image
NORMAS
image
EVENTOS
image
PREMIOS
image
STAFF DE ITR




















Instituto
Takemori
¡BIENVENIDO A A ÉADROM!

¿Estas preparado para escribir tu propia historia en el Instituto Takemori? Adéntrate en el mundo mágico de Éadrom en donde casi todo es posible. Convive junto a otros seres sobrenaturales y humanos. Comprueba si es posible que ambas especies vivan en paz y armonía. Diseña tus propias aventuras, persigue los objetivos que te trajeron hasta aquí y por sobre todo pásatelo en grande! Estas a un paso de formar parte de esta gran historia! Adelante!
¡Felicidades por los 7 años!




















Últimos
temas
¡LA ACTIVIDAD DE
NUESTRA COMUNIDAD!
Últimos temas




















¡Vota por
nosotros!
¡APOYA A NUESTRA COMUNIDAD!



Shiki Topsite!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Libre Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Mitsuki Datura el Miér Dic 06, 2017 12:06 am

Al comienzo me había parecido una gran idea ir a la biblioteca, ya hacía tiempo que no cultivaba mi mente con algún libro, además tenía planeado ir algún día desde el momento en que por azar pasé por la puerta; mas no todo saldría como yo esperaba.

Mi día había sido el día perfecto hasta el momento. Me había despertado temprano luego de un maravilloso sueño donde me coronaban la reina del reino caramelo y antes que nadie diga nada, ya se que debo dejar de comer dulces antes de dormir, pero puedo dejarlo cuando quiera, no es como si fuera adicta ni nada por el estilo, no hay nada malo en comer golosinas y... en fin, volviendo al tema... cuando me desperté sentí que hoy podía ser un buen día. Incluso era un buen día para mi cabello, quitando el obstinado mechón que jamás puedo peinar, pero nadie es perfecto.

Con tan buen pronóstico, decidí que hoy sería el día en el que recorrería la biblioteca local. Lo se, tengo dieciséis años y muchos podrían preguntarse por qué una adolescente de ésta época iría a la biblioteca por diversión; yo diría que la respuesta es simple, busco la dominación mundial. Bueno, no se si la dominación mundial, pero algo a pequeña escala sí; me divierte jugar con la mente de los demás y en los libros uno puede encontrar muchísimas herramientas para hacerlo. Podría sonar malvado para algunos, pero no creo estar haciendo algo malo, moralmente ambiguo puede ser; de igual manera, no es como si los estuviera torturando u obligando a hacer cosas que no quieren... OK... a veces sí lo hago pero no es con mala intención.

Como venía diciendo, los libros son una muy buena fuente de inspiración para planes y técnicas de manipulación; pero además muchos de ellos ayudan a entender un poco mejor el Mundo que nos rodea. Quizás quien me vea piense que me interesan los cuentos de amor donde una princesa es rescatada por un apuesto príncipe y viven felices y comen perdices. Pues a decir verdad algunas partes de ellos me gustan; como cuando las hermanastras de la Cenicienta se cortan los dedos de los pies para que la zapatilla de cristal les cupiera; casi lloré cuando leí esa parte, de risa obviamente, al fin y al cabo obtuvieron lo que se merecían. Pero ese estilo de cuentos son sólo eso para mí, cuentos, sirven para que pase el tiempo con la cabeza ocupada en algo. Mi género preferido es bastante más oscuro y profundo que los cuentos para niños. Por lo general si voy a leer un libro busco que se trate de una distopia, donde algún buen hombre y por qué no, una mujer, domina al resto de la humanidad haciendo uso de la presión social que las masas adoctrinadas pueden generar en los demás individuos de una sociedad, que por fuera pareciera ser la perfecta y en realidad no lo es. No se si los demás podrán ver el parecido con nuestra sociedad y la de las novelas distópicas pero en mi opinión nuestra forma de actuar no dista mucho de la de los personajes de esas historias.

Decidida a encontrar algún libro de mi género preferido, recorrí los pasillos que se formaban entre los muchos libreros en la biblioteca. Unos diez minutos después de iniciada mi búsqueda hallé lo que quería; una de las estanterías, la que se ubicaba en el más recóndito rincón del lugar, tenía un cartel que rezaba “Distopias” en letras pequeñas, casi como si a nadie le interesara el tema.

