6 AÑOS
Instituto Takemori Rol [ITR] es un foro de rol libre basado en una escuela que acepta seres sobrenaturales y humanos para que estos interactuen y se vea así que la paz es posible. Sin embargo nada puede ser utópico. No existe la paz eterna. Takemori se encuentra en una ciudad 'mágica' llamada Éadrom, la ciudad de la luz, creada por un ángel para que todo aquel que habite allí esté protegido. El ambiente es siempre agradable y puedes encontrar diversos secretos en este. Atrévete a interactuar con nosotros en un foro donde todo es posible.
Últimos temas
¡CONFIRMACIÓN DE CUENTAS!
A partir del 8 de Junio, las cuentas nuevas deben ser confirmadas vía E-mail para evitar usuarios troll. Por favor, revisa tu correo, tanto en la sección principal como en la sección de Spam.Sí el correo no te ha llegado, por favor contáctate con la administración de ITR al Skype: lbotp-7
Conectarse

Recuperar mi contraseña


Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

+18 Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Yuno Gasai el Dom Mar 19, 2017 7:22 pm



Yuno: Cling clang, go the chains,
Someone's out to find you,
Cling clang, oh the chains,
The warden's right behind you. ~ ♫

-¡¡Nooooooooooooo!! - Gritó la mujer desesperada. El cuerpo de la cucaracha estaba ya herido en el estómago, en el antebrazo derecho y en una pierna. La vi tropezar con la raíz de un árbol frondoso y caer al suelo para mirar atrás. Suerte que yo tenía todas mis armas conmigo en ese momento. Podía usar cualquiera de ellas para hacerla pagar por lo que había hecho.

Yuno: Quick now, his seeking chains,
Approach with their shrill scrape,
Don't stop, flee the chains,
Your last chance to escape! ~ ♪

-¡No, por favor! ¡Te juro que no vuelvo a hacerlo! ¡Ten piedad de mi! - Podía ver la cara de espanto de la mujer. Se arrastraba por el suelo, de espaldas, dejando atrás uno de sus tacones cual Cenicienta en apuros. Pero la Justicia debía servirse. Ya era tarde para ella. No se había arrepentido de lo que había hecho: Ella había tratado de ligar con SU Aoshin-sama.

Yuno: Drag the chains, drag the chains,
With all the strength you may!
Drag the chains, drag the chains,
'Ere they drag you away! ~ ♫

-¡Maldita seas entonces! - Vi como la mujer tomó una roca que había en el suelo y la lanzó hacia mi. Me heché a un lado, sin dejar de caminar tambaleante. Mi semblante estaba perdido en un frenesí de locura. Minutos antes había salido del baño, dejándo a Shin-sama en la cola para que comprara las taquillas del cine. Cuando regresaba la estaba viendo. Intentaba coquetear con mi amado... Se había pegado a su cuerpo con interés. Su lenguaje corporal era de puro ligue. Quería llevarse a MI Shin-sama a sus redes. Esa zorra no respetaba, a pesar de que MI Shin-sama se apartaba para rechazarla, ella seguía brincandole encima como rata... La sangre comenzaba a hervir dentro de mi cuerpo. No podía dejar que una cualquiera, error, que NADIE se llevara a mi amado.

Enloquecí. Con una fuerte embestida la saqué del lugar. Me la llevé enrredada en pleno vuelo hasta que llegamos al bosque. Esa mujer iba a pagar las consecuencias de sus actos. Ella había profanado el cuerpo de Shin-sama. Lo estaba ensuciando con sus deseos lujuriosos. No podía permitir que siguiera quitándome lo que ME pertenecía. ¡El amor, el cuerpo, y TODO lo de Aoshin-sama era mío y NO estaba dispuesta a compartirlo!

La mujer me lanzó con la roca, pero no le di importancia. Ella podía gritar todo lo que quisiera. Podía maldecirme, podía pedirme clemencia. ¡Podía hacer lo que quisiera! Su destino estaba sentenciado desde el momento en que decidió ponerle las manos encima a Shin-sama... Finalmente llegué a donde ella y me dejé caer de rodillas, con mis ojos abiertos de par en par y una sonrisa leve. Observé con el frenesí de locura cada parte de su cuerpo: Sus piernas, su abdómen herido, sus mugrosos pechos, sus manos, sus labios, sus ojos, su rostro, todo... Nada más imaginarme esa mujer en la cama con Shin-sama me daba asco, repulsión. Llevé mis manos a su rostro y las posé sobre sus mejillas. ¿Así que eso era lo que esa mujer quería hacerle a mi Shin-sama...?

Decidí llevar mis manos con firmeza alrededor de su cuello y darle una pequeña oración a esa mujer, para que su miserable alma fuera a dar allá con Hades, el Diablo, o quien demonios se encargara de reinar en el gélido mundo de los muertos o el mismísimo infierno en llamas.

