Bienvenido a la ciudad de Éadrom, donde la alianza entre humanos y seres sobrenaturales se hace cada vez más fuerte y posible ¿O no?
CONOCE MÁS SOBRE LA HISTORIA
AMBIENTACIÓN
CONOCE NUESTRA HISTORIA

Octubre 2018
Durante muchos años, miles de seres sobrenaturales fueron cazados hasta la extinción. Hoy, existe un "rayo de esperanza", situado en alguna zona de japón llamado "Éadrom", donde es posible la convivencia entre seres sobrenaturales y humanos.

Cubierta por un manto de protección, la también llamada "Ciudad de la Luz" sirve de hogar para muchos que aún lo creen posible, otorgándole educación a las jóvenes promesas sin importar su raza en uno de los institutos más grandes de todo Japón: el Instituto Takemori.

ESTACIONES
cambiantes cada día

SISTEMA MONETARIO
Monedas: Dromes
Billetes: Soilses

Shiki Topsite!


CONEXIÓN
bienvenido a la ciudad éadrom
Conectarse

Recuperar mi contraseña



NAVEGACIÓN
links importantes



BÚSQUEDAS DE ROL
¡Publica tu búsqueda aquí!



BÚSQUEDA
En busca de dulces
POR Jestro Jokster
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK
A ESPERA
Título de la búsqueda
POR NICK


ÚLTIMOS TEMAS
de habitantes


MINI ANUNCIOS
¡colabora con la comunidad!

TÍTULO MINI NOTICIA
¡Muy pronto!
TÍTULO MINI NOTICIA
¡Muy pronto!



MEJOR POSTEADOR
¡de esta semana!




¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
¡TAKEMORI TE DESEA LO MEJOR!






Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Privado ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Sáb Ene 13, 2018 2:37 pm


Los últimos días habían sido sumamente fríos en Eadrom, el invierno se hacia notar de manera prepotente y más aún en el área de las montañas. Allí nevaba prácticamente todos los días, desde el cambio de estación, por lo que el suelo no era más que una capa gruesa de nieve que podía superar la altura de las rodillas...claro, esa comparación se podría hacer si alguien se atrevía a ir.
El lugar estaba prácticamente desolado, solo lo visitaban algunos pájaros valientes que volaban de aquí para allá en busca de refugio o comida.
Sinceramente, era un paisaje agradable, típico de película, aunque había algo o mejor dicho alguien que desentonaba la escena. Una joven inconsciente.

Con el cuerpo inmóvil y frío (por no decir casi congelado), la joven rubia yacía sobre la nieve. Parecía desmayada o muerta. Su cuerpo estaba lastimado, tenía grandes raspones ensangrentados en sus brazos, abdomen y piernas, una de ellas: la derecha, incluso tenía una herida notoriamente grave. Tal vez se trataba de una herida de bala o con un objeto punzante ¿Quién sabe?

El día había comenzado hace rato ya, por la posición del sol se podría decir que era cerca del mediodía, tal vez.

“¿Qué...qué pasó?...¡agh! ¡Duele! Pensó volviendo en sí lentamente, sintiendo un fuerte dolor en todo el cuerpo. Sus ojos aún permanecían cerrados pero no por  voluntad propia. Simplemente era imposible abrirlos. Se sentía débil y no era para menos.

Con todas las fuerzas que le quedaban intentó moverse para ponerse de pie o por lo menos abrir sus ojos. Pero fue en vano. Su cuerpo no respondía.
Por un momento pensó en desistir, se sentía cansada, sin energías. No sabía dónde estaba o qué era lo que le había sucedido...¿Por qué su cuerpo no le respondía?

Como pudo abrió un poco la boca para tomar aire y luego soltarlo a modo de suspiro. Repitió esto varias veces queriendo juntar así un poco más de fuerzas. No iba a darse por vencida aun.- A..Ayu..ayuda..-Pronunció de manera entrecortada, dejando escapar las palabras con el aire que dejaba ir de sus doloridos pulmones. No podía ni siquiera gritar y eso la estaba sacando de quicio.

Dejó pasar un corto tiempo y volvió a intentarlo. Pero nada. Nuevamente todo había sido en vano. Nadie respondía. Nada se escuchaba... ¿Cómo era eso posible? Era una pregunta que pasaba por su cabeza ¿Cómo es posible que haya tanto silencio? ¿En dónde estaba para que nadie la viera o la escuchase?

”Vamos Mitsu...¡Levántate!“ Pensó. En este momento ya su cuerpo estaba congelado. En su rostro podía sentir que comenzaba a nevar y eso no era bueno.

Insistió otra vez. Una vez más tomó energías de quien sabe donde para poder mover su cuerpo. No logró levantarse ni abrir los ojos, pero sí girar quedando de lado pudiendo sentir más la nieve a su alrededor. Prosiguió, pues estaba cerca de poder levantarse y no iba a detenerse ahora. El dolor de los raspones se habían congelado junto con su cuerpo. Solo su pierna aun tenía ese punzante ardor, pero no era obstáculo, no ahora.
Esperó un breve momento y giró su cuerpo nuevamente para completar la vuelta, quedando boca abajo. Con ambas manos se ayudo a evitar que su rostro quede expuesto al frío directo con la nieve. “Ya...ya casi...” Pensaba mientras movía las piernas para finalmente arrodillarse. Solo bastaba reincorporarse pero eso llevó su tiempo. Es difícil manejar un cuerpo congelado y sumamente dolorido.
Por fin lo logró. Había logrado ponerse de pie, aunque no por mucho tiempo. Su cuerpo simplemente se desvaneció justo cuando dio solo un paso. Quedando tendida sobre la nieve de nuevo, pero en esta ocasión de costado.

Sentía que su respiración se apagaba de apoco cuando escucho un leve sonido ¿De dónde venía? ¿Había alguien? Con sus ultimas fuerzas logró entre abrir los ojos, llegando a visualizar una sombra a lo lejos. Parecía ser una persona... aunque no lograba distinguir. Quiso pedir ayuda nuevamente pero no llegó siquiera a intentarlo.
Después de tanto luchar, sus fuerzas se habían agotado y su cuerpo también. Como al inicio, se había desmayado.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Sáb Ene 13, 2018 4:10 pm

El día se había puesto bonito. Era algo que no se parecía a nada que hubiera visto en otros planetas. Nieve, era de un tacto extraño y fría como los planetas sin atmósfera. Caía del cielo sin detenerse y fluía por toda la ciudad, pero no llegaba a cuajar. Sin embargo, a lo lejos en la montaña pudo vislumbrar como el color blanquecino se mantenía y se prolongaba. Era una oportunidad única y decidió no desaprovecharla. Salió de casa y tras asegurarse de que nadie le veía desplegó sus alas y salió volando a toda velocidad hacia lo alto del cielo. Tras estar a una distancia prudencial comenzó a encaminarse hacia la montaña.

- Esto de la atmósfera es increíble... La tierra es sorprendente... - Susurró para si mismo el ángel navegando por el cielo. Hacia bastante frío, pero eso no era algo que a él le molestara, puesto que había estado en planetas congelados donde realmente creía que se congelaría vivo. - Este planeta está bastante completo... - Reafirmo finalmente y siguió volando con tranquilidad.

Al fin llegó a la zona nevada donde aterrizó y se sorprendió cuando de repente sus pies se hundieron hasta las rodillas- ¿Q-que? - En un principio algo erizado pero pronto comprendiendo lo sucedido- Es un material bastante blando, y se puede atravesar... Pero este contacto es mucho más frió todavía... - Parece explicarse a si mismo. Cogió ahora algo de nieve y la formó en sus manos, creando la típica bola. Sonriendo comenzó a crear distintas formas con más o menos éxito y se entretuvo un rato como un niño solo con la nieve, pero de pronto algo captó su atención. - ¿Q... Que es esta... sensación..? - Dijo mirando hacia la nada. No podía quitarse de la cabeza la extraña sensación que estaba sintiendo así que de nuevo volvió a echar el vuelo a toda velocidad.

Desde el aire examinaba toda la zona que podía ver y desde lo alto le pareció ver algo. Así bajo y no logro nada, pues solo era un trozo de tela. Parecía ropa, y estaba arrancada de algún sitio. Estaba por analizar aquello cuando sus oídos creyeron captar algo <<< A..Ayu..ayuda.. >>>. Esto le alarmó ya que estaba claro que alguien no estaba pasándolo nada bien.

- Ya voy... - Se dijo para de nuevo echar el vuelo hacia arriba para una mayor visión y ahora vio una figura tambaleante en medio de la nieve. Así fue como se dejo caer en picado y cayo sobre la nieve que amortiguó toda la bajada y emitió un ruido algo sonoro. Ahora la veía, aun estaba algo lejos pero era una chica. ¿Que demonios? Estaba repleta de cortes sangrantes y notablemente congelada. Y antes de que pudiera hacer o decir nada se derrumbó. Comenzó a acercarse a la joven caída que abrió los ojos en su dirección provocando que este hablara.

-¿Estas bien? - La respuesta cayo en saco roto pues no tardo el ángel en ver que ahora estaba desmayada. Chasqueó la lengua y miró a todos lados. ¿Donde podía llevarla? ¿Su casa? Era... la única opción que le vino a la mente. Sin dudar mucho cogió a la pobre chica entre sus brazos, estaba helada. En un rápido salto salio volando hacia su casa tan veloz que hasta dolía un poco en las alas. Su casa era bastante pequeña, puesto que no tenía precisamente el mayor de los presupuestos. Entró a patadas en la casa y dejo primero en el suelo y luego en una manta suave extendida a la joven. Miró a la chimenea que tenía y con lo poco que tenía de papel y madera la encendió - Al final la usé y no fue para mí... - piensa tirando el ultimo trozo de leña dentro y apegando a la joven hacia el calor de esta.

-A ver.... - Suspiró y le quito las prendas a la joven dejándola solo con la ropa interior. Ahora podía ver todas las heridas y no pudo evitar hacer una mueca con la cara, eran bastante duras. Suspiró y se remangó, seguido de un chasqueo de dedos y se arrodilló al lado de esta, sus manos se colocaron una detrás de otra en las heridas de la joven. Todo iba perfectamente, poco a poco iba curando las heridas pequeñas, cuando empezó a cerrar una de las más grandes, un repentino corte surgió en la cara del ángel - Tch... -Chasqueó la lengua este ya que era parte de lo que estaba haciendo, absorber las heridas en su cuerpo, y las grandes se marcaban en él, dejando cortes en sus manos y rostro. Finalmente soltó un leve suspiro y vio como la joven estaba curada finalmente.

Se levantó y fue a buscar por su casa dándose cuenta de la ropa tan mala que tenía. Finalmente cogió una camisa blanca simple y se la puso con dificultad a la joven.

-Esto no es suficiente.. -Susurra hablando solo de nuevo. Fue a sacar las mantas mas gordas que tenía en toda la casa y las puso sobre la joven, creando el refugio más cálido de todo Éadrom. -Bien... -Se levantó y se miró en el espejo del baño, viendo que los cortes aún se mantenían, pero comenzaban a cerrarse. Al volver no pudo evitar ver que la chica, se había despertado. - No te preocupes... Estoy cuidando de tí... -Dijo solamente en tono bajo y se sentó cerca de la joven. Al lado de la colcha del suelo.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Dom Ene 14, 2018 12:10 am

Algunos fragmentos entrecortados se hacían presente en sus pensamientos, aunque estuviese inconsciente. Era como si se tratase del avance de una película. Personas encapuchadas, seres malos, persecución…gritos. ¿Quiénes eran?  ¿Qué querían con ella?...

No sabía qué es lo que sucedía a su alrededor. Todavía desmayada, se sentía como perdida entre la realidad y los sueños. Solo podía notar que de a poco el dolor iba desapareciendo casi “mágicamente”. El frío que congelaba su cuerpo se había convertido en un espacio cálido ¿Dónde estaba ahora?

Todo era fuera de lo común. Parecía irreal. El miedo invadió su ser completamente. La imagen de su madre vino en uno de esos fragmentos ¿Acaso le había sucedido algo malo a ella? Era la primera vez que vivenciaba algo tan traumático.