-Hmmm... éste ya lo leí... éste también...- murmuraba hablando conmigo misma mientras con la mirada repasaba rápidamente los títulos de los libros. Entonces, en el último lugar del último estante  del anaquel, unas letras doradas captaron mi atención. Se trataba de un libro de apariencia un tanto vieja, pues se encontraba forrado en cuero negro un tanto ajado por el paso del tiempo; en cuyo lomo podía leerse “Un Mundo Feliz”. Me emocioné al ver que tenían una copia, pues aunque ya lo había leído al menos unas tres veces, es una de esas historias que jamás me aburren.

Inmediatamente me estiré e intenté alcanzarlo con mis manos, lo cual sería bastante fácil de hacer si no fuera tan bajita. -¡Demonios!- maldije al tercer intento. Ni siquiera parada en puntas de pie llegaba al dichoso estante. Busqué por todos lados una escalera de esas corredizas que tienen la mayoría de las bibliotecas, pero se ve que como casi nadie viene por esta zona del lugar, no había ninguna. Consideré brevemente traer uno de los sillones que había visto al entrar pero el espacio entre un librero y otro era muy estrecho y no podría traer el mueble en cuestión hasta aquí. Por último, pensé por un momento que si saltaba, potencialmente podría, con acento en la palabra potencialmente, llegar a alcanzar el libro o al menos rozarlo con los dedos para ir sacándolo de a poco.

-¡Qué brillante idea tuviste Mitsuki! ¡Jodidamente bien por tí!-
me “aplaudí” mentalmente. Claramente mi idea había sido un fiasco, cuando pegué el salto e intenté manotear el libro, no calculé bien la profundidad del estante y en vez de tomar el libro, terminé agarrándome del mueble y quedé colgando del mismo. Debería agradecer que el librero no se vino abajo conmigo y todo, pero la situación en la que quedé no es motivo para festejar. Para colmo de males, cuando intenté bajar, sentí cómo la estantería se mecía de adelante hacia atrás por lo que salirme de éste aprieto por mi cuenta me iba a ser imposible.

-¿HAY ALGUIEN ALLÍ?- grité con todas mis fuerzas, mis mejillas sonrojadas por lo bochornoso de la situación. -NECESITO AYUDA- Sólo me quedaba esperar que algún alma caritativa pasara por donde me encontraba y me rescatara del embrollo en el que me había metido.


Última edición por Mitsuki Datura el Lun Dic 18, 2017 2:37 am, editado 1 vez (Razón : Cambio de color de la letra)






Narro - Hablo - Pienso
avatar
Dromes : 22975
Reputación : 0
Mensajes : 15
Ver perfil de usuario
Mitsuki Datura
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Sanders el Jue Dic 14, 2017 12:29 pm

Hacía ya largos años desde que había dejado atrás su reino y años mas desde que se había inscripto en el instituto Takemori como el encargado de la biblioteca, aquel lugar le recordaba un tanto a su hermano y al odio que sentía por este.

Se hallaba ahora recorriendo los largos pasillos de esta con aquel andar tranquilo y apaciguado característico de su raza, aquel silencio del lugar era lo único que le agradaba, además del hecho de estar rodeado de conocimiento.

Aquellos libros estaban finamente ordenados por nombres y temas, cada uno en su adecuada estantería, algunos incluso parecían gastados por el correr del tiempo, sin embargo los encargados se encargaban de mantenerlos intactos.

Sus pasos hacían ligeros ecos a medida que avanzaba cubierto bajo un traje blanquecino platinado, el cual contrastaba a la perfección con su largo cabello blanquecino finamente atado en unas trenzas, aunque solo unos pocos mechones parecían caer sobre los lados sujetos por una tiara cromada la cual parecía brillar ante la ténue luz que se filtraba por las ventanas.

Cuando un ligero sonido llegó a sus oídos, seguido por lo que parecían ser gritos desesperados de ayuda, ante lo cual agilizó su paso hasta finalmente dar con la causa, una joven de largos cabellos oscuros que parecía sujetarse a una estantería que no dejaba de mecerse de adelante hacia atrás al borde de colapsar en cualquier momento.

Aún cuando este jamás había estado interesado en ayudar a " simples humanos ", odiaba el desorden así que sonrió ligeramente.

- Parece ser que esta en graves aprietos señorita, permítame ayudarle.

Se encaminó hacia dicho estante para ahora detener su movimiento a la vez que tendía su otra mano a la joven.



