convive junto a otros seres sobrenaturales y humanos. Comprueba si es posible que ambas especies vivan en paz y armonía. Diseña tus propias aventuras, persigue los objetivos que te trajeron hasta aquí y por sobre todo pásatelo en grande! Estas a un paso de formar parte de esta gran historia! Adelante!
¡Felicidades por los 7 años!




















Últimos
temas
¡LA ACTIVIDAD DE
NUESTRA COMUNIDAD!
Últimos temas
» Saludos Mortales Del Séptimo Universo.
Hoy a las 7:53 am por Takeda

» Ficha Una y Fufu, con un cuervo
Hoy a las 3:04 am por Khaeli Dunkheit

» Mi acosadora y yo (?)
Ayer a las 11:52 pm por Hana Iwafune

» Ausencia [Perdón xd]
Ayer a las 11:09 pm por Joshua Black

» Ficha de Rol
Ayer a las 10:31 pm por レオ reo

» Un día de exploración [privado]
Ayer a las 10:25 pm por Mitsuki Fujimori

» Busqueda de algo Inusual. ¡Yaaay! ^__^
Ayer a las 10:10 pm por Yuno Gasai

» Ausencia, espero que corta
Ayer a las 7:57 pm por Alice Donakis

» TIENDA DE ITR
Ayer a las 7:40 pm por Noire N. Reiss

» Criatura mística II [Priv. Jestro]
Ayer a las 7:16 pm por Dylan Kuroki





















¡Vota por
nosotros!
¡APOYA A NUESTRA COMUNIDAD!



Shiki Topsite!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Privado El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Vane el Miér Mayo 30, 2018 9:35 pm

Domingo, 09:00 A.M.

El aire es espeso...
Los cuervos sobrevolando los tejados de la ciudad yacen inquietos ante la presencia de sirenas de policías. Las patrullas cruzan una calle amplia hasta aparcar frente a una tienda de repostería. Una vez fuera del vehículo, oficiales proceden a aislar una casa en particular con cinta amarilla, en tanto forenses inspeccionan el lugar con una delicadeza enorme.
Finalmente, los cuervos que me obedecen detienen sus alas junto a mi, al borde de un edificio en construcción a la lejanía.

-¿Ven eso, sombras?-indico a mis aves-es el llamado para entrar en acción.
Los cánticos de patrullas, el olor a sangre...anuncian la llegada de la muerte hasta esa casa.


Inclino mi cuerpo hacia delante, dado a lo cual termino dejando mi cuerpo caer. Veo las ventanas del edificio volverse borrosas frente a mi, subiendo rápidamente, y sin miedo a fallecer, cierro los ojos. Mis ropas son rodeadas por las sombras, las cuales emprenden vuelo nuevamente cuando me encuentro de cara al suelo.

No importa. No pasa nada.
Porque aquella forma que me hace humano desaparece reemplazada por la forma de un cuervo. Me he transformado en un ave oscura más, y emprendo vuelo por entre las casas hasta llegar al tejado de la escena del crimen, en donde vuelvo a convertirme en mi forma "humana".

Posando los pies suavemente sobre el techo de la escena del crimen, a contraluz con el sol, comienzo a recitar mi ritual frente a todos los consternados policías, cubriendo a la vez mi rostro con la bufanda que me caracteriza.

-Veo y tienen un problema difícil de resolver, camaradas.
¡No entren en pánico!
No importa qué tan difícil sea el caso, siempre lo lograré resolver.
¿Ah? ¿Quieren saber por qué...?


Pregunto de manera egocéntrica tras lo cual sitúo mi mano derecha sobre mi cara, en una pose de soberbia.

-Pues porque soy el vigilante de la noche,
y la sombra de los cielos,
soy la espada de la verdad,
y el vocero de los muertos...


Abro los brazos con un dramatismo completamente innecesario, acompañado por el grito de un cuervo a la distancia.

-¡¡Tranquilos, ciudadanos!!
¡¡Temed, villanos!!


Salto desde lo alto hasta finalmente aterrizar en el pavimento, mi rostro apunta hacia el suelo, mi abrigo de capa se estira en vertical apuntando a los cielos.