Luego de unos minutos, y de repente solo sintió tranquilidad. Entre dormida poco a poco comenzó a mover su cuerpo, indicando que estaba a punto de despertar. Y así fue. Abrió los ojos y parpadeó un par de veces, no sintió ese dolor que se había apoderado de su cuerpo minutos atrás, era tan extraño. Se sentó rápidamente como si se despertase asustada luego de una horrible pesadilla. Observo todo el lugar. Aunque no había mucho que ver realmente, era un sitio pequeño después de todo, pero agradable en cierta forma. "¿Qué pasó" Pensó intentando hacer memoria. Obviamente no conocía ese sitio.- ¿F-fue solo un sueño? ¿Cómo fue que llegué aquí?...-Murmuró observando sus manos y brazos. No entendía nada de lo que estaba sucediendo pero no estaba asustada...o tal vez sí y quizá por estar tan desconcertada no podía ordenar sus sentimientos ni pensamientos.- ¿Huh? ... ¿Mi ropa?-Balbuceó al notar que tenía puesta una prenda que no era de ella ”¿Qué fue lo que sucedió? Pensaba una y otra vez. De pronto un mar de pensamientos, de preguntas invadieron su mente de pronto.

«”No te preocupes... Estoy cuidando de tí...”» Fue lo que escuchó repentinamente, haciendo que vuelva en sí. Dirigió la mirada al sujeto que con total tranquilidad se sentaba junto a ella. Estaba tan confundida que ni siquiera atinó a escudarse con los acolchados o mostrarse asustada. Aunque a decir verdad ese joven no transmitía más que una extraña sensación tranquilidad.- ¿D-Dónde estoy?-Dijo finalmente.- ¿Qué hago aquí?... ¿Quién ...quién eres?... ¿Por qué tengo esta ... ropa?...- Continuó interrogando al chico esperando aclarar las ideas.

Lo que había sucedido ¿fue real o solo un mal sueño? ¿No se encontraba herida? Eso por el momento no lo sabía con claridad. Era todo demasiado confuso.


owo:
Bueno este fue algo directo xD Como dije Todo variará dependiendo el transcurso de la trama(?)


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Dom Ene 14, 2018 3:43 am

Estaba claro cual iba a ser la reacción de la joven cuando se despertara, y fue probablemente de lo más visible. Primero pareció pasar por un periodo de reconocimiento, intentando  tanto recordar que había sucedido como saber donde demonios se encontraba. Era bastante gracioso a los ojos de Allen como intentaba ordenar sus pensamientos. Y cuando interrumpió el silencio con aquel «”No te preocupes... Estoy cuidando de tí...”» Pareció sorprenderse, como si no le hubiera visto llegar.

-No he ido sigiloso ni mucho menos... - Susurró tan bajo que era más bien un pensamiento interno. Por supuesto la joven estuvo unos segundos asimilando que estuviera allí sentado. Y finalmente salió de sus labios la pregunta que estaba más que claro que iba a decir.

-¿D-Donde estoy? - Su voz era algo más limpia comparada con el "Ayuda" que había escuchado en medio de la nieve, parecía que se estaba recuperando de verdad. Iba a disponerse a responder a la pregunta cuando una repentina lluvia de cuestiones lo atraviesa-¿Qué hago aquí?... ¿Quién ...quién eres?... ¿Por qué tengo esta ... ropa? - Allen levantó las manos como abrumado por tanta pregunta y sonrió de forma algo indecisa.

-Bueno, para empezar estás en mi casa, en Éadrom. -Comienza a hablar con tono tranquilo - Estás aqui por que te rescaté, estaba... - Piensa que decir- Dando una vuelta por la montaña y escuche a alguien pidiendo auxilio. Cuando acudí me encontré a una chica congelada y llena de her-intento callarse esto último pero como si del demonio se tratase la herida de su rostro comenzó a sangrar - Aah... -Suspira y se limpia la sangre con el dedo- y llena de heridas. Te traje aquí, te quite la ropa congelada y manchada, te curé las heridas y te puse todo el calor de la casa para calentarte. Eso explica lo de la ropa. -Sonríe al acabar - Y por último pero no por ello menos importante. Yo soy Allen Walker, encantado. -Asiente con suavidad y le extiende una mano para darle el saludo.

No podía esperar a que ella comenzara a preguntar sobre las heridas y como es que no están, pero ya era tarde para excusarse. Así que simplemente sería sincero para evitar que estuviera más asustada de lo que seguramente estaba. Las heridas de los brazos que habían dejado pequeñas cicatrices comenzaban a desaparecer por la curación pasiva del ángel, esperaba que el de la cara no tardara mucho.

-¿Quieres algo de comer, tienes sed o algo? -Casi sin esperar respuesta se levantó poco a poco y fue a la cocina. - Y si tienes más preguntas no dudes en hacérmelas. No estoy muy lejos - Señalo que tenía un salón-cocina y que estaba básicamente a dos pasos de ella. - Voy a hacer algo con pasta, si no te gusta me lo dices... - Asiente y chasquea los dedos para comenzar a preparar los ingredientes.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Dom Ene 14, 2018 8:44 am

¿Rescatar? ¿Montaña? Esas dos simples palabras comenzaron a girar con un tono amargo en la cabeza de la rubia una vez que las oyó. Al parecer lo que más temía hasta el momento se iba hacer presente ante ella. Esa horrible y extraña pesadilla, podía ser real después de todo. Esas personas...malignas. Esa persecución. Su madre...Si ese joven la había rescatado a ella...¿Dónde estaba su madre?.
Detestaba no tener todas las respuestas. Odiaba no saber aquello que tanto quería.

Observó al joven por unos minutos, mientras este explicaba con suavidad todo aquello que había hecho. Aquella tranquilidad con la que relataba y se desenvolvía le llamaba tanto la atención que no logró interrumpirlo por más que así lo quisiera. Pero ¿Como alguien podría transmitir paz con tanta facilidad? ¿Como era posible que un joven que no aparenta más edad que ella, actuara de tal manera y ni siquiera se sienta temeroso o apenado? Esos interrogantes comenzaron a nacer de a poco. Era increíble la cantidad de preguntas que tenía Mitsuki en su cabeza.

En medio del relato el joven se interrumpe. Algo le estaba sucediendo. Algo que ella hasta el momento desconocía y se hacía presente en ese mismo instante. ¿Acaso estaba sangrando? Los ojos de la rubia reflejaron aquel asombro abriéndose de par en par. “¿¡Qué rayos!? ¿Eso es sangre!? ¿!Qué te sucede!?” Pensó queriendo mas bien decirlo. No logró siquiera modular cuando él prosiguió su relato.
“¿Acaso dijo llena de heridas?” Se preguntó a medida que observaba sus brazos y piernas en busca de vendajes o algo similar. Pero su cuerpo no tenia nada, ni siquiera un raspón. Estaba intacto.
En ese pequeñísimo instante todo dejó de tener sentido para ella. Nuevas preguntas abarcaban su mente junto con las otras...

Suspiró una, dos, tres veces. Necesitaba no perder el poco juicio que le quedaba aun.
Ahora tenía dos posibles ideas con respecto a la actual situación y comenzaba a sacar conjeturas.

La primera: Ese sujeto junto a ella estaba mintiendo. Tal vez era parte de esos tipos que aparecen en aquellos  fragmentos. Porqué ¿Quién iría a las montañas en estos pesados días de invierno? Eso no le había cerrado del todo.  Quizás la habían secuestrado y ese chico era quien debía vigilarla. Y todo eso de las heridas no era más que...una invención para confiar en él.

La segunda: Era una especie de mago, curanderos o algo por el estilo que realmente acudió en su ayuda.


Si alguien las escuchase podrían decir que eran ideas medias locas. Pero a estas alturas nada podía ser muy normal que digamos.

El joven continuó explicando acerca del porqué tenía otra ropa para finalmente presentarse. Claro que era algo importante. Esto último hizo que la primera idea se desvaneciese, porque si él fuese parte de esos tipos no iba a presentarse así tan fácilmente o se mostraría aunque sea un poco inseguro si estuviese mintiendo. Pero no, ese chico todo el tiempo actuó calmado, sincero y así lo hizo también cuando se presento ante ella con nombre y apellido. Notó que el joven, quien ahora tenía un nombre, le extendió la mano a modo de saludo.- Mitsuki...Fujimori -Con un tono aun algo atontado, pero más claro se presentó, sin dar rodeos mientras estrechaba la mano ajena. Otra vez esa sensación rara de tranquilidad o de paz. - Amh... -Aclaró un poco su garganta. Pensó bien antes de decir otra cosa. En ese instante Allen se había reincorporado y sin darle tiempo a nada se dispuso a preparar para comer o algo así había llegado a escuchar. Podía observarlo, pues no estaba siquiera en otro cuarto.

Se sentó y acomodó mostrándose más “despierta”. La confusión seguía pero ahora estaba por lo menos recolectando datos. Se arremangó y volvió a buscar las heridas que había mencionado Allen y que ella había sentido, aunque sea en sus pesadillas.

Eres...¿Eres un mago o algo parecido?... -Preguntó sin dejar de ver sus brazos y manos. - ¿Por eso te sangró el rostro? ¿Hiciste algún hechizo de curación? -Prosiguió. Aunque no tenía sentido. Sus brazos estaban como si nada le hubiese pasado. Ella recordó que había leído algo  con respecto a eso y que si la curación era trabajo de un mago o algo así, por lo menos tendría las cicatrices. Pero no presentaba nada.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Dom Ene 14, 2018 9:18 am

Siguió con su cocina mientras aquella se reponía paso a paso. "Mitsuki Fujimori" Ese era el nombre de la chica. Pensaba que quizá se había quedado en blanco o quizá llegara a sospechar de él. No lo había pensado. Era un hombre que no conocía de nada que la había llevado a su casa y decía haberla rescatado. Quizá tenía dudas sobre quien era realmente o como había hecho par-

-Eres...¿Eres un mago o algo parecido?... -Hizo esta pregunta que el rostro del ángel se iluminara por la gracia que le había hecho acertar en sus pensamientos - ¿Por eso te sangró el rostro? ¿Hiciste algún hechizo de curación?

-Bueno... - Primero se aseguró de que nada se quemara y luego se gira para mirar a la joven. - Soy... Un ángel... - Hace una pausa leve para que le surjan dudas sobre la cordura mental del chico y tras ese pequeño espacio despliega con fuerza las alas, que tienen un brillo blanquecino. Sonrió de forma leve el joven al ver la cara de la chica y luego guardó las alas. - Estaba viendo la nieve... no es algo que se vea todos los días... -Dice guardando las alas y volviendo al trabajo. - Tengo la posibilidad de curar las heridas... pero absorbo una cantidad del daño que curo... Aunque bueno. Yo también me curo. - Le muestra la mejilla curada y solo con una cicatriz ahora.

- No te recomiendo que te levantes bruscamente, no se cuanta sangre has perdido y te puedes marear. - Le ofrece un plato con macarrones, tomate y algo de queso por encima. -Toma... - Se lo deja en una mesita que tiene en el salón que acerca a donde está sentada y le pone al lado un tenedor. - Ahora... adelante. - Sonríe con suavidad - Bombardeame con todas tus dudas.


Última edición por Allen Walker el Vie Ene 19, 2018 7:54 am, editado 1 vez



Allen Walker  - Actua - Piensa - Habla -

Don't make me cry~:

Mitsu <3:
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Dom Ene 14, 2018 12:18 pm

Bajó y acomodó nuevamente las mangas de la camisa luego de corroborar que no poseía marcas, ni mucho menos heridas.  Ya notaba un avance en ella. De a poco caía nuevamente en el mundo real... o por lo menos eso intentaba o creía creer. Después de hacer las primeras preguntas, solo quedaba esperar a que sean respondidas por ese chico que parecía tomar la situación de lo mas natural. De hecho, Allen no tardó mucho en poner su atención en las preguntas de Mitsuki, casi parecía que estuviese esperando el interrogatorio, aunque sinceramente no estaba segura de que pudiera aclarar todas y cada una de sus dudas. Aun así, lo que había preguntado ahora, la única persona que podría responder era él.