Hablo- " Pienso "- Narro/Actuo
avatar
Dromes : 22785
Reputación : 34
Mensajes : 93
Ver perfil de usuario
Sanders
SEGUIDORES DEL CAOS

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Mitsuki Datura el Lun Dic 18, 2017 5:23 am

Jamás agradecí tanto a un ser superior como en el instante en que escuché aquella voz. En ese momento dudaba que mis brazos y manos tuvieran la fuerza suficiente para sostenerme en esa postura por mucho más tiempo; además para colmo de males, aquel mueble del demonio del que estaba colgando parecía mecerse cada vez con más fuerza conforme pasaban los segundos. -Gracias, gracias, gracias- pensaba una y otra vez más aliviada.

Mientras escuchaba sus pasos no me animé a girar mi cabeza y mirarlo, creí que de hacerlo, el librero se vendría abajo conmigo y todo, con mi suerte no me hubiera extrañado que algo así pasara. Entonces el movimiento cesó y pude ver por el rabillo del ojo que aquel hombre me estaba tendiendo una mano y lentamente giré mi rostro hacia él.

No se si sería porque dada la situación, aquella persona era un salvador para mí, una especie de héroe; pero al mirarlo sentí que me encontraba frente a frente con un príncipe. Debo de decir que me impresionó un poco su porte; no muchas personas despiden tanta nobleza y majestuosidad por sus poros como él lo hacía. La fineza estaba presente en toda parte de su cuerpo donde posara mis ojos; desde la forma en la que la tiara que portaba hacía que el blanco de su cabello resaltara, hasta los delicados rasgos de su rostro. Su piel nacarada me asombraba por la forma en la que se complementaba con el color de su ropa, dándole una apariencia hasta diría que etérea.

Casi hipnotizada por su belleza extendí mi mano hacia la que mi héroe me estaba ofreciendo. Por un instante dudé de si la visión que tenía frente a mí no era producto de alguna alucinación; quizás en la realidad me había caído y golpeado la cabeza y estaba imaginando a semejante personaje, al fin y al cabo parecía salido de un cuento. Recién pude tranquilizarme cuando sentí la suavidad de su piel contra la mía.

-Muchas gracias- le dije con una amplia sonrisa, de esas que hacen que los ojos de uno sonrían a la vez que lo hacen los labios; si bien hacía un tiempo que no mostraba un gesto así, al menos no salido sinceramente del corazón, mi salvador se lo merecía.

Entonces, mientras usaba de apoyo la mano de aquel príncipe para bajar del mueble, me percaté de lo vergonzosa que era la situación. No tenía un espejo para poder mirarme, pero por el calor que recorría mi rostro podría jurar que me había puesto roja como un tomate. Casi pensé en maldecir a quien moviendo los hilos del destino lo hubiera puesto en mi camino; de todos los días en los que me podía llegar a encontrar con alguien de tan exuberante fineza, tenía que ser hoy y precisamente en esta situación.

Ya con los pies en el suelo, no supe qué hacer ni qué decirle; además de agradecerle, cosa que ya había hecho, no sabía qué era lo apropiado y no quería avergonzarme más. -Mitsuki no seas tonta y suelta al pobre hombre- me aconsejé en ese momento, mas mis dedos no querían perder el contacto y la forma en la que dejé de sostener la mano ajena fue demasiado lenta para mi gusto, casi como una caricia. -Perfecto, ahora el príncipe pensará que quieres coquetear con él. Dieciséis años y actúas como una criatura- pensé extremadamente apenada mientras ocultaba mis manos detrás de mi espalda y rogaba que él no se molestara por la forma en la que lo había tocado.







Narro - Hablo - Pienso
avatar
Dromes : 22975
Reputación : 0
Mensajes : 15
Ver perfil de usuario
Mitsuki Datura
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Sanders el Lun Dic 18, 2017 4:09 pm

Aquellos gritos desesperados se hacían notorios a medida que avanzaba por el largo pasillo de la biblioteca hasta finalmente dar con la causa de estos, una joven que pendía de una de las tantas estanterías, la cual no dejaba de columpiarse amenazando con caerse.

Este sin perder un segundo mas sujetó la misma para detener la oscilación para posteriormente tender su mano derecha a la joven, la cual parecía un tanto hipnotizada por encontrar semejante ser en aquella engorrosa situación, al sentir aquel contacto de su piel con la ajena, estubo al borde de retractarse quizá por la simple razón de su arrogancia como príncipe, después de todo muchos reyes de su raza evitaban toda señal de contacto con los extraños.