-El héroe de los muertos...-Subo mi mirada de golpe frente a los demás, y...-ha llegado.
-Disculpe, señor, debe mostrarnos su identificación o será arrestado. -Me indica un oficial a cargo de la escena.
-¡¿E, eh?! -Exclamo impresionado por no ser conocido. Bueno, no hace mucho llegué a la ciudad, esto tiene sentido. Entendida la situación, le muestro la identificación - ¡Soy Vane! ¡Ve-in!, ¡harían bien en recordarlo, todos ustedes!

Pasada mi indignación inicial, y aclarado mi estatus como detective, procedo a entrar a la escena del crimen con los brazos a mi espalda.

-¿Qué tenemos, oficial?
-¡S, Sí, de inmediato, detective! -respondía a mi el encargado con un respeto más adecuado.
-Hombre de treinta años, encontrado muerto en la cocina de su casa con una única herida en la cabeza realizada por un arma contundente. Además hay lo que parece ser una nota en clave frente al cadáver.
-Bien, oficial. Déjeme el resto a mi.
-¿Disculpe? ¿A qué se refiere?

Frente a la duda del oficial me giro viéndolo a los ojos.

-Me refiero a que no es necesario aquí, lo siento mucho, pero deje esto en mis manos y tenga a su equipo de forenses listos para asistirme.
-O, oh...entendido...
De mala gana el policía sale de la casa. Miro a las ventanas angustiado.

-No me sirve trabajar con un policía que no sabe que se debe aislar la escena del crimen por completo. Las ventanas no han sido cerradas con plástico quirúrgico y estan abiertas de par en par, esto es horrible.
Continuo a este pensamiento, procedo a caminar hasta la escena del crimen, en donde un hombre se encuentra boca en posición decúbito abdominal.

-Esto es lamentable...descansa en paz - es como me dirijo al cadáver haciendo una señal de plegaria con mi crucifijo.


Pienso | Hablo | Actúo
avatar
Edad : 23 Dromes : 9521
Reputación : 1
Mensajes : 46
Ver perfil de usuario
Vane
VAMPIROS

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Eliel Di Laveau el Miér Mayo 30, 2018 11:52 pm

El día era igual a todos los demás para la bruja; el aroma a café recién sacado de máquinas nada parecidas a cafeteras llenaba el lugar, el dulzor del glaseado de las cientos de donas multicolores condecoraba el aire renovado que entraba cada vez que un nuevo cliente ingresaba a la tienda, forjando una sonrisa en sus rostros con el mero hecho o la simple idea de probar alguno de esos bocadillos tan peculiares, pero sin duda alguna deliciosos. Los rayos del astro rey entraban por los amplios ventanales, dibujando entre sombras las letras que estaban impresos en estos “Cafetería y repostería Laveau” en el suelo opuesto a la dirección del sol.

Las voces de los visitantes ahuyentaban el silencio con conversaciones alegres sobre casi cualquier cosa, pero ese día y en ese lugar otro tópico se hizo presente; para algunos escalofriante, para otros extraño, o incluso como material para una crítica social típica de estos casos “Hace falta más seguridad en esta ciudad” o “Los policías y asociados son unos inútiles” pero en ocasiones aparecían algunos sujetos tan extraños o simplemente tan curiosos para considerar lo ocurrido como algo interesante e incluso divertido; no por el hecho de que hayan asesinado a alguien, sino por el “Thriller” de sentirse parte de lo que en sus mentes podía ser una novela de suspenso, un programa de asesinatos y ser ellos los investigadores que analizaban las pruebas en sus mentes, buscando un posible responsable, una figura, un rostro al cual culpar por lo ocurrido, pero claro, sin querer ser realmente participes de la verdadera acción, por temor, por ocio o por quien sabe qué. Aunque no se negaban a darse un verdadero espectáculo mediante sus conspiraciones en sus mentes “Fue el estado” “Fueron los terroristas” “Un desamor” Etc. Todo en sus mentes parecía ser la única e irrefutable verdad, pero claro, sólo lo era en sus mentes.

Eliel se encontraba mirando atentamente a los recién llegados; policías en su mayoría, los que anteriormente habían pasado a su tienda por bocadillos varios y sus cafés porque según ellos este les activaba lo suficiente para encontrar pistas. No más que sandeces, aunque si ellos creían que les funcionaba, pues allá ellos. La bruja saludaba ocasionalmente a los visitantes que le veían y le reconocían como la propietaria del lugar pues claro, era la única sentada en el mesón de atención, comiendo una mitad de tarta de frambuesa y merengue mientras mecía sus pies en un además sumamente infantil.
Sus homúnculos llevaban a buen ritmo los pedidos en la tienda, creando más pasteles usando máquinas extrañas hechas por la misma bruja, mezclando sabores y dando vida a pasteles y dulces únicos que encantaban a sus clientes con cada bocado, bebidas que parecían sacadas de sueños deliciosos, entre otras cosas.