Dirigió la mirada hacia él, quien de inmediato dejó lo que estaba haciendo y se volteó para responder a su primera pregunta. Y no solo eso, sino también demostrar su verdadera “identidad”.
«Soy... Un ángel...» Escuchó decir como si nada. La sorpresa fue mayor cuando de pronto dos alas se desplegaron detrás de él.  Parecían iluminar todo el lugar. Los ojos de la chica quedaron perplejos, al igual que toda su expresión. No podía creer que tenía frente a ella a un ser de este tipo...¡Tenía alas! Era increíble lo que veía. No iba a engañarse, esperaba que la respuesta sea relacionada a un ser mágico pero ¿Un ángel? Eso superó su imaginación. Aunque ahora todo tenía un poco más de sentido...de cierto modo.
Dicho esto como al parecer era su costumbre, el joven simplemente guardó sus alas para continuar con lo que hacía. Desde su lugar le explicaba cómo era que había llegado allí.
“Un ángel... ¿es un ángel? Claro...Con razón. Pero, entonces...sí fue real..Esos sujetos” Pensó mientras se frotaba la sien con sus dedos índices. Un dolor de cabeza se hizo presente en ese momento. Frunció un poco el ceño ante la molestia que le causaba ese dolor.
Lo lamento... -Dijo finalmente con un tono suave. Suspiró soltando un aire más relajado.- Tú me salvaste y yo te herí...Lamento eso...- Su tono cambió un poco, se sentía mal por él. No solo porque había sufrido sus heridas, sino porque por SU culpa había sufrido eso. Dicho eso quedó en silencio por un breve tiempo.- Aunque te hayas curado, sentiste dolor...Debió ser horrible..-Pensó en voz alta aunque en modo de balbuceo.

De pronto un aroma llegó hasta ella captando su atención. Al parecer Allen había cocinado algo que se veía y olía delicioso. Le acercó una mesita con el plato y luego un tenedor.- Gracias... Pero...¿Y tu plato?-Preguntó de manera ingenua como por reflejo al ver que solo había uno. . No pudo evitar sonreír ante el último comentario de Allen. Pues ciertamente era algo que iba a hacer o mejor dicho necesitaba hacer- Para poder “bombardearte” deberías comer algo también.. -Comentó.- Esto tiene pinta de ser rico...-Continuó dirigiendo la mirada hacia el plato.- Tengo muchas dudas, Allen...-Musitó de repente.- Pero no creo que puedas responderlas a todas...-Soltó un leve suspiro sin apartar la mirada del plato, aunque en realidad su mirada estaba más bien perdida. Segundos después volvió nuevamente la mirada hacía el tranquilo chico.- Por favor... Me sentiría más cómoda si comes conmigo... -Dijo haciendo una breve pausa.- Aunque sea trae otro tenedor y compartimos el plato.-Culminó esperando la reacción del ángel. Tal vez si creaba un ambiente más “familiar” ella pudiera aclarar su mente y así preguntar todo lo que necesitaba.- ¡Por cierto! ¿Había alguien mas en la montaña? ¿Una señora tal vez?-Esto último le surgió de pronto. Tal vez su madre había pasado por mismo qué ella y necesitaba ayuda.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Dom Ene 14, 2018 1:01 pm

Su mirada se plantó tranquilamente en la joven que primero simplemente observaba el plato que tenía delante y esto hizo que el chico sonriera.

- La verdad es que acabo de comer hace un rato, y no tengo demasiada hambre pero...- se levanta con calma y coge otro tenedor. Luego con la misma calma se sienta de nuevo en la mesa, esta vez al lado de ella para estar cerca del plato. - Comeré un poco. Y si ahora estás preparada para bombardearme a preguntas entonces adelante.  - Pega el primer bocado antes que ella y asiente, esta vez le ha salido bueno.

- ¡Por cierto! ¿Había alguien mas en la montaña? ¿Una señora tal vez? - Pregunta por fin Mitsuki. ¿Estaba preguntando por otra mujer? No se fijó demasiado pero no había nadie allí.

- No vi a nadie más que tú. Tengo muy buena vista e oído. Si hubiera habido alguien cerca de ti la habría visto. - Era cierto aquello. Una mujer, ¿quizá su madre? ¿Algún familiar? - ¿Como acabaste en medio de la montaña llena de cortes. congelada y sola? - Su pregunta parecía algo burlona pero se denotaba por su rostro que la decía totalmente enserio. - Además... No te preocupes por mis cortes, no son nada. - comenta sonriendo - Y si, te he oído. Si te he escuchado gemir por ayuda en medio de una montaña con todo el ruido de ambiente y desde lejos pensabas que no iba a escucharte balbucear a varios pasos de mi? - Dice con tono burlón y le pica la nariz.

Su marca tomo un ligero tono rojizo. Este no era el momento para preocuparse por eso. Pasó del punzante dolor que le recorría y mantuvo su rostro tranquilo y su sonrisa cálida mientras que esperaba a que le respondiera. Buen trabajo Divinos. No hace falta que recordéis en este momento que esta delante de una joven desorientada y que necesita ayuda, que no ha estado buscando a ninguna protegida en todo el tiempo. O quizá simplemente les apetece molestar un rato apretando el botoncito de "Molestar a Allen" . Sea cual fuere aquella marca se mantuvo de otro color mientras el pasaba del tema. Aunque se diera cuenta simplemente esperaba que le comentara cosas para poder distraer su mente y así que aquello pasara rápido.

La leña se mantenía chispeante, estaba acabando poco a poco con los troncos gordos. El tiempo que fuera a tardar no era determinado, pues podía perfectamente tardar varias horas como minutos, dependiendo del estado de los troncos que había metido. Llevaban ya tiempo guardados así que le era totalmente desconocido el origen o el estado de esa madera. El ambiente cálido casi hacia olvidar el tremendo frió que hacía al otro lado de las paredes de aquella casa.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Dom Ene 14, 2018 2:26 pm

Le resulto un poco gracioso y tierno ver que él, aunque como mencionó ya había comido decidió acompañarla yendo a buscar un tenedor para luego sentarse a su lado. Pensó que esa acción era típica de un ángel. Por ese motivo no se sintió incómoda, simplemente le hizo un lugar para que esté más cómodo. Simplemente sonrío ligeramente ante la situación.

Tomó el tenedor, no tenía tanta hambre, todo esto casi le había cerrado el estómago. Pero también era cierto que necesitaba comer algo para recuperar las energías por completo. Finalmente probó bocado luego de que él lo hiciera.-  mmh...-Saboreó aquella comida. Era extraño, hace rato no comía pastas, de hecho con la universidad apenas si podía comer como corresponde. Usualmente comía chucherías compradas. - Esta bueno...-Comentó luego de comer el primer bocado.

Nuevamente escuchó la palabra “bombardear” Lo cual le hizo gracia por un instante. Hasta que escuchó que no había nadie mas allí, solo ella. Entonces, eso quería decir que su madre había podido escapar ¿No? Ojalá haya sido así.
Probó otro bocado mientras divagaba en sus pensamientos.

Escuchó un comentario como respuesta u opinión acerca de lo que ella había dicho momentos atrás en relación a las heridas que tenía y el dolor que le había causado al ángel cuando este la curó. Un leve tono rojizo mostró que se sentía apenad por ello. Dejó que el contrarió tocara su nariz sin siquiera atinar a alejarse o reaccionar de algún modo. Ese gesto simple fue útil para hacerla sentir en ese “ambiente familiar” que necesitaba.

Una pregunta que no iba a tardar en llegar apareció ¿Qué hacía en esa montaña? Intentó recordarlo, pero todavía era confuso, tenía varias imágenes, fragmentos pero no lograba ordenarlos bien.- ¿Me caí? -Bromeó sin notarlo, su estado de desconcierto hacía que actuará de ese modo. Generalmente cuando se encontraba en situaciones como esa solía  hacerlo así, con comentarios burlones como el que acababa de decir.-  Bueno, sinceramente...No sabía que había llegado hasta allí...- Comentó finalmente dejando escapar un suspiro.- Fue todo absurdamente extraño...-Continuó intentando recordar. Por un momento volteó a mirarlo apenas, lo tenía al lado por lo que no giró del todo su rostro, limitándose solamente a echarle un vistazo de reojo.
Eso bastó para darse cuenta que esa marca que llevaba en el rostro había cambiado de color. Quizo no preguntar acerca de ello, pero como solía pasar, las palabras salieron de su boca antes de pensar.- ¿Acaso cambió de color? ¿Eso es algo normal? ¿Te duele? -Interrogó algo preocupada volteando el rostro  de manera completa hacia él para poder ver mejor esa marca.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Dom Ene 14, 2018 3:29 pm

Una parte de él estaba expectante de ver si la comida le gustaba y saber que era así le dio cierta confianza. << Parece que estoy mejorando en esto de la comida terrícola >> Pensó para si mismo y se alegró. Era algo que parecía el pan de cada día en el pasado pero que ahora perdería. Acostumbrarse a la atmósfera del planeta, o a los que carezcan de esta. Cocinar y adaptar el paladar para los distintos tipos de sabores. Las costumbres, las religiones, historia, formas de caminar, respetos y por supuesto, no descuidar a el o la protegida. Ciertamente se veía lejano ese pasado.

La pasta se estaba poniendo fría, pues estaban más tiempo hablando que comiendo, parecía que ninguno de ambos tenía tanta hambre. Era una pena, esos macarrones quizá se iban a quedar ahí. Aunque siempre podía hacer como había visto que hacia otra gente. Guardarlo y comérselo en otro momento. Parece que la comida terrícola puede aguantar varios días, meses o incluso años dependiendo del producto y de su envoltura. Esto no era nuevo para All, pero había comida que se desintegraba en el mismo día o otra que era de comer o tirar a los segundos. Pero fue despertado de este pequeño viaje que estaba realizando en su cabeza por la lluvia de preguntas. Aunque estas... estaban apuntando a su marca.

-¿Acaso cambió de color? ¿Eso es algo normal? ¿Te duele? - Era bastante obvio que no podía dejar pasar aquel color, solo por esas preguntas se dio cuenta de la curiosidad natural de aquella chica. Así que decidió ordenar sus pensamientos.

- Es una marca de guerra... Hace un tiempo, me vi envuelto en una guerra intergaláctica, hubo sangre y mucho dolor, y yo perdí el ojo entre toda esa desolación... - Dijo sonando más a cuento que a realidad. Renegó con la cabeza. - Digamos que... no es normal. Cambió de color por un motivo y si, si que duele. - Durante unos segundos se planteó contarle toda la historia, pero tampoco era el momento para sacar otros malos momentos, teniendo en cuenta que la pobre seguía perdida y sin saber lo que le sucedía. - Si resolvemos lo que te pasó a ti, te llevaré a algún sitio bonito y te contaré la verdadera historia de la marca, ¿Te parece? - Comenta guiñándole el ojo y sonriendo. Parece que se habían cansado de tocar las narices, ya que la marca vuelve a su color oscuro normal. - ¿Quieres descansar o quieres que intentemos resolver lo que te ha sucedido? Soy un ángel protector, puedes quedarte aquí si no te sientes segura de volver, yo te protegeré. - Su tono tranquilo y amable no se rompía durante toda la conversación.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Lun Ene 15, 2018 7:17 am

No logró apartar la mirada del ángel mientras este se disponía a explicar aquello relacionado con su cicatriz. Era increíble y casi admirable esa tranquilidad con la que se desenvolvía en todo momento. Aunque también generaba en la rubia un poco de incertidumbre, ya que usualmente los seres más calmados o pacíficos son los que más infunden miedo cuando se enfadan. Pero bueno, también era cierto que no estaba en sus planes hacerlo enfadar. Aunque si seguimos esa lógica, tampoco estaba en sus planes terminar media muerta en una montaña.

La explicación con respecto a su cicatriz terminó siendo concisa. Solo brindo una respuesta directa y justa para cada una de sus preguntas.
A decir verdad se sintió algo decepcionada por no saber todo, pero también bastante intrigada por la historia que traía consigo aquel ángel. Aunque hubiera querido invadirlo de preguntas no lo hizo. En cambio decidió respetar aquello que le contó en ese momento. Después de todo tal vez más adelante haya un espacio para reabrir esa charla. Y fue justo eso mismo lo que escuchó luego... parecía una especie de trato:
«”Si resolvemos lo que te pasó a ti, te llevaré a algún sitio bonito y te contaré la verdadera historia de la marca, ¿Te parece?”» Eso le pareció una buena idea... y justa también pues ahora era ella la que necesitaba más respuestas para saber qué es lo que había sucedido. Asintió para afirmar a modo de respuesta.- De acuerdo...Me parece que tu historia merece ser contada y escuchada sin interrupciones... Y en un momento más...apropiado. -Sonrió mientras volvía la mirada al plato. La comida apenas se había tocado. Le dió un poco de pena el haber comido tan poco. No quería ser descortés.-  Estaba muy rico... Pero sinceramente...mi estómago se siente lleno...- Dijo mientras se ponía una mano en el estómago y encogía un poco los hombros acompañando su respuesta.- Lo bueno es que seguramente, la próxima será más rico aun...  Es extraño pero la comida a veces sabe aun mejor la segunda vez...cuando se recalienta.-Prosiguió casi con tono afirmativo, pues realmente creía eso.