Al oírle agradecerle simplemente negó ligeramente ayudando a la joven a bajarse hasta finalmente tocar el suelo.

- No necesita agradecérmelo después de todo es parte de mi trabajo el ayudar a los estudiantes a encontrar lo que buscan.

Pudo notar aquel ligero sonrojo en el rostro ajeno sin embargo aquel contacto parecía mantenerse por unos minutos hasta finalmente sentir como la mano ajena se retiraba suavemente de la suya, no podía negar que aquello le dejó un tanto perplejo, seguramente si esa fuera una escena de un comic, sobre su cabeza pendería una gota.

Tardó unos minutos en reaccionar para tras esto sonreír nuevamente.

- Aún no me he presentado formalmente, mi nombre es Sanders, ex príncipe de Rivendel y actual encargado de la biblioteca y cual es el nombre de esta joven intrépida? por cierto aún desea ese libro?

Este regresó a aquella pose formal a la vez que se presentaba con un ligero saludo digno de la realeza de su raza, quizá aquella formalidad era algo que no podría pasar por alto aún si ya no estubiera en su viejo reino, aunque podía alcanzar aquel libro fácilmente debido a su altura si la joven así lo deseara.



Hablo- " Pienso "- Narro/Actuo
avatar
Dromes : 22785
Reputación : 34
Mensajes : 93
Ver perfil de usuario
Sanders
SEGUIDORES DEL CAOS

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Mitsuki Datura el Lun Dic 18, 2017 8:06 pm

Suspiré casi de manera inaudible cuando aquel hombre negó con su cabeza y dijo unas palabras acerca de que era su trabajo ayudar a los estudiantes a encontrar lo que buscamos, sinceramente no se si de verdad no le importaba tener que venir a rescatarme o si estaba minimizando la situación para ahorrarme un mayor bochorno; sea como sea, aquellas palabras sirvieron de consuelo a mi magullado orgullo y me ayudaron a volver a levantar la cabeza, con una autoestima un tanto recompuesta.

-Sanders-sama- repetí mentalmente su nombre, usando el honorífico japonés que mi madre me había enseñado debía usar cuando me refería a alguien a quien le debía respeto. Quizás no fueran muchas las cosas que mi madre me había dejado, al fin y al cabo el tiempo que había pasado con ella había sido en demasía corto, pero aquel sufijo, aquel sufijo se me había quedado grabado en la memoria de por vida y; tal vez por el porte de Sanders-sama se me antojó era adecuado emplearlo para dirigirme hacia él.

-Príncipe- mis labios se movieron solos, mas sin emitir sonido alguno, tan solo haciendo la mímica de aquella palabra. -¡Lo sabía!- me felicité mentalmente, por más que ya no lo fuera y actualmente desempeñara la labor de encargado de la biblioteca, todo su ser desprendía majestuosidad y un aura principesca, era notoria la sangre azul corriendo por sus venas. En ese momento sentí demasiada curiosidad acerca del reino del que provenía este hombre, jamás había oído de "Rivendel", pero imaginé que si Sanders-sama provenía de allí debería ser un lugar hermoso, lleno de lujos y de exuberante riqueza.

Entonces, preguntó por mi nombre, hasta ahí iba todo perfecto; obnubilada por el hecho de que mi salvador era nada más y nada menos que de la realeza, había logrado olvidar la vergüenza inicial de necesitar su ayuda y hasta comenzaba a olvidar haberlo tomado de la mano por más tiempo del aceptable. Mas cuando mencionó la palabra intrépida, toda la calma se me fue al reverendísimo demonio. -Me dijo intrépida- repetía horrorizada en mi fuero interno, tenía ganas de largarme a llorar ahí mismo, cómo podría superar el hecho de que Sanders-sama me dijera intrépida. -Aunque capaz lo dijo porque me trepé al mueble...¡NO, seguro lo dijo porque actué sin pensar!- discutía conmigo misma en mi mente, implorando que el sentido con el cual había empleado el término fuera el primero.

Esperé con paciencia mientras terminaba de hablar, intentando no meterme demasiado en mis propios pensamientos para poder escucharle con atención, ya eran bastantes meteduras de pata para un sólo día como para que también pensara que no tenía interés por lo que me decía. Automáticamente cuando hubo acabado de emitir palabra hice una reverencia al estilo japonés. -Encantada de conocerlo Sanders-sama- le dije antes de volver a enderezarme con la mayor gracia que pude. -Mi nombre es Mitsuki, Mitsuki Datura- me presenté luego con una sonrisa en los labios.