Por su parte Eliel no quitaba la mirada del cinto amarillo clásico de películas de suspenso o asesinatos “Ahora falta que llegue el investigador estrella: un novato con grandes sueños y actitud de sobra o un sujeto curtido por la investigación y la vida ruda de la policía” pensó mientras limpiaba sus labios de los pedacitos de tarta que quedaban en estos y para sorpresa suya, pasó, lo que le alegró aún más. Vio una especie de espectáculo con un niño, cuervos e intercambio de palabras con los policías ya presentes – ¡El novato!- Exclamó para sí mientras apuntaba con su tenedor al recién llegado, comiendo luego lo que quedaba de su tarta, limpiando sus labios una última vez antes de levantarse de un salto del mesón para salir de la tienda, aunque no sin antes ir a buscar su sombrero de bruja y su Lil´ Witch Pocket. Por si acaso.

- Jacky, te dejo encargada de la tienda y por favor no dejes que Murdercat se coma las donas de arándano. Sabes que no puede controlarse- Mencionó sin perder su sonrisa, mirando a Murdercat la cual se sonrojó y soltó un maullido a la vez que sus manos inquietas jugaban con el cascabel que colgaba de su gargantilla, a lo que Jacky asintió y siguió en su trabajo.

Ya una vez afuera de la tienda sólo le separaba una calle de su destino, la escena del crimen ¿pero por qué cruzar de forma normal? Era aburrido y las ansias ya tomaban control de su cuerpo; de su pequeño y curioso bolsito sacó su escoba, un artefacto tan grande como ella, su Nox Walpurgis, subió en ella y se alzó un par de metros en el cielo, cruzando la calle y quedando con vista panorámica de lo que pasaba, pero no sin llamar la atención de los policías allí presentes, los cuales le miraban extrañados y ella sonrió y sacó su lengua en señal de burla. Al parecer no podía ver mucho de lo que pasaba adentro, pero quería saberlo ¿quién le impediría verlo? Pues nadie, así que entraría, aunque no sin un plan, o algo similar a un plan.

- Jacky, prepara dos cajas de donas con glaseado doble y rellenas de crema de Moka, por favor -

Dijo a su sombrero, el cual esbozó una sonrisa y derivó el mensaje a su homúnculo mencionada.


"La vida es dulce, al igual que mis caramelos"


-Yo hablo-// Yo pienso //Yo rimo <3 // yo narro
Mis homúnculos hablan: Jacky, Frosty, Catty, Trika
avatar
Salón : 2 A Dromes : 34655
Reputación : 0
Mensajes : 52
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Vane el Jue Mayo 31, 2018 11:08 am

Guantes de látex, máscara para cubrir la boca, todos estos utensilios me fueron entregados por los médicos forenses rodeando el cuerpo, quienes además sujetaban bolsas de plástico aislantes para la recolección de cualquier prueba física.

Ajeno a todo lo que ocurriera en el exterior, mi mundo se convirtió en esta casa. Esta habitación. Esta escena y este cadáver. Ahora daba comienzo la investigación.

Música ambiental de investigación:

Lo primero a revisar sería el estado del cadáver.
Acerqué mi cuerpo pisando a través de la zona designada por los forenses, al inclinar mis rodillas frente a la víctima puedo observar la herida mortal más de cerca. Examino con mis manos en busca de objetos en los bolsillos, señales de lucha o alguna otra sorpresa. Los forenses se impresionan cuando me ven escabullir la mirada bajo la ropa interior del cadáver, sin embargo, me es importante conocer todos los detalles, y estos sitios pueden ocultar algo importante. Lamentablemente, no había nada.

-¿Tenemos identidad del cuerpo?
-Correcto, detective. Según la vecindad, este hogar esta a nombre de Frederick Hanson, hombre soltero y padre de dos hijos.