Luego de escuchar si deseaba descansar o no, se dió cuenta de que no tenía noción del tiempo ¿Hace cuanto había llegado? ¿Era de día, tarde..noche?  Se sentía cansada, no iba a negarlo pero también quería “resolver el misterio”.- Hum, ahora que lo mencionas, Tú deberías descansar ...hiciste un arduo trabajo curando mis heridas... Te mereces un descanso, ángel protector... -Dijo esto último con un tono algo burlón, como si le estuviese dando permiso de ir a dormir.-
¡Oh! Por cierto... Gracias.-Comentó.- N-no sé si ya lo dije antes... pero quería agradecerte... por todo. No debió de ser fácil... -Sonrió levemente dejando que se lleve las cosas de la comida.

De pronto un leve pinchazo sacudió su cabeza haciendo que la agachase  sujetándola con ambas manos. Otros fragmentos habían aparecido. En esta ocasión logró reconocer lo que sería el momento previo de todo. Pareciera ser que aquella calma que lograba sentir ayudaba a que sus recuerdos surjan.
Sin dar lugar a nada otro fragmento llegó. Era algo aterrador, como si soñara despierta.
Estaba mi madre conmigo...-Comentó repentinamente.- Era todo normal... estábamos recorriendo los alrededores de la montaña... ella quería saber si era cierto que la nieve estaba tan alta...-Recordó con nostalgia.- Pero...ni siquiera llegamos a la misma...pues hacía demasiado frío y caminábamos bastante lento por ello. -Pausó su relato para luego agregar.- Era gracioso ¿Sabes? Porque cada tanto nos patinábamos por el piso congelado...-Murmuró mostrando una sonrisa apagada. No había nada qué explique qué era lo que sucedió luego.- Tal vez debería volver a donde me encontraste...o a donde caminaba con mi madre -Dijo su idea en voz alta y con firmeza.- ¡Eso es! He leído que cuando esto ocurre, es necesario ayudar a la memoria para recuperar los recuerdos. A veces puede bastar una canción o un aroma... Yo necesito el lugar...-Afirmó casi con entusiasmo. De a poco iba tomando el control de lo que le estaba pasando. De a poco comenzaba a ser ella misma nuevamente.

Sin esperar quitó la cobija que estaba sobre ella y se giró un poco para después arrodillarse y finalmente ponerse de pie, olvidando lo que le había dicho Allen (de que se podría marear). Gran error. Pues apenas intento dar un paso se mareó tan bruscamente que perdió el equilibrio cayendo al suelo quedando de rodillas.- Woh~ ...Okay...emh Si no te molesta, creo que aceptaré la invitación de quedarme por hoy ...-Dijo en tono de broma al darse cuenta que no estaba aun en completas condiciones para salir.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Lun Ene 15, 2018 9:07 am

-De acuerdo...Me parece que tu historia merece ser contada y escuchada sin interrupciones... Y en un momento más...apropiado. - Sinceramente, aquello le hizo gracia. A pesar de lo poco que se conocían ya estaba dispuesta a escuchar la historia de la marca. Era una chica agradable, estaba a gusto con ella a pesar de no tener prácticamente confianza. -  Estaba muy rico... Pero sinceramente...mi estómago se siente lleno...- En realidad era bastante obvio. En una situación tan desconcertante era raro que tuviera hambre. Sin embargo debía comer aunque fuera un poco para poder reponer todas las energías. Por eso ofreció la comida, aunque bueno - Lo bueno es que seguramente, la próxima será más rico aun...  Es extraño pero la comida a veces sabe aun mejor la segunda vez...cuando se recalienta. - Le había quitado las palabras de la cabeza, cosa que le hizo sonreír de nuevo.

Cogió el plato y el cubierto y se dispuso a llevárselo - Después que no te entre hambre. - Bromea- Si luego lo quieres estará en la... nevera - Parece costarle encontrar la palabra - Además, no se lo que bebéis de normal, así que solo tengo agua. Si quieres puedes coger también. - Era un, Vía libre para sentirte cómoda, joven. Pero dicho de otra forma. Cogió las pastas echándolas dentro de una fiambrera de plástico. Tras esto lo tapa y lo deja dentro del frigorífico y cierra este.

- Hum, ahora que lo mencionas, Tú deberías descansar ...hiciste un arduo trabajo curando mis heridas... Te mereces un descanso, ángel protector... - Claro, no era mentira. Aquella incursión aérea había fastidiado un poco sus alas que aún ahora estaban curándose. Además que tanta curación y regeneración también cansaban. - ¡Oh! Por cierto... Gracias.-Retornó a hablar Mitsuki.- N-no sé si ya lo dije antes... pero quería agradecerte... por todo. No debió de ser fácil... - Tonterías. Hubiera sido inhumano dejarla allí, o Inangelguardiano. Soltó una risa sorda para si mismo por la tontería que acababa de pensar. Disimulo como mejor pudo por aquello.

- Bobadas. No podría haberte dejado allí. Es lo menos que pude hacer. Al fin y al cabo tengo poderes para algo - Bromea disimulando las risas de antes con las de ahora. Se puso a fregar el plato y algunos otros que tenía sin limpiar ya de antes, la suciedad se había pegado y le costaba un poco quitarla. Quizá demasiado concentrado en los platos no vio hasta tarde que la chica estaba agarrándose de la cabeza y antes de que pudiera hacer o decir nada, ella habla.

- Estaba mi madre conmigo...-Fue lo que dijo, haciendo que él ángel que casi estaba por abalanzarse encima se detuviera a medio camino - Era todo normal... estábamos recorriendo los alrededores de la montaña... ella quería saber si era cierto que la nieve estaba tan alta...-Se mantuvo a esa distancia mirándola mientras parecía recordar.- Pero...ni siquiera llegamos a la misma...pues hacía demasiado frío y caminábamos bastante lento por ello. - Iba a decir algo, pero parecía que quería expresarse ella, así que la dejó relatar. - Era gracioso ¿Sabes? Porque cada tanto nos patinábamos por el piso congelado... Tal vez debería volver a donde me encontraste...o a donde caminaba con mi madre...

-Bueno... - Iba a decir algo al respecto pero de nuevo habla ella.

- ¡Eso es! He leído que cuando esto ocurre, es necesario ayudar a la memoria para recuperar los recuerdos. A veces puede bastar una canción o un aroma... Yo necesito el lugar... - Sonaba convincente, pero necesitaba descansar antes de ir.


-Me parece bien pe- Vio a la joven ponerse de pie de golpe y caer, soltando un suspiro y renegando con la cabeza - Aaah....

- Woh~ ...Okay...emh Si no te molesta, creo que aceptaré la invitación de quedarme por hoy ... - Esto generó otro movimiento con la cabeza por parte de Allen que vuelve a renegar.

- Aprovecharemos que el fuego está encendido y dormiremos en el salón. Me quedaré a tu lado para asegurarme de que no la he liado. Puede que tengas algo dentro del cuerpo, un trozo de madera o algo. Si te notas rara solo dime donde y intentaré solucionarlo.  - Asiente con levedad secándose las manos y caminando hacia una habitación contigua para sacar otra colcha para el suelo  y tirarla unos metros alejada de la de ella. - Eso si, necesitaré algunas de las mantas. Que yo también quiero algo de calor- Sonríe suavemente. Se deja caer en la colcha y de repente queda absorto mirando el techo, estaba algo más cansado de lo que creía. Si le dijo algo en aquel pequeño periodo no lo escucho, por ello dijo por si acaso. - No se si dijiste algo. Pero si es así repítelo, me quede bobo un momento.
- Dice mientras tranquilamente se tumba encima de la manta que preparó. - Y si necesitas algo también dímelo.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Lun Ene 15, 2018 11:38 am

La conversación que se mantuvo hasta ahora hacía que Mitsuki tomara de a poco cierta confianza. Esto era otra cosa nueva para ella. Nunca antes logró confiar en alguien más al cien por cien, solía manejarse por sí sola siempre. Tal vez se deba a que estaba frente a un ángel y más aun, su salvador. No podía dejar de pensar en lo extraño era todo eso.

Lamentablemente su cuerpo aún se sentía débil. Era demasiado obvio de hecho pues en su intento de levantarse terminó en una clara derrota. Eso le molestaba, pues creía que cuanto más tiempo pasara sin poder hacer nada más le difícil se le haría mantener la calma con respecto a lo que sucedió, en especial con su madre. Si bien una parte de ella pensaba en cosas positivas, en que se había podido escapar o salvado, otra parte solo presentía miedo y dolor.
Aun así, por más esfuerzo que haga ahora, de nada serviría. Necesitaba reposar aunque sea un poco más. Dormir. Aclarar mejor sus pensamientos. Y eso fue lo que finalmente hizo.
Se volvió a recostar sin más opción mientras observaba que Allen se preparaba para hacerlo también, no muy lejos de ella, por precaución. – Tranquilo, no siento nada raro…-Murmura con una ligera sonrisa.- Solo… necesito descansar, supongo… Es cansancio…- Concluye para tranquilizar al chico. Aunque era cierto, no había rastros de las heridas, simplemente se su cuerpo estaba débil todavía.

A decir verdad, si bien necesitaba dormir, la ansiedad por volver al “lugar de los hechos”  le había quitado el sueño, por lo que simplemente se quedó pensando en las posibilidades de lo que encontraría o no, creó varias hipótesis en su mente. Pero ninguna tenía sentido.
Suspiró mientras se acomodaba quedando completamente boca arriba. Todavía se preguntaba si era de noche o de día, porque en sí nada hacía que se diera cuenta de ello. Si fuese otra ocasión simplemente el hecho de que se vaya a dormir indicaría que era de noche... pero dadas las circunstancias ambos debían descansar sin importar el momento del día que fuese.
¿Será de noche? – Pensó en voz alta con la intención de que le quite esa duda, pero no recibió respuesta. Dio por hecho de que el ángel se había dormido finalmente, por lo que no volvió a insistir. No pasó mucho hasta que volvió a escuchar la voz del contrario
«” No se si dijiste algo. Pero si es así repítelo, me quede bobo un momento.”»  Negó aunque éste no pudiera verla.- Descuida, nada importante.- Responde de manera tranquila restando importancia al asunto. Después de todo ¿Qué cambiaría ese dato? Si todavía su cuerpo no estaba en condiciones para irse. Suspiró nuevamente. Era algo que hacía con frecuencia la verdad. Eso de cierto modo le ayudaba a mantener la calma.- Será mejor que descanses… -Comentó sin más mientras llevaba ambas manos sobre su propio abdomen. Se sentía nerviosa por lo que podría encontrar en el lugar. “¿Esos sujetos estarán allí? ¿Será buena idea ir?..” Pensó entre otras miles de preguntas. Mantenía su mirada fija en el techo. Por un momento parecía que estaba fuera de su cuerpo…con la mirada perdida en la nada. Se sumergió tanto en sus pensamientos que no se percató si Allen se había dormido o no finalmente.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Mar Ene 16, 2018 8:46 am

- Tranquilo, no siento nada raro… Solo… necesito descansar, supongo… Es cansancio… - Eso esperaba. no le gustaría haberla liado en aquella curación. Hacia tanto tiempo que no realizaba una que casi se le había olvidado como hacerlo. Sus heridas sanaban de forma pasiva, por lo que aunque estuviera herido eso no le haría tener la necesidad de curarse. Era una habilidad que debía utilizar en su trabajo, para proteger a quien le fuese encomendado. Antes era capaz de curar a un ejercito entero sin ningún tipo de efecto secundario. Al degradarle los divinos se aseguraron de que esto ya no fuera así.

- Menos mal... - Dice más para el que para ella. Quedó observándola un rato. Respondió a la pregunta que le había hecho anteriormente.

- Descuida, nada importante. Será mejor que descanses… - Se recostó la joven a su lado. Dormir con alguien. Realmente no tenía la necesidad de dormir. Con simplemente descansar estaba bien para poder proseguir. Ella simplemente miraba el techo, parecía perdida en sus pensamientos... y también en lo que respectaba a futuro. Un extraño nudo se le hizo en la garganta a Allen. Si su madre estaba allí... Si de verdad estaba con ella... Es muy posible que ya... Cerró los ojos para mantener la mente tranquila. No era momento de ponerse melodramático. Pero si se diera el caso, en parte... En parte sería culpa suya. Diantres, si hubiera mirado mejor, quizá la habría visto, quizá las hubiera llevado a ambas. Quizá... <<< Si eso ocurre... Yo te protegeré. >>> La mente de Allen estaba determinada, su rostro expresaba la misma determinación.