Yuno: Cling clang, go the chains!
There's no more time for fear!
Cling clang, no the chains!
The last sound that you'll hear! ~ ♪

Apretaba con fuerzas cada vez más y más la tráquea de aquella mujer, que apenas podía gritar, pataleaba e intentaba sacarme de encima de su cuerpo. Pero las cosas tenían que hacerse de esa manera. Ella había comenzado todo. Una lástima. Era muy bonita y podía encontrar cualquier hombre en la Tierra que la amase... Pero se metió con el hombre equivocado, y por eso iba a pagar las consecuencias de sus actos. ♥

La mujer me hizo sacar mis alas negras y lanzarlas violentamente en contra de sus muñecas. La punta de mis alas de acero se clavarían en las muñecas de la mujer, traspasándola de lado a lado como si la estuviera crucificando. Ella ya no podría moverse. Mis alas y mi cuerpo la estaban pillando en contra del suelo. Mis ojos comenzaron a brillar, comenzando por un rosa intenso hasta cambiar su tonalidad para un rojo carmesí. Mi sonrisa se hacía cada vez más sádica. Podía verla, podía sentir su sufrimiento. ¡Si sufría o no, no me importaba! ¡Solo quería verla muerta para que no se atreviera a volver a interferir entre la felicidad de Aoshin-sama y la mia! ¡Si la dejaba escapar, si le perdonaba la vida, era probable que volviera a hacerlo la muy maldita! Era solo una triste humana. ¡Hahaha! Tonta y triste humana. Podía ver como su estúpido rostro cambiaba de color y clamaba por oxígeno. Pero no debía preocuparse. ♥ Ya pronto tendría la oportunidad de respirar todo el aire que quisiera... ~ En la otra vida, por supuesto. ♥

Sería un grandísimo error decir que soy una celosa patológica. Sería aún peor decir que soy una loca desquiciada. No, no, no, no. Yo no soy celosa, y mucho menos una loca. Yo solo estoy defendiendo a la persona que amo. La verdadera locura está en no defender con todo tu arsenal a la persona que tanto amas. ¿Dejarlo ir? Sí. ¡Esa es la verdadera locura! Porque estas rompiendo una vasija del agua que te sacía la sed para que ambos mueran deshidratados. Tehehehe ~ ¡Hahahaha, Shin-sama! ¡Debes ser el hombre más afortunado del planeta al tener una chica como yo! ♥

"¿Ya había vivido este momento...?
Es como si estuviera reviviendo esta pesadilla una y otra vez.
Estoy asesinando un ser vivo con mis propias manos.
No me interesa si es niño, hombre o mujer.
Mi egoísmo me ha llevado a ello.
Yo solo quiero un mundo donde pueda ser feliz con Shin-sama.
Quiero encontrar esa felicidad a su lado.
Y esta mujer lo estaba tocando...
...no.... lo estaba acariciando...
¡No! ¡Lo estaba besando!
No... Espera... ¿Quién es esta mujer, y por qué la estoy matando?
No recuerdo... No recuerdo bien que pasó.
¿Tuve otra laguna mental...? ¿O esto es acaso un Deja-Vu?
Ah... Ella estaba tocando a Shin-sama, es seguro...
Ya recordé porque la estoy matando.
Realmente estabamos en la playa y lo estaba mirando...
¿En la playa...?
¡Que importa donde estabamos! ¡Ella se estaba ligando a Shin-sama!
Y eso es algo que yo no perdonaré."

El cuerpo de la ilusa dejó de moverse. La pobre había muerto como pez sin el agua. Me senté sobre el cuerpo sin vida y con una sonrisa satisfactoria en mi rostro miré hacia la luna llena en el cielo. No entendía muy bien que me había pasado. Siento como si hubiera vivido este mismísimo momento hacían noches atrás. Miré mis manos llenas de sangre, como si intentara recordar si de verdad había hecho algo parecido, o si había vivido una pesadilla.

En esos momentos estaba confusa. No recordaba si tenía lagunas mentales, o si estaba teniendo un deja-vú. ¿Había matado otra persona de la mismísima forma que lo hice hacían algunas noches atrás? Pero ¿cómo pudo suceder...? Yo no... No soy una asesina...

"Lo eres..." - Escuché aquel susurro en mi cabeza.
"¿Quién eres?"
"No te hagas. Yo soy tu."
"¿Quién eres...? ¡Revélate!"
"¿Por qué me niegas? Yo soy tu, y tu eres yo. Ambas somos una."
"N-No es cierto..."
"¡Levántate! ¡Sube la cabeza en alto y empieza a asesinar!"
"¿Asesinar...?"
"¡Es tu única arma en contra del mundo! ¿O no recuerdas como fue que lograste salvar tu propia vida? ¡Levántate y acaba con todos!"
"Asesinar..."
"¡Por el amor de Shin-sama, levántate y erradicalos! ¡Ahora!"
"N-No..." - Sentía que volvía a entrar en un frenesí. No podía controlar la sangre que hervía por dentro. Sostuve mi muñeca izquierda con fuerza para evitar que mi cuerpo siguiera temblando. No sabía que me pasaba, pero tenía un pequeño debate interno con alguien que decía ser "yo". N-No la recordaba, en serio...