-Ya veo...Entonces anote lo siguiente, por favor.
La víctima es Frederick Hanson, estatura 1,65 m. y peso probable alrededor de 78. Según el rigor mortis, estimo la hora de la muerte alrededor de las 07:00 A.M. del día presente. La causa parece ser un traumatismo severo, probablemente con hemorragia intracraneal, provocada por un único golpe realizado con un arma contundente, en la zona inferior izquierda de la nuca, donde se observa la apertura del cuero cabelludo y una cantidad de sangre importante.
El sujeto no porta ningún objeto en los bolsillos, no hay signos de forcejeo, robo ni acto sexual, es correcto asumir que la víctima fue asesinada de improviso.


Tras examinar el cadáver, recorrí la mirada en busca de una pista importante...

-Detective, ¿podría ser que busque...?
-El arma homicida. ¿No la han encontrado...?
-Negativo, señor.
-Ya veo, anote entonces.
El arma homicida debería ser un objeto contundente, mas no se encuentran rastros de ella en la escena del crimen.
Además quiero que llame a informaciones para obtener una orden de búsqueda, a juzgar por la naturaleza de la herida, el arma ha de tener un gran rastro de sangre. El asesino no puede haber ido muy lejos con esta, esta calle es concurrida por la presencia de múltiples tiendas.


Doblo la mirada hasta una salpicadura de sangre en la pared. Pido con las manos una cinta de medir para comprobar la altura de la mancha. Parece estar empezando a secarse. Además me tiro al suelo de manera inusual, como si hiciera ejercicio físico, cuando en realidad solo me preocupo de oler con mi sensitiva nariz de vampiro.

-La salpicadura de sangre en la pared proviene desde un ángulo bajo de acuerdo a cómo se han esparcido las gotas. Aplicando altura y ángulo, deduzco que la víctima se encontraba de pie a una distancia de un metro de esta pared a momento de ser atacada...-miro hacia lo que tengo en frente-probablemente lavando la loza sucia. Además, de acuerdo al ángulo y la altura de la herida mortal, es posible asumir que el culpable debe medir alrededor de 1,54m. Ubicándole en un rango acorde a una mujer joven, pero fornida, o un hombre bajo.
No hay señales de uso de lejía, ni materia fecal, por lo que nadie intentó limpiar sangre en ningún otro lugar, ni han habido intentos de engañar las pruebas de luminol. El asesino mató a la víctima y huyó.


Examino entonces la loza sucia y limpia, procurando oler cuan perro con juguete nuevo.

-Los platos fueron lavados recientemente, siguen húmedos por el frío de la mañana. Hay platos sin lavar, sobre los cuales se observan discretas gotas de sangre, las cuales refuerzan la hipótesis de que la víctima murió lavando los platos. Los platos contienen restos de un pastel de verduras variadas.

Entonces llevé mi mano a la boca. Pensé en una posibilidad al notar la falta de manchas de aceite sobre la cocina. Los forenses consternados me veian consumir la escena completa, en unos pasos alcanzo un refrigerador dentro del cual compruebo mis pensamientos.

-La víctima solo tiene verduras, huevos y productos lácteos. Estamos hablando de un vegetariano.
-Disculpe, detective, ¿de qué nos sirve saber eso...?
-No lo sé, pero tengo una intuición particular para estas cosas...

Volteando como buen bailarín, me acerco a las ventanas para buscar alguna donde la humedad y acumulación de polvo, mas no creí que en ese momento, mi ensimismada investigación sería interrumpida por una persona algo...especial.


Pienso | Hablo | Actúo
avatar
Edad : 23 Dromes : 9521
Reputación : 1
Mensajes : 46
Ver perfil de usuario
Vane
VAMPIROS

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Eliel Di Laveau el Mar Jun 05, 2018 5:29 pm

Eliel esperó sentada en su escoba, cruzada de piernas con una ligera pizca de aburrimiento ¿por qué sus niñas tardarán tanto en hacer su pedido? En realidad habían pasado cerca de dos minutos, pero para Eli es como si hubiese sido media hora. En un instante su sombrero se movió inquieto, por lo que Eliel lo tomó entre sus manos, volteándolo y sacando dos cajas de colores malva que despedían un delicioso y tibio aroma azucarado – Gracias Jacky, dale besitos a tus hermanas por la ayuda~ - Dijo mientras descendía nuevamente a los policías, casi saltando de su escoba, sosteniendo ambas cajas, una en cada mano, aterrizando con una pirueta digna de diez puntos, o al menos así lo veía en su mente, en realidad sólo se había bajado de la escoba y ya.