Simplemente mantuvo los ojos cerrados. Dormir no estaba en su vocabulario, pero así podía descansar. Ademas de darse cuenta de si la joven necesitaba algo... O incluso si con esos arranques le daba por irse corriendo para detenerla. Tenía un carácter difuso todavía para Allen, que no podía saber como pensaba del todo esa acompañante. Ciertamente esta era la segunda vez que dormía con alguien en su vida. La primera fue una princesa, y la segunda una jovencita. No era algo que a él le molestara, pero aquellos pensamientos... Y recordar aquello le hizo sentir un vuelco a el corazón. Su rostro se mantenía serio mientras dormía pero por dentro, se podía decir que estaba "llorando".

Quedó algo embobado de nuevo por culpa de estos malos pensamientos, pero por eso casi como si de un susto se tratara abrió los ojos de golpe mirando a la chica, como si pensara que iba a desaparecer o que todo había sido un sueño. Un sudor frió le recorre la frente y se sienta en el colchón respirando con algo de agitación y luego se levanta con tranquilidad, para secarse el sudor con un paño y luego beber algo de agua.

- No te preocupes... se ve que hacia más calor del que pensaba - Dice señalándose al sudor con una sonrisa leve. Disimulando.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Mar Ene 16, 2018 1:29 pm

Entre tantas preguntas, dudas, frustración le era difícil conciliar el sueño. No dejaba de pensar en lo qué pasó. En porqué paso, o qué pasará. Había muchas cosas que no tenían sentido. Bueno a decir verdad nada lo tenía para ella.
Su vida era bastante simple, monótona y esto era todo nuevo de golpe ¿Tipos malos? ¿Persecución? ¿Escapes? Ciertamente fue afortuna, pues el salir a correr casi todos los días seguramente la ayudó en ese momento. Y luego ¿Un ángel? Para eso no tenía palabras. Pero agradecía que haya aparecido en ese momento.
Con tantos sucesos fuera de lo común... ¿Qué rayos había pasado con sus días típicos y aburridos de universitaria?. Donde el mayor “miedo” que se podía llegar a sentir era de errar en un torpe examen. Hasta parecería un mal chiste comparado con esto.
Intentaba dejar esos pensamientos de lado, vaya que lo intentaba. Pero todo era en vano. La incógnita de no saber le estaba invadiendo otra vez.

“No, no, no...No esta bien...” De pronto un pensamiento hizo que dejara por un momento las miles de preguntas que hasta ahora la estaban hostigando.   “Esto no esta bien... Por más ángel que sea, no debo involucrarlo en lo que sea que pase... ya hizo suficiente...” Pensaba con un poco de culpa. No le parecía apropiando ni justo seguir a usando de la amabilidad del chico. Ya bastante había hecho para ayudarla, vaya que lo había hecho.
No paso mucho tiempo cuando una de sus típicas y no tan brillantes ideas apareciera en su cabeza. Irse. Escaparse. Sin dudas era algo bastante “tonto” de su parte, por no decir realmente absurdo y estúpido de su parte, puesto que aun no podía siquiera ponerse de pie por sí sola. Aun así debía intentarlo... como de costumbre. Se quedó meditando por un momento el modo de poder ponerse de pie sin que provocara un escándalo al caerse por ahí. Pero antes de siquiera intentarlo, otro inconveniente estaba por aparecer: Su ropa. Era invierno, después de todo y solo poseía una camisa prestada ¿Donde estarían sus pertenencias? ¿Aun serian útiles? Sinceramente dudaba que después de terrible travesía estén en optimas condiciones.
Como sea. Primero lo primero: Ponerse de pie sin caerse era su primera “misión” y sin rodeos lentamente se sentó. Ya había aprendido la lección, sabía que si lo hacía rápidamente podría marearse otra vez.

Miró a su alrededor. No podía creer que estaba  en un sitio que no era su habitación o el departamento de su madre. Y más raro aun: era el hogar de un chico, que por más ángel que sea seguía siendo uno. Recién caía en cuenta de ello. Era bastante extraño a decir verdad, pero también era cierto que la tranquilidad que ese ángel transmitía era superior a cualquier nerviosismo que pudiera sentir.
Movió la cabeza de un lado a otro para volver la atención en lo que se proponía ahora. Con sumo cuidado se sacó de encima la cobija que la cubría, el frío no tardó en llegar, aun así no quería dar marcha atrás. Luego de esperar unos segundos se giró lentamente quedando de rodillas. No se percato de la presencia o no de Allen quien ella creía que aun seguía recostado, solo intentaba ser lo más silenciosa y cuidadosa posible. Cerró sus ojos mientras se ponía de pie, pensando que así nada le daría vueltas. Al parecer eso funcionó. Respiro profundo, cono si estuviera meditando y finalmente abrió sus ojos otra vez.
”Bien! No me caí! Ahora...un paso..” Pensó casi con entusiasmo. Lentamente logró dar un paso y luego otro hasta llegar a la puerta. El mareo leve fue desapareciendo hasta ser nulo. Sonrió ante el logro.
Por como iba antes ya comenzaba a perder las esperanzas, pero ahora era diferente. Estaba recuperada finalmente, o eso parecía. Suspiró levantando la cabeza. De pronto recordó que hace minutos atrás no tenía noción del tiempo. Por lo que decidió comprobarlo por sí misma y de paso observar donde era que estaba.
Intentando no hacer ruido abrió la puerta y dió unos pasos hacia afuera. Apenas se podía vislumbrar algo que no sea la luna. Efectivamente la noche decoraba la ciudad. Levantó la mirada hacia el cielo, volvió esa mirada perdida, llena de preguntas, olvidando hasta el frío que el invierno regalaba.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Mar Ene 16, 2018 2:37 pm

Era algo extraño ya que la muchacha no le había contestado en todo el rato, ni siquiera se había preguntado por que se había levantado. Y Allen tampoco parecía tener mucho ojo, ya que a pesar de estar a pocos pasos de ella y despierto no consiguió ver nada de lo que estaba sucediendo. Quizá por que su mente estaba en otro sitio, quizá por casualidades de la vida. Pero al no recibir respuesta es que miró fijamente hacia la oscuridad que era las mantas de la colcha de la chica.

-¿.....?- Fue entonces cuando vio que el bulto que debía ser ella estaba demasiado quieto. - No será capaz de... Nah... nadie sería tan... - Le vino un flashback de Mitsuki levantándose y cayendo - ....

Pronto se abalanzó sobre las mantas y descubrió que eran solo eso, mantas. Un largo suspiro salió por su boca y luego de renegar con la cabeza mira a la puerta que aún estaba abierta.

- Muy bien Allen, dices que la protegerás y que evitarás que tenga problemas. Y te despistas ante una chica que tiene miedo de haber perdido a su madre - Dice todo esto mientras se cambia a la ropa más caliente que tiene - Y por si fuera poco, ya sabías por haberla visto que es impulsiva... Y simplemente te pones a recordar el pasado... Como si eso fuera a cambiar algo. - La marca le quema un poco - Como te han permitido seguir siendo un ángel guardián si no eres capaz de proteger ni a una pobre chica... - Parece que finaliza su auto-odio y suspira. Estaba totalmente equipado para salir. - Vale... - Chasqueó los dedos y se dirigió hacia la puerta - No se donde estás... pero te encontraré....¿Eh...? - Se queda parado mirando con cara de tonto a la joven con una camiseta en medio de la nieve leve, de noche. - A..a.... - Llevo su mano a su entrecejo y apretó este, como intentando asimilar lo que veía - Es... Estas descalza... y se te ve la ropa interior. No es algo que a mi me importe, pero no creo que quieras exhibirte...

Mira a la chica entre la nieve y suspirando reniega con la cabeza.

- ¿Qué voy a hacer contigo? Todavía no te he salvado de una y ya te estás metiendo en otra. - Dice casi como un padre - Si quieres hacer esto... lo haremos bien... - Dice y se mete dentro de la casa - Ven aquí...

Al entrar comienza a quitarse la ropa y deja toda esta en el suelo. Ropa acolchada y caliente que aun estaba calentada por él. Allen en calzones camina hacia un armario y saca una camisa de manga corta blanca y unos pantalones estrechos largos. Se los pone y se dirige hacia Mitsuki de nuevo.

- Te vas a poner eso... - Señala a la ropa caliente - Y te voy a acompañar a donde sea que vayas... - Intuye varias preguntas - No, no vas a ir sola, no, no tengo ropa más caliente, Y no, no voy a llevar yo la ropa caliente. Tengo una resistencia física superior a la vuestra. Puedo aguantar en el frío más tiempo que vosotros. Esas son las condiciones... Si no. No nos vamos - Sonaba bastante serio en ese momento. Pero aún tenía ese toque calmado que le caracterizaba. Espera a que ella esté lista y entonces sale por la puerta quedando bajo la nieve que comenzaba a arreciar un poco, denotando que quizá iba a haber una tormenta pronto. - Entonces... - Extiende los brazos hacia ella - ¿Nos vamos? - Sonríe y espera a que ella venga para agarrarla y Salir lanzados hacia la montaña. Era hora de buscar respuestas.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Mar Ene 16, 2018 4:03 pm

No sabía cuanto tiempo había estado allí afuera, tampoco le importaba. Durante ese momento apenas si podía pensar. Estaba perdida en su propia mente.
Una voz ya conocida se hizo presente, esto logró que ella baje la mirada que hasta el momento solo contemplaba la luna sobre ella. Miró hacia adelante y luego hacia atrás. Allí estaba, el ángel que le había salvado la vida. Por alguna razón no se lo veía tan tranquilo como hace unas horas es más...se mostraba un tanto ¿molesto?
«”Es... Estas descalza... y se te ve la ropa interior. No es algo que a mi me importe, pero no creo que quieras exhibirte... “» Fue lo primero que escuchó. ¿La estaban regañando? No podía creer lo que estaba escuchando. A decir verdad no se había percatado de ello. Tampoco era algo que le molestara, aunque no era que estaba completamente desnuda. Bajó la vista y se miró a sí misma, comprobando lo que decía el chico frente a ella. Caminó hasta donde estaba él sin apuros.- Pero si casi parece un vestido...-Dijo casi en tono de broma mientras miraba la camisa- Además no hay nadie que pueda verme... -Culminó encogiéndose de hombros para finalmente entrar a la casa detrás de él.- ¿Creíste que iba a huir o algo así? -Preguntó mientras Allen se quitaba la ropa abrigada para cambiarse. Giró volviendo la mirada hacia la pared, dandole la espalda cuando este comenzó a quitarse la ropa pues como se había percatado antes por más ángel que sea, no dejaba de ser un hombre y esa situación le incomodo de cierta forma. - No puedo creer que me hayas regañado...-Balbucea cruzando los brazos y soltando un leve suspiro.
Quedo apenas unos breves minutos esperando hasta que volvió a escuchar indicaciones por parte del contrario. Vaya mandón resulto ser.
Mitsuki solo se limitó a escuchar y obedecer lo que el ángel le ordenaba.
Un leve escalofrío le recorrió por la espalda cuando Allen comenzó a responder algunas de las preguntas que iba a hacerle. Era como si casi le leyera la mente. Aunque todavía no conocía ni comprendía el límite en el que él podría ayudarla. Como sea, no veía necesario discutir con él, se notaba su determinación en su mirada y postura y aunque vaya contra sus ganas de no querer molestarlo más, terminó cediendo.
Sin decir nada tomó aquellas prendas, las observó y se vistió. Era algo incomodo ya que se notaba que dicha ropa eran unas tallas más de las que ella usaba y por ende parecía estar disfrazada. Aun así se acomodó el ropaje como pudo.
Levantó la mirada notando que Allen ya la estaba esperando. Era obvio que no era momento de salir. La nieve se hacía cada vez más densa. Caminó hasta él y lo entró a la casa tomándolo del brazo.- No es justo...Por más frío que resistas, no es justo que vayas así...-Dijo resoplando mientras lo soltaba.- Dijiste que íbamos a hacer las cosas bien ¿no? Bueno iremos cuando pase la tormenta... Y sea de día. Ahora apenas si podremos ver algo... A no ser que tus ojos se conviertan en linternas. Como sea, sería tonto ir ahora... -Comentó sin más. Se apartó de la puerta y caminó hasta la cobija donde estaba acostada antes y allí se sentó quedando pensativa.- Tengo un horrible presentimiento...-Murmuró soltando un suspiro.- No sé qué hacer... -Pensó en voz alta sin darse cuenta.
Una sensación que hasta ahora no había sentido apareció. Quería llorar. Sentía un vació inmenso que no sabía ni podía controlar. De dejo caer hacia atrás sobre la cobija sin percatarse de nada a su alrededor. Solo quería que su mayor temor no sea real. Cerró los ojos llorosos por un momento para evitar que las lágrimas cayeran a pesar de que intentaba controlarlas con todas su fuerzas. Pensaba que si lloraba era señal de que se estaba rindiendo y eso era algo que no podía aceptar. Colocó ambos antebrazos sobre su rostro a la altura de los ojos con la intención de no ser “descubierta” sin darse cuenta que pronto terminaría dormida.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Miér Ene 17, 2018 9:30 am

Pero si casi parece un vestido...- Debía evitar que aquello le hiciera gracia, a pesar de que lo hizo - Además no hay nadie que pueda verme... - Eso estaba claro, pero pretendía irse a la montaña.Y de aquí a allí puede que alguien si le viera- ¿Creíste que iba a huir o algo así? -Pues... Realmente es lo que pensaba. Y el hecho de que lo dijera con tono de duda, le hizo pensar que quizá se había equivocado. - No puedo creer que me hayas regañado...