Por último me quedaba responder a la pregunta que me había hecho luego de inquirir por mi nombre. Sinceramente no quería seguir teniendo que recurrir a su ayuda, aunque por otro lado era el encargado del lugar y ese era precisamente su trabajo, ayudarnos. -Sí por favor, si no le molesta alcanzármelo. La verdad es que ese es mi libro favorito- terminé por contestar, pensando que si le decía que no, pasarían dos cosas; la primera, quedaría como una imbécil que trepaba libreros para nada y; la segunda, no podría leer aquella preciada obra.






Narro - Hablo - Pienso
avatar
Dromes : 22975
Reputación : 0
Mensajes : 15
Ver perfil de usuario
Mitsuki Datura
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Sanders el Mar Dic 19, 2017 11:19 am

El trabajo de un encargado de la biblioteca era verificar que esta funcionara adecuadamente al igual que ayudar a los alumnos a que encuentren su camino en esta, quizá por esa misma razón había decidido ayudar a la joven, después de todo no era de aquellos seres amables que se brindaban a ayudar a todo el que estubiera en peligro sino encontraba una buena razón para hacerlo o si podría sacar algún provecho con ello.

Este se había presentado formalmente ante la joven con un saludo formal digno de un alto rango de su raza, para ver como la joven parecía resaltar aquellas palabras con sus labios, seguramente se había asombrado de que un ser de su clase estubiera allí trabajando como un simple encargado, de hecho jamás había interferido en cuestiones humanas siempre los había considerado " una raza inferior ".

Aunque tenía sus propias razones para formar parte de dicha institución como el hecho de reencontrarse nuevamente con su hermano y culminar aquello inconcluso.

Aquella palabra " intrépida " pareció ofender en cierta forma a la joven presente y pudo notarlo al ver como tardaba en responder a su interrogante, sin embargo no pensaba retractarse ante aquello, después de todo los humanos siempre hacían cosas extrañas y arriesgadas.

Aunque al verle realizar aquella reverencia sonrió ligeramente, aquel acto de la joven le había agradado, quizá por la simple razón de que parecía guardarle respeto.

- Lo mismo digo señorita Mitsuki.

Le había ofrecido tomar aquel libro por ella ante lo cual y tras oír aquella respuesta se dispuso a hacerlo, solo había tardado unos minutos en sujetarlo suavemente para ahora observar aquella cubierta de cuero que parecía algo gastada por el correr del tiempo y aquel título impreso en esta " un Mundo Felíz ".

Realmente los humanos creían aquellas cosas? que todo en la vida terminaba como en un cuento de hadas? que todo era paz y amor?, que los buenos siempre ganaban y los villanos terminaban como merecían? aquello le recordó al pasado y en cierta forma a su reino ante lo cual sonrió un tanto irónico.

- Un Mundo Felíz?, interesante título sin lugar a dudas me pregunto si usted cree en tales cosas señorita Mitsuki?, aunque no me extrañaría que este libro fuera escrito por humanos.

Le tendió el libro a la joven a la vez que fijaba sus orbes azulinos profundo en esta, sin embargo aquella misma no se sentía como una, había algo que parecía atraer la atención de aquel elfo.

- Espero mis palabras no le incomoden aunque puedo notar que usted no es una simple humana de hecho he tenido contacto con estos por largos años, aunque podría decirse que el mundo ha cambiado desde entonces.



Hablo- " Pienso "- Narro/Actuo
avatar
Dromes : 22785
Reputación : 34
Mensajes : 93
Ver perfil de usuario
Sanders
SEGUIDORES DEL CAOS

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Alice Donakis el Sáb Feb 24, 2018 9:50 am

TEMA CERRADO
Tema cerrado y trasladado a la papelera debido a que lleva más de dos meses inactivo.
Si desean volver a abrirlo pedirlo aquí.

➢ Lugar: Edificios/Biblioteca


Dime, ¿Cuán grande debe ser el abrazo para olvidar mi soledad?


[Alice Sadao R.]Ahora es[Alice Donakis]
avatar
Salón : 2 B Edad : 19 Dromes : 798622
Reputación : 46
Mensajes : 2610
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Tema Libre Re: Todo lo que podría salir mal saldrá mal

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.