Dando pequeños saltitos se acercó a los policías y sin preguntan ni esperar respuesta, les puso las cajas en el rostro – ¿Se les antoja un par de donitas? Son ricas, libre de gluten y aptas para celiacos, wink wink~ - los policías le miraron, luego se miraron a ellos, después nuevamente a la caja pero sin decir nada- Vamos, las hice especialmente para ustedes ¿no quieren probarlas? Claro que quieren, ustedes dos estaban en mi tienda desde temprano ¿no? ¡Si! A mí no pueden mentirme, bueno si pueden, pero lastimarían mi corazoncito de bruja – hablaba muy rápido, sin sacar las cajas de los rostros de aquellos hombres, pero tenía un truco; Si bien no era una bruja malvada ni nada por el estilo, si le gustaba hacer un par de bromitas, y las donas eran las bromitas ¿por qué? That´s a surprise, keep reading and you´ll see what i mean~y en caso de fallar, sus golems de turrón entrarían en acción...tal ves.

Los oficiales miraban las cajas, una o dos donas no harían daño, además tenían una apariencia exquisita, el glaseado brillaba con las luces que se filtraban a medida que habrían las cajas, liberando a su vez el aroma a café y chocolate propio del Moka. Ambos sonrieron al mismo tiempo, casi como si estuvieran coreografiados a hacerlo, y tomaron las donas, dando una mordida a estas ¡y he aquí el truco! Como toda buena bruja, Eliel es buena con los encantamientos y las maldiciones ¿y qué mejor que una maldición almibarada para este caso? Claro, no es que fuesen a morir o algo por el estilo, sino que simplemente harían lo que Eli les dijera sin chistar, algo que era posible gracias a sus súper maldiciones a control remoto, como ella solía llamarles. Y en caso de que algo ocurriese que fuese fuera de lo normal, unos pequeñísimos cólicos capaces de dejar a una persona normal en cama una semana los afectaría. Siempre es bueno tener un plan B, o C, o D…ya me entienden.

- Simón dice… ¡FIRMES!- Y los oficiales adoptaron la posición clásica de atención de las fuerzas armadas, por lo que Eliel no puedo evitar reír, porque sus donas habían funcionado – Simón dice… ¡MAULLEN! – y así hicieron, aunque era extraño ver a hombres de esa edad maullando de esa forma, lo que le sacó otra risita maliciosa por todo lo que pasaba- Simón dice…quiero que me den una de sus placas y que se vayan a comer a mi tienda, pssst…las tartas de fresa están con 50% de descuento, aprovechen- Y como era de esperarse, los hombres cruzaron la calle sin chistar, entraron a la tienda y pidieron de las tartas como si nada hubiese pasado - Mis niñas se encargarán del resto, sólo espero que no le den un coma diabético o algo por el estilo-

Sacó su lengua e iba a entrar a la escena del crimen, pero antes de siquiera dar un paso, se detuvo en seco, sacando de su bolsito una mascarilla de color rosa con un corazón en el centro, y dos guantes del mismo color- ¡A trabajar!-

Con esto entró en la escena, admirando como si estuviese en el lugar más maravilloso del mundo, algo que es nada común pero qué más da. Un poco más allá vio al muchacho de antes, al “novato entusiasta" según ella y se le acercó, recargándose contra él, mirando por la ventana – Bu~ - dijo mientras mantenía su sonrisa, en un intento infantil de asustarle - ¿buscas algo? ¿Qué cosa? ¿Qué edad tienes? Pareces un niño ¿eres un niño? ¿Cómo te llamas? Yo soy Eliel, el placer es tuyo – bromeó y permaneció allí, llena de emoción.


"La vida es dulce, al igual que mis caramelos"


-Yo hablo-// Yo pienso //Yo rimo <3 // yo narro
Mis homúnculos hablan: Jacky, Frosty, Catty, Trika
avatar
Salón : 2 A Dromes : 34655
Reputación : 0
Mensajes : 52
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Vane el Jue Jun 07, 2018 5:51 pm