Estaba tentado a contestarle, pero no lo hizo al final. Esto de ser "Duro" no era lo suyo y quizá metía la pata si hablaba un rato más. Además de lo poco que le gustaba realmente mandar. Aquello estaba siendo más el momento que su forma de ser real. Aun así una parte de él le decía que tenía que mantenerse algo estricto. Cuanto más lo pensaba peor idea le parecía. Arriba haría realmente bastante frío. Pero era la única posibilidad. Debía intentarlo.

- Entonces... - Extiende los brazos hacia ella - ¿Nos vamos? -Fue sorprendido cuando lo agarró del brazo acabando dentro de la casa.

- No es justo...Por más frío que resistas, no es justo que vayas así...-En ese momento le solto.- Dijiste que íbamos a hacer las cosas bien ¿no? Bueno iremos cuando pase la tormenta... Y sea de día. Ahora apenas si podremos ver algo... A no ser que tus ojos se conviertan en linternas. Como sea, sería tonto ir ahora...

- Hey, podría ser - Bromea volviendo a su actitud natural. cuando la joven dejó de mirarle soltó un suspiro bastante largo y sonrió - Parece que ha salido bien... - Susurra mientras asiente con la cabeza, como si su plan maestro hubiera funcionado y se frotó los brazos para calentarlos un poco. se quedó parado al ver a la chica resistía con toda su fuerza las lagrimas. Parecía derribada, probablemente estándolo. Se quedó allí mirando como ella intentaba resistir unos minutos, para finalmente acercarse a ella. - Oye... Deberías dormir... Si no no tendrás energías suficientes para encontrarte con tu madre... - Dice con un tono suave y intentando ser alegre. - Vamos... d- Es entonces cuando la oye respirar de forma suave y tras fijarse bien la ve dormida. Asiente con suavidad y con el máximo cuidado la recuesta en la cobija. Tras esto la tapa con cuidado y se aleja con un suspiro. - Creo que hemos tenido el mismo mal presentimiento... Mits - Dice y se sienta en su propia cobija. Primero meditando sobre que hacer. Finalmente decidió tumbarse de nuevo y intentar dormir.

<< Pero... Esto... Eso... No es lo que quiero, Al... Yo... >>

- ¡Ah...! - Suelta una gran bocanada de aire despertándose de golpe de nuevo con sudor frió en su frente. Miró respirando con algo de agitación a la chica. Seguía dormida, o al menos lo parecía. Por la ventana a lo lejos se vislumbraba ya algo de luz. Tardó algunos minutos que gastó en relajarse para finalmente ponerse de pié y estirarse. Con su rumbo normal se fue al baño donde se duchó y al salir ya vestido dejó de tomar precauciones por el sonido, pensando que ya era buena hora para levantarse. Sacó las pastas de ayer  y las miró- ¿Debería... calentar esto..? - Dice y pone las pastas en la olla de nuevo, calentándolas y creando un atrayente olor que inundo la casa. Ademas del sonido de los cacharros de la cocina. - ¿No crees que es hora de despertarse ya? - Preguntó sin mirar si se estaba levantando.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Miér Ene 17, 2018 11:38 am

El día anterior sin lugar a dudas había sido realmente de locos. Muchas emociones y situaciones habían sucedido de golpe. Sin poder soportarlo más simplemente cayó dormida dejando las lágrimas donde deberían quedarse. Aunque sea  por ahora. Para bien o para mal, no se iba a rendir tan rápido. Todavía tenía que aclarar todo lo que había pasado y el porqué. Aunque esto ultimo también pudo hacer sido simplemente cosa del destino.

El resto de la noche pasó sin más inconvenientes, un sueño tras otro se reproducía en su inconsciente como si fuese una maratón de películas sin cortes comerciales.

El Sol de a poco comenzaba a asomarse dando a conocer un nuevo día. Una nueva oportunidad de aclarar todo. Hoy era el día.
De pronto unos ruidos y aroma comenzaba a mezclarse con sus sueños. Pronto la realidad la despertaría del todo. Movió con total pereza su cuerpo quedando de costado. Abriendo con pesadez los ojos finalmente.
«”¿No crees que es hora de despertarse ya?”» Fue lo que oyó haciendo que junte energías para por lo menos sentarse.
Humm..Ya...ya desperté...-Murmuró con resoplo, todavía media dormida mientras se frotaba los ojos para poder ver mejor.
Dejó escapar un pesado suspiro. Observó alrededor para finalmente ponerse de pie. Estaba con esa vestimenta abrigada. Ya casi se había olvidado de ella. Caminó unos pasos y se detuvo. Quería darse una ducha pero no tenía otra ropa, solo ña que le había prestado.- Amh...¿Tendrías alguna toalla para prestarme? Me gustaría lavarme un poco antes de salir...-Preguntó. Aunque no podría ducharse como lo hacía cotidianamente, por lo menos se daría una “enjuagada”.  Ademas eso la ayudaba a despertarse finalmente.
Mientras esperaba la respuesta se quitó una de las prendas de abrigo. No hacía tanto frío allí adentro. Luego de rodillas comenzó a ordenar un poco, doblando las cobijas que había utilizado.
El aroma a comida volvió a invadir sus sentidos. Le llamó la atención así que se puso de pie nuevamente mirando en dirección a la cocina. ¿Eso iba a desayunar el ángel? Era algo curioso a decir verdad, aunque quien era ella para juzgar los gustos.  Sonrío de lado para finalmente tomar las cobijas y dejarlas apiladas sobre un rincón. No conocía muy bien todo como para saber cada espacio de la casa y no iba a estar indagando ahora.

Como sea. Hoy sería un día clave para la vida de Mitsuki, aunque ella aun no lo sabia.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Miér Ene 17, 2018 3:37 pm

- Humm..Ya...ya desperté... - Sonríe el ángel ante la respuesta hacia el vacío que hizo. Parece que su intuición no estaba tan oxidada. Se sienta a comer las pastas recalentadas a las que les echó más tomate frito. Pensó en ofrecerle a la joven, pero parecía estar algo metida en su mundo y por ahora no la conocía lo suficiente como para saber si era bueno o no sacarla de allí.

-.... -se limita a ver lo que hace la joven mientras se levanta con el mismo traje que ayer. Quizá debería ducharse o lavarse. La ropa no estaba sucia pero ella llevaba por lo menos un día sin lavarse, y según tenía entendido los humanos cumplían un extraño régimen de hig-

- Amh...¿Tendrías alguna toalla para prestarme? Me gustaría lavarme un poco antes de salir...- Bingo. Pronto se levantó y fue a donde guardaba las toallas. estaban ya en la casa, así que tenía unas cuantas.

- Toma - Dijo sonriendo y dándole la toalla para luego señalar a una puerta - Es ahí el baño. Quizá aun haya algo de vapor por que me duche antes. -Asiente y le da una palmadita en el hombro. Tras esto la deja marchar hacia el baño y el vuelve a sus pastas. ayer no comió al final y hoy le estaba dando bastante hambre. Esto también se debía a los divinos. Antes podía estar sin dormir y sin comer prácticamente siempre. Haciendo lo dicho solo si sus protegidos se lo pedían. Pero por supuesto... degradación. Reclinó un poco la cabeza y luego suspiró suavemente.

Realmente no era tan malo, gracias a tener la obligación de comer y dormir... Sentía que los seres humanos lo sentían más cercano. cuando la gente de los planetas conocían la falta de necesidad de comer se quedaban parados. no podían concebir que un "ser vivo" no tuviera que comer. Es un patrón que si que se sigue en prácticamente cualquier planeta que consiguiera recordar. La necesidad de conseguir comida, reponer la energía gastada. Un ser que no necesita comer muchas veces fue visto como un ser superior. Por eso los Divinos le crearon así, para demostrar su poder, para que la gente les admirara por crear algo que para ellos, era imposible. Divagando de nuevo en el pasado solo consiguió un pequeño mosqueo que se fue cuando se le ocurrió una idea.

-...- Estuvo un rato observando las mantas, pensando en algo. - Al diablo - Se levantó y fue a la sabana más suave y fina, desgarrando esta y haciendo una tira con ella. -Vale...- se la enrolló alrededor del cuello a modo de bufanda improvisada. - Es.. mejor que nada. - Dijo y esperó a que la joven saliera del baño, preparado para salir en cualquier momento. Finalmente salió y le sonrió con suavidad. - Cuando lo tengas todo listo ven, estaré fuera preparado para llevarte a donde te encontré. Aun lo recuerdo.

Dijo esto saliendo por la puerta. La nieve había aumentado hasta dejar casi medio metro allí en la ciudad. En la montaña sería peor, pero había que ir y Allen estaba preparado.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Miér Ene 17, 2018 11:40 pm

Ya había recogido las cobijas que uso cuando Allen le respondía su pedido entregándole una de las toallas e indicándole donde estaba el baño. Sin tantos rodeos asintió a modo de agradecimiento y se dispuso a hacer sus cosas. Cuando entró notó que el espejo aún seguía empañado por el vapor que había dejado el ángel, tal y como le había informado segundos atrás. Con su mano decidió limpiar un poco el espejo hasta poder ver su reflejo. Casi no se reconocía, su rostro se veía apagado, más pálido que de costumbre e inexpresivo. Casi daba la impresión al rostro de los guerreros luego de volver de sus batallas. Reflejaba angustia, tristeza. Hubiera deseado volver el tiempo atrás, persuadir a su madre de aquel paseo y simplemente recorrer la ciudad evitando las "zonas peligrosas". Pero era tarde, ya las cosas habían sucedido. No podía volver en el tiempo. No había vuelta atrás. Ésta era su realidad ahora y debía enfrentarla.
Mientras se lavaba, deseaba estar un su habitación y disfrutar de una verdadera ducha de varios minutos más mientras escuchaba música tal vez, pero las cosas se habían dado de otra manera y no tenía tiempo que perder, por lo que no tardó demasiado.
Una vez que terminó, se vistió nuevamente con esa ropa abrigada y grande para finalmente salir del baño. Apenas se asomó logró ver a Allen que al parecer ya estaba listo para el viaje. No tenía nada que llevar, pues no tenía sus pertenencias y vaya a saber dónde había quedado su bolso con tanto revuelo. Lo único que hizo fue hasta el sector de la cocina, se sirvió y bebió agua. Esto hizo que juntara energías para dar inicio a la travesía.

Dejando el vaso en su lugar fue hasta la puerta donde Allen la esperaba. Una vez allí, se  detuvo y lo observó por un momento.- ¿Qué es esto?-Preguntó desconcertada mientras tomaba un trozo de la sábana que le colgaba del cuello.- Esto no va a protegerte del frío, Al. Necesitas algo más abrigado...-Dijo con un tono de preocupación, pues sabía que por donde irían era muchísimo más helado y ventoso que donde estaban.- ¡Podemos compartir la ropa! -Comentó como si la idea hubiese pasado por su boca sin filtro alguno. Observó lo que ella traía puesto y tenía dos prendas en la parte de arriba. Inmediatamente se quito la primera y se la dio.- Póntela, aunque sea para que no sufras una hipotermia. Por más ángel que seas, no hay que arriesgarse. -Indicó casi como dando una orden directa sin dar lugar a una negativa ni a un reproche.

Caminó unos cuantos pasos alejados de la casa, mientras Allen se abrigaba. Miró al alrededor; no sabía muy bien donde estaban, aunque algo le decía que estaban un poco cerca. Después de todo, la densidad de la nieve era casi similar a la de las montañas, pero menor. De a poco comenzaba a nevar y si ya de por sí había alcanzado un volumen alto donde se encontraban ahora, no quería ni imaginar lo que sería por allá. Dejó escapar un largo suspiro y volvió hasta donde estaba él.- Deberíamos ir donde todo empezó...- Indicó como teniendo una corazonada. - A los alrededores, es la única carretera que lleva a la montaña.. tal vez haya una pista...algo... Aunque ciertamente lo dudo. Ya pasaron dos días...Si había alguna huella o algo, no creo que esté visible.-Murmuró esto último sin querer sonar pesimista, a pesar de ser cierto lo que decía.
Caminó como pudo unos cuantos pasos hacia adelante, pues la cantidad de nieve entorpecía el camino. Pero debido a que como no conocía donde estaba, esperó a que el ángel la guíe.- ¿Qué camino debemos tomar, Al?-Preguntó mientras miraba de derecha a izquierda esperando una respuesta.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Jue Ene 18, 2018 9:08 am

- ¿Qué es esto?- Le sorprendió algo la joven que apareció de la nada. O al menos él no la había visto. Iba a contestar pero ya de primera hora recibió "una reprimenda".- Esto no va a protegerte del frío, Al. Necesitas algo más abrigado...

- N...- Intentó cambiar el rumbo de la conversación pero ahora no le salía ser malo.

- ¡Podemos compartir la ropa! -Rebotó de repente Mitsuki.- Póntela, aunque sea para que no sufras una hipotermia. Por más ángel que seas, no hay que arriesgarse. - Aquel momento de "seriedad" le había salido con natural el día anterior pero parecía que hoy ya no era así, simplemente aceptó y cogió la ropa para ponérsela con tranquilidad.

- No hacía falta - Musitó con suavidad acabando de ajustarse la ropa, pero dejándose la bufanda improvisada. Y tras crujirse los dedos de la mano es que finalmente sale de la casa y se prepara para hacer camino, haciendo estiramientos matutinos. Mientras que Mitsuki hablaba sobre algo de un camino o así.

- Deberíamos ir donde todo empezó... A los alrededores, es la única carretera que lleva a la montaña.. tal vez haya una pista...algo... Aunque ciertamente lo dudo. Ya pasaron dos días...Si había alguna huella o algo, no creo que esté visible. - Oído claramente. - ¿Qué camino debemos tomar, Al? - ¿Al eh...? No está nada mal, nada mal...

- Por ahí - Sonríe señalando al cielo. Tras dejar unos momentos para que dudara la agarró de la cintura y saltó a toda velocidad para comenzar a volar. Le encantaba hacer eso. - Agárrate si no quieres caerte - Dice más bromeando que otra cosa, no la iba a soltar para que cayera. Primero se elevo lo suficiente para poder tener una vista periférica. Una vez encontrado el rumbo se encaminó y encontró una ruta de aire que los llevaría con suavidad. - Bien... por aquí llegaremos sin mucho problema... - Tras dejar que ella le grite lo que quiera es que responde - ¿No pensarías que te llevé caminando hasta mi casa pudiendo volar no? - Tras esto se dejó llevar por aquella bocanada de aire hasta ver la carretera. - Espero que sea esta - Se dejo poco a poco caer en la misma y quedaron ambos de pie en la nieve. El ángel la miró algo apenado. Pero luego volvió a su sonrisa tranquila. - Venga, te toca. - Se pone los brazos en jarras intentando ser lo más animado posible. Ahora seguiría las peticiones de la chica.
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Jue Ene 18, 2018 8:07 pm

Lo miró un tanto incrédula al ver que el ángel indicaba hacia el cielo, levantó la cabeza para ver en esa dirección.- ¡Qué absurdo! ¿Como ir—-Se interrumpió a sí misma de golpe al sentir que la tomaban por la cintura. Apenas bajó la mirada ya podía ver las alas y al ángel que sin titubear alzo en vuelo. Sin darle tiempo a nada. No podía creerlo ¡Estaba volando! Aunque si lo pensaba seguramente no era la primera vez, ya que así la habría llevado hasta la casa también. Es curioso que hasta el momento no se haya percatado de eso.

«”Agárrate si no quieres caerte.”» Escuchó por parte del alado. Obviamente lo decía en tono de broma pero ¡Vaya momento de bromear! Se sujetó con fuerza y como pudo de Allen, pasando ambos brazos por sobre los hombros de éste, como si estuviera abrazándolo. A decir verdad estaba bastante oxidada  en lo que es “contacto” con otros, por lo que le resultaba un poco extraño. Aunque a fin de cuentas, no tenía otra opción. Y la situación en general era extraña.

Desde las alturas comenzaron el rumbo hacia el camino que rodeaba la montaña. Era realmente agradable estar desde las alturas. El panorama, el paisaje era fantástico, por más que abría los ojos sentía que no lograba observar todo aquello por completo. Se podía sentir el viento de otra manera. Respirar otro aire. Despejar la mente. Se sentía cierto alivio que hasta hacía olvidar los problemas. Lamentablemente no podía hacerlos desaparecer. Se mantuvo en silencio durante todo el viaje. Sinceramente las palabras y pensamientos simplemente se apagaron durante ese momento. Solo observó, ni siquiera se percataba de si sentía frío o no. Se sintió en paz y segura por un breve momento, eso era algo que hace tiempo no pasaba.

Casi como si se dejaran llevar por el viento llegaron al lugar. Mitsuki lo reconoció de inmediato. Sus palpitaciones comenzaron a aumentar de manera involuntaria. Estaba por investigar lo que había sucedido aunque  aún todo era irreal. Eso la ponía nerviosa ¿Y si aparecían esos sujetos? ¿ y si no había nada? O peor aun ...¿ Y si sí en entraban algo? Esas preguntas de a poco se hicieron presente en su mente. Eran todas posibilidades. Y ninguna era buena.

Antes de descender, logró vislumbrar la montaña y el camino casi al mismo tiempo, pues estaban a corta distancia.
En medio de ambos lugares algo captó su atención aunque en ese instante no le dio importancia. Una pequeña casa, daba la ilusión a una cabaña vieja o abandonada. Pero no estaba del todo segura. Estaban bastante alto la verdad.

Volvió la mirada al camino a medida que iban bajando. Sus palpitaciones aumentaban más y más. Casi podía escucharlas como tambores en sus oídos. Un ligero escalofrío recorrió su cuerpo. E daba mala espina estar allí.
Dio unos pasos con cuidado pues como aquel día el piso estaba congelado y era fácil resbalarse.
«"Venga, te toca”»Dijo Allen. ¿Adonde irían ahora? No recordaba mucho. Caminó un poco más haciendo equilibrio. Observaba todo intentando encontrar algo. Y así fue. Al lado de la carretera había algo de color negro tirado, oculto en la nieve. Se dirigió hasta allí para tomarlo. Quitó la nieve del objeto y analizo. Era un bolso que le resultaba familiar. Sin pensarlo mucho lo abrió y revisó en busca de quien sabe qué. De pronto otro escalofrío se había hecho presente. Pues del bolso había sacado la cartera de su madre, allí estaban los documentos y demás cosas entre ellas el celular de Mitsuki.
En ese momento recordó que ella no había llevado nada porque le gustaba ir cómoda cuando salían a pasear pero su madre insistente le había dicho que lo lleve porque siempre es útil, que aunque sea lo deje en su bolso. Y eso fue lo que paso.
Soltó un suspiro, casi olvidando todo a su alrededor. Por esas cosas de la vida reviso el teléfono. Tenia poco y nada de batería aun, tal vez el no haberlo usado hizo que la misma durase un poco más de lo normal ¿Quién sabe? También podía ser cosa del destino que quería que así sea. Encendió la pantalla, apenas se ilumino aparecieron quince llamadas perdidas del teléfono de su madre. Quizás Hikari , ese era su nombre, había olvidado que su hija no tenía consigo el celular o quizás pensó que había encontrado el bolso...El hecho era que allí estaban. Todas eran del día anterior. ¿Eso quería decir que ella estaba...viva? ¿Dónde podría estar? Se emocionó ante la idea. Un granito de esperanza se hizo presente...Aunque sea por unos minutos. Entre las notificaciones de “llamadas perdidas” encontró un “mensaje de voz”. Con las manos temblorosas logró escucharlo. Era la voz de su madre, se escuchaba aterrada aunque eran susurros, como si estuviera escondiéndose y sumamente herida.

«¡Mitsy! Mitsy por favor! Si escuchas esto respóndeme! ¿Dónde estas? ¿Lograste escapar? ¡No entiendo nada! Creo que cuando nos agarraron ayer me..me desmayé luego de empujarte...Acabo de despertar...los idiotas no revisaron si tenía algo... estoy...¡no sé dónde rayos estoy! ¿Una casa? Un cuarto...no escucho ruidos afuera. Agh!  Los malditos perforaron mi pierna, me está matando.”»
Se generó una breve pausa en el mensaje. Mitsuki estaba aterrada. Lo qué más temía se estaba haciendo realidad. La segunda parte del mensaje se oía la voz de una madre que rompía en llanto.
«”Mitsy...hija... no...no veo un buen final para mi...Creo que esos sujetos eran de una de las sectas...Lo siento, mi vida. Ojalá estés a salvo. Lo lamento... oh..escucho voces...creo, Sí son ellos. ¡Demonios, volvieron! Los escucho decir que...no te encontraron. ¡Gracias al cielo!...Te amo hija. ¡OH RAYOS!? los oigo cerca... los malditos vienen a bus-- ¡SUÉLTENME! ¡NOOO! ¡DEJENM----  “ »





Sin poder reaccionar parecía que el mundo se había detenido. Apenas si podía respirar. El sonido de su corazón aturdía sus oídos.
Quedó completamente en blanco sosteniendo el celular aun apoyado en su oreja. Su mano con el teléfono cayó con pesadez. Casi parecía que Mitsuki se había convertido en una muñeca o un robot. Su mirada estaba perdida en la nada misma. Ni siquiera podía llorar debido al shock. Aunque lo había pensado, nunca esperó que realmente sucediera.
Como por cosas de la vida finalmente sus pensamientos se ordenaron y la imagen completa de lo que había sucedido se hizo presente.

FLASHBACK escribió:
A orillas de la carretera, juntos donde estaban ahora. Estaban Hikari y Mitsuki caminando rumbo a la montaña. Debido al suelo congelado ambas iban despacio, haciendo equilibrio para no caerse.
-¡Vaya! Una excelente idea, Ma...  -Decía la joven mientras caminaban- Lo bueno es que si luego enfermo podré descansar en tu casa... -Bromeó como era de costumbre.-
-¡Deja de quejarte, Mitsy! Ese es mi trabajo...Vamos... hay que aprovechar que tienes estos días libres...-Replicaba Hikari entre risas mientras se sujetaba del brazo de la rubia.- No creí que serías tan enojona como tu padre. - Esto hizo que la otra resople y reniege con la cabeza.-
-¡No lo soy! -Bufa cual niña.- Simplemente ...agh...olvidalo.. -Se resignó y continuaron caminando.
A decir verdad  no era algo fuera de lo común. Conversaciones sin sentidos, quejas, "peleas" lo típico se podría decir.
Hasta que en un momento una camioneta pasó por al lado de ambas. Si bien les llamó la atención porque era la única que había pasado hasta el momento, no le dieron importancia pues tal vez se trataba de alguien que vivía por allí. ¿Quien iba a decir que eso sería lo que cambiaría todo.?