Un salto en todos mis músculos acataron la sorpresa que la repentina aparición de esa chica habia ocasionado. Tocado por una sensación propia de un cuerpo humano, giré azarado quedando de cara a la muchacha. Sus ropas extravagantes no eran ni de lejos propias de un policía. Ese rostro de niña dibujó una sonrisa completamente que no mezclaba bien con una escena del crimen, y sus posteriores preguntas eran todavía más incoherentes.
Mi primera impresión era de que se trataba de una niña, que logró colarse en la escena a pesar de la vigilancia. No obstante, descarté la idea por estar totalmente carente de sentido. Los oficiales tienen solamente un bendito trabajo, dudaba demasiado que tuvieran las agallas para fallar.
-¿Entonces se trata de una detective...?-me pregunté, tratando de analizar la sopa de preguntas que escupió en mi cara. -Preguntó qué buscaba, datos sobre mi edad y sexo, además de presentarse...
De todas esas preguntas, la más importante y la primera que hizo coinciden. Ella quiere saber sobre lo que estoy buscando...
-¡Ya veo, solo es una detective asignada para el caso que quiere presentarse y ayudarme!
 Y claro, llegó tarde...por eso no entiende bien la situación...
 La sonrisa debe ser porque no ha visto demasiadas escenas del crimen.
 ¡Lo tengo, es una novata y fue encargada a mi confianza para enseñarle una práctica..............creo....!
 Lo habia decidido. En un enorme monólogo interno desbordando en asunciones sin más que lógica de bebé  para respaldarlas, decidí proceder mi investigación con esta detective. Eso es, tiene una mascarilla, seguro es una detective. ¡Seguro...!
El por qué me apresuré en pensar que era una policía novata, pues...Porque quería un aprendiz.
Mi comportamiento de héroe forzado de discursos dramáticos tomó lo mejor de mi. Decidí que la trataría como a mi aprendiz. La sorpresa escapó de mis ojos, tomando su lugar mi lado más infantil, y comencé a hablar...
-Ja, ja, ja, ja...
¡¡Bwaaaaaaajajajajajajaa!!
 Te estaba esperando, tú, mujer nacida de un pozo sin fondo.
 Tú, quien escaló entre calaveras para alcanzar la luz al final del infierno.
 ¡Finalmente vistes la osadía para venir a entrenarte!
 Perfecto, entonces. Responderé a todas tus preguntas, y tú me seguirás como te es debido.
 Lo primero que dices es qué es lo que busco, ¿verdad?
 ¡¡Ja!! ¿No enseñan estas cosas en las escuelas de los mortales hoy en día...?
 Sabia que no enseñaban esto, es más, es totalmente obvio no incluir materias como criminalística en una escuela con menores de edad. Sin embargo, mis fantasías de héroe de historieta eran lo primordial.
-Lo que busco es un rasto. Todo villano deja huellas atrás en el tiempo. Deseo recolectar el conocimiento que me entrega cada uno de sus residuos, para conocer la identidad del malhechor, además de comprender este crimen en su plenitud.
¿Y bien, joven aprendiz? Has llegado tarde a tu entrenamiento el primer día.
¿Te unirás a mi en esta lucha por derrotar las fuerzas del mal?
¿Conseguirás defender la verdad a punta de tus armas?
¡¡Decide ahora, antes de que me la paciencia del Señor se terminé y mis plegarias no consigan siquiera magrear los oídos de nuestro Señor!!
¡Mi nombre es Vane Helsing, soy el sucesor de la familia Helsing!
¡¡¡¡Únete a mi, aprendiz novata!!!!
Me habia inspirado.
Y era completamente necesario.
En mi interior era evidente que entendía la situación.
Eso creía en ese momento. Por eso ofrecí mi tutoría. Por ello creí hacer lo correcto.


Pienso | Hablo | Actúo
avatar
Edad : 23 Dromes : 9521
Reputación : 1
Mensajes : 46
Ver perfil de usuario
Vane
VAMPIROS

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Demian Serkin el Mar Ago 14, 2018 3:30 pm



TEMA
CERRADO
Tema cerrado por inactividad.
Este tema lleva inactivo más de dos meses y por tanto, muy a nuestro pesar, debe ser cerrado y enviado a la papelera, pero ¡No temas! Si deseas recuperarlo solo tienes que pedir su apertura aquí.
Lugar: Calles.
Atte: Staff ITR.
RHODES PRINCE PARA ITR



Otras cosillas:

Gracias a la genialosa de Noire por la firma ♡
avatar
Edad : 24 Dromes : 647966
Reputación : 29
Mensajes : 1171
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: El Caso del Desafío [Privado Eliel Di Laveau]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.