Mientras las dos continuaban con su paseo, la camioneta giró de manera brusca en "U" y volvió donde estaban ellas. Sin dar oportunidad a nada salieron tres sujetos encapuchados quienes inmediatamente atinaron a agarrarlas a ambas. Hikari quiso defenderse inútilmente golpeando con su bolso al que la sostenía pero fue en vano y terminó perdiéndola a un lado del camino. Ambas gritaron y lucharon para zafarse pero no lo lograron. Les colocaron un como un saco en las cabezas para que no puedan ver nada y las subieron en la parte de atrás de la camioneta, acompañadas por dos de los sujetos. Allí las maniataron y  amordazaron para dejar de sus, según uno de ellos: "Estúpidos gritos" .

No podían ver nada. No podían expresarse. Estaban aterradas. Solo escucharon como los sujetos hablaban entre ellos. Decían algo de que "El Jefe" estaría satisfecho con las ofrendas que le llevaban. Uno de ellos en un momento se acercó a Mitsuki tomándola del mentón  a través de lo que cubría su rostro para quien sabe qué. Ella inmediatamente reaccionó alejando el cuerpo y estirando una de las piernas hacia adelante para alejar al contrario. Esto no le cayó en gracia al tipo por lo que decidió castigar a la chica cortándole el brazo derecho.

El viaje no duró mucho tiempo. Cuando llegaron, los dos tipos las bajaron de la camioneta como si fueran dos prisioneras y les quitaron esos sacos que cubrían sus cabezas pues no había más que una cabaña allí. Además no pensaban en que pudieran escaparse. El tercero que se había bajado la primera vez se fue en la camioneta con el conductor. Tal vez a buscar más victimas.
Entre los dos que quedaron las comenzaron a guiar hasta la casa. Mientras se escuchaba que hacían chistes. Alguno que otro era para ellas como por ejemplo "No se acomoden mucho que esta es solo una casa temporal" Fue ahí donde tanto madre como hija decidieron actuar. Ni que lo hubieran planeado. Aprovecharon la distracción de quienes estaban "vigilándolas" para poder intentar escapar.

Justo antes de ingresar al lugar Hikari corrió unos pasos y tomó con las manos atadas una especie de leña lanzándolas a los tipos para desconcertarlos. Allí mismo comenzaron a correr. Parecía que era un camino sin fin. Solo nieve por todos lados. Se quitaron la mordaza pues sus manos estaban amarradas al frente, sin detenerse. Los sujetos comenzaron a seguirlas y así comenzó la persecución.

-¿A donde rayos vamos, Mitsuki? ¿Quienes eran?!-Preguntaba aturdida la madre. Pero su hija no respondió. Pues no tenía idea de lo que estaba pasando. Como si se tratara de una película de terror, en medio de la huida Hikari se cae, hacía demasiado frío.
-¡Vamos!...Esos tipos vienen por nosotras..-Protestó mientras ayudaba a su madre a ponerse de pie.Pero era algo tarde. Los sujetos las habían alcanzado. Uno sujetó a la madres desde la espalda y el otro se dirigió hacia la rubia.
-"¿Acaso no lo entiendes, linda? No hay salida..." -Murmuró uno de ellos al oído de Mitsuki para luego apuñalarle la pierna. Esto hizo que soltara el brazo de su madre, quien parecía que gritaba por ella, para encobrarse y poder sujetar su herida, . Al parecer ésta acción hizo que el lo que llaman "el instinto maternal" se despertara en Hikari. Con fuerza que no sabía que ni ella tenía pateo fuerte la entrepierna de quien la sujetaba haciendo que caiga como un costal de papas.
Pero Mitsuki no se quedó atrás. Ya lo dicen: de tal palo, tal astilla. Pues luego de ser herida y casi al mismo se reincorporó dando un fuerte golpe sobre la nuez de adán, logrando que se quede sin aire. Esa táctica la había leído en algún lado pero nunca creyó que le sería útil.
Esto les había dado una nueva oportunidad de escapar, aunque Mitsu estaba adolorida trataba de no detenerse. Llegaron hasta unos arbustos, los cruzaron hasta llegar al borde pues al parecer estaban en lo que era como una montaña. Las voces de los sujetos se escuchaban cerca nuevamente.
¡Debes saltar, Hija...allí no irán a buscarnos! o por lo menos no se les hará sencillo. -Comentó en susurro, pues una vez que se bajaba esa montaña había que atravesar una breve arbolada. Fue entonces que Hikari decidió empujar a Mitsuki. Pero cuando ella iba a hacerlo la atraparon. Y el resto es historia.



Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Allen Walker el Vie Ene 19, 2018 8:58 am

En un principio pensaba con toda sinceridad que aquella búsqueda iba a ser o bien larga o bien inútil. Tras haber nevado tanto era algo muy raro que encontraran pruebas en la nieve. Desde el día en que la encontró la nieve había crecido mucho al menos por la ciudad. Aun así parecía que ella estaba buscando más por memoria que por vista, así que simplemente la siguió allá a donde fuera.

No le sorprendió ver una casa entre la nieve, puesto que había gente que vivía en medio de la selva, así que, ¿Por que no uno que viviera en la montaña? Se quedó mirando la casa que cada vez parecía más hecha polvo. Además... ¿Qué era aquello? Una extraña energía maligna rondaba por la zona que provocó que el ángel se pusiera algo tenso. Casi parecía que fuera a atacar a lo primero que se pusiera por delante.

Mitsuki se detuvo de repente y al poco caminó a un costado de la carretera. Allí desenterró un bolso, la joven registró el bolso  y parecía que encontró algo. Allen se acerco a ella cuando esta saca el movil. Se lo llevó a la oreja, pero a esa distancia con su oidos podia oir perfectamente lo que decía


«"----ayer me..me desmayé luego de empujarte...Acabo de despertar...los idiotas no revisaron si tenía algo... estoy...¡no sé dónde rayos estoy! ¿Una casa? Un cuarto...no escucho ruidos afuera. Agh!  Los malditos perforaron mi pierna, me está matando.”»

Sin duda aquello estaba congelando a la chica más que todo el frío de la montaña junto, pero el mensaje no quedó ahí.

«”Mitsy...hija... no...no veo un buen final para mi...Creo que esos sujetos eran de una de las sectas...Lo siento, mi vida. Ojalá estés a salvo. Lo lamento... oh..escucho voces...creo, Sí son ellos. ¡Demonios, volvieron! Los escucho decir que...no te encontraron. ¡Gracias al cielo!...Te amo hija. ¡OH RAYOS!? los oigo cerca... los malditos vienen a bus-- ¡SUÉLTENME! ¡NOOO! ¡DEJENM----  “ »


Allen tomó unos segundos para respirar con suavidad cerrando los ojos. No quería ponerse en lo peor ni siquiera en aquella situación, pero parecía que sus malos pensamientos estaban siendo acertados... Y mucho peores de lo que el creía. Mitsu quedó bloqueada, al ver su brazo caer con tal brusquedad volvió a perder la paz que había ganado hace unos segundos arrugando la cara, la tristeza se palpaba en el inmutable rostro del ángel, y esta vez era por empatía. Se acercó con cuidado a Mitsuki y la abrazó por la espalda suavemente. Ante aquel contacto, el ángel compartió los sentimientos de la chica, tragando parte de esa tristeza para si mismo, notando como las lagrimas estaban por salir de sus ojos, saliendo una de su ojo izquierdo, el de la marca. Era muy amargo ese sentimiento, pero así podría aliviar un poco el dolor interno de ella. Casi por reflejo se aferró al abrazo un poco. Entonces llegó el momento. Al comer tanta tristeza, esta necesitaba un impulsador. Una razón para existir dentro de Allen. Y por supuesto...


<< No pasa nada, Al. Esto... Esto no cambia nada. Juntos para siempre, ¿recuerdas..? Estaremos... juntos par- >>

Respiró con algo de fuerza, pareciendo más un suspiro que otra cosa. Relajándose comenzó a rebajar esa sensación. Intentando no tener más flashbacks. Cuando se dio cuenta de que tenia lagrimas en los ojos y que estaba abrazado a ella con esa intensidad perdió algo la compostura por la vergüenza.

- Oh- eh... Disculpa... -Dice y relaja el abrazo ordenando sus pensamientos. Dio unos pasos para atrás soltando el abrazo, y limpiándose las algo ya secas lagrimas - ¿....Mejor? - Suspira un poco y sonríe lo más natural que puede. - Aún tenemos que buscarla, un móvil no nos va a echar atrás... ¿No?

Sentía que tenía que ser la voz tranquilizadora, pero realmente estaba aún algo roto por dentro. Esperó para ver la reacción de la chica y saber que hacer a continuación.



Allen Walker  - Actua - Piensa - Habla -

Don't make me cry~:

Mitsu <3:
avatar
Dromes : 27618
Reputación : 0
Mensajes : 38
Ver perfil de usuario
Allen Walker
ÁNGELES

field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Mitsuki Fujimori el Vie Ene 19, 2018 11:18 am

De repente todo a su alrededor se había desmoronado sin previo aviso. Esa respuesta que tanto temía encontrar fue revelada ante sus ojos y oídos. La voz de su madre, el mensaje...eso ya lo decía todo. Y no era algo bueno.
Con el cuerpo inmóvil cual estatua y su mente completamente bloqueada, Mitsuki deseaba que todo eso no estuviese pasando. No era justo. Ellas no habían hecho mal a nadie, prácticamente pasaban desapercibidas ante el mundo ¿Por qué esta vez no fue así?  ¿Por qué su madre no “saltó” con ella? Infinitos porqué aparecían en su mente en blanco. Esos malditos “¿Por qué?” que nunca tendrán una respuesta o un sentido.

Quería reaccionar pero no lograba hacerlo. Parecía estar pasando otra vez por esas parálisis del sueño que cada tanto irrumpían su dormir desde la muerte de su padre. Con la única diferencia de que en esta ocasión no era un sueño, sino que era cien por ciento real. No bastaba con forzarse un poco para poder despertar para que todo vuelva a la normalidad.

No podía salir de sí misma.
Fue entonces cuando un abrazo cálido e inesperado por parte del ángel le aclaró un poco el panorama haciendo que vuelva en sí. Como si todo lo que su cabeza había acumulado hasta entonces, se proyectara de repente frente a sus ojos. Se sintió sumamente indefensa y débil. Finalmente comenzaba a quebrarse. En silencio sus ojos se llenaron de lágrimas que no tardaron en salir. No podía retenerlas como en muchas otras ocasiones. Su cuerpo, su alma, su corazón... TODO se sentía hecho pedazos ¿Qué pasaría ahora? Realmente estaba a la deriva.
Como por magia, ese “abrazo” había logrado que Mitsuki pueda desahogarse por medio del llanto, esto hizo que se sintiera un poco mejor. Aunque esa angustia de la realidad la acompañaba todavía.
Momentos después, el cálido abrazo se desvaneció. Sintió un leve vacío por ello, pero al mismo tiempo todo era más claro. Parpadeo varias veces mientas se daba cuenta de que había llorado.
«”Oh- eh... Disculpa...”» «”¿....Mejor? "» Atinó a escuchar. Antes de voltearse en dirección al ángel limpio su rostro con sus manos apartando los rastros de lágrimas de las mejillas. Suspiró intentando cambiar de aire y finalmente giró volviendo la mirada hacia chico. Allí estaba él con esa tranquilidad que ya se le hacía necesaria.
«”Aún tenemos que buscarla, un móvil no nos va a echar atrás... ¿No?”»  Continuó diciendo de manera positiva. Era obvio que no la encontrarían viva. Esas esperanzas ya se habían desvanecido. Pero aun así debían buscarla.

Caminó hasta quedar a una muy corta distancia de Allen. No podía apartar la mirada de los ojos ajenos. Algo le llamaba la atención ¿Acaso había llorado también?  Supuso que no era la única que se sentía quebrada así que evito preguntar. No era necesario.- Gracias...-Murmuró sin poder expresar mas nada. Suspiró nuevamente.- Debemos ir a la cabaña...creo que era la que se veía cuando estábamos llegando... Llévame allí por favor. -Pidió en tono suave sin apartar la mirada. Quería que sea como sea si madre esté en ese sitio, así podría despedirse debidamente de ella.
Ahora solo quedaba esperar que esos sujetos ya no estén en el lugar, aunque sinceramente no tendrían porqué estarlo, pero dadas las circunstancias nada podría asegurar.


Lindo Regalito~^^

Mitsuki: HablaㅣActuaㅣPiensa
My Angel~^^❤️:


|||Random||| Yo lo sé!:



avatar
Dromes : 122002
Reputación : 4
Mensajes : 144
Ver perfil de usuario
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: ¿Qué fue lo que pasó?

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
field_id-18

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.