"E-Esa mujer se atrevió a ligar con Shin-sama... ¡Es su culpa! ¡Su culpa!"
"Por tanto... Si no te levantas, si no sigues matando... Alguien más podría arrebatarnos a Shin-sama..."

-¡¡Noooooooooooooooooooooooooooo!! - Grité esto último. Me levanté sosteniéndo mi cabeza con fuerzas, dando algunos pasos hacia al frente sin saber a donde me llevaría esta locura. ¡No podía dejar que ni ella, ni ninguna otra persona me arrebatara lo que más amaba en esta vida! ¡Tenía que comenzar a hacer lo único que sabía hacer para sobrevivir en esta vida que ya me había pisoteado! ¡A... s... e.... s... i... n.... a.... r....!




No estoy loca... Yo solo amo con locura... ~ ♥

MIIII SHIN-SAMAAAAAAAA >__<:

¡Gracias por los Stamps, Red! ^^

♥️ Ficha ♥️ Cronologías & Relaciones ♥️

avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
57795
Reputación :
20
Mensajes :
334

Ver perfil de usuario
ÁNGEL CAÍDO

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Wade Starson el Lun Mar 20, 2017 9:52 am

Los días eran cada vez más largos, o eso pensaba Wade, quien llevaba ya casi una semana sin ningún encargo. Esta sequía lo volvía ansioso e irritable, siempre odió no tener nada para hacer. Algunas veces, durante las noches sin luna, salía a dar un paseo por las calles más peligrosas, siempre había alguien que se creía lo suficientemente listo como para intentar asaltarlo.
Pero aquella noche era diferente, la luna llena se alzaba majestuoso en el manto estrellado y las calles estaban tranquilas, desiertas. Su única compañía no le causaba ninguna alegría, sino más bien resultaba ser el origen de su frustración.
—Anímate Wade, seguro que conseguimos algo —dijo la esfera cromada que flotaba a su lado. Su tono burlón sonaba como un golpeteo metálico—. O, si lo prefieres, siempre puedes intentar suicidarte. Nadie te extrañaría.
—Eso sólo lo disfrutarías tú, Whitley —Wade suspiró y alzó la vista para apreciar el cielo. Eso sólo consiguió deprimirlo aún más.
Apretó los dientes y reprimió un grito de frustración. ¿Tan difícil es encontrar algo interesante para hacer? Pensó. En esta ciudad siempre ocurre algo, ¿por qué justo hoy todo está tan calmo?
Desvió la vista rápidamente cuando escuchó un grito desesperado. Forzó la vista para ver con más claridad lo que sucedía. Junto a un frondoso árbol parecía estar sucediendo algo. Wade se acercó cauteloso, luego apresuró la marcha cuando la mujer de pelo largo se llevó a su víctima hasta el bosque. Había algo en la atacante, algo que despertó el interés del detective: la mujer estaba…
—¿Está cantando? —inquirió Whitley a su espalda. Wade lo ignoró, estaba demasiado asombrado como para querer desviar la vista.

Para acción, movimiento, gesto… todo lo que estaba presenciando provocaba que lo que atormentaba a Wade desapareciera, funcionaba como una medicina perfecta. Ni siquiera se percató que en su rostro se dibujó una sonrisa que se ensanchaba cada vez más, al ritmo de los acontecimientos de aquella película de terror. Esa semana de sequía ya no le afectaba, sin duda el tiempo de aburrimiento era necesario porque así podía contemplar con más fascinación lo que ocurría esa noche.
Wade no solía matar, eso no le producía placer. En cambio, encontraba mucho más satisfactorio presenciar situaciones complicadas e intervenir sólo si el resultado era bueno para él. Por esto, cuando vio las alas negras que detuvieron a la pobre mujer que yacía en el suelo, supo que el enfrentamiento había acabado, pero había sido demasiado corto. Debía intervenir, de lo contrario volvería a caer en la monotonía y la presión en su pecho regresaría para atormentarlo otra vez.
El detective sacó una moneda del bolsillo de su chaqueta negra, la lanzó al aire y la atrapó en la caída.

—Cara y te suicidas con ella —comentó Whitley con entusiasmo.
—Salió cruz.
—Mierda…
—Quédate aquí, no intervengas.

Wade se acercó a la escena. Ahora todo había terminado y la asesina se encontraba sobre el cuerpo inerte de su víctima, con la mirada fija en el manto estrellado. El corazón del cosmonauta se aceleraba con cada paso que daba, estaba nervioso y su rostro le dolía. Allí se dio cuenta que seguía sonriendo. Se detuvo junto a la mujer de pelo rosado, quién no pareció notar su presencia o simplemente lo ignoraba.

—Una pena —comentó Wade, sin quitarle la vista de encima al cadáver—. Era una mujer muy hermosa.
Miró hacia el cielo, la luna parecía estar observándolo, expectante. También te gusta ver desde la distancia, ¿verdad? Se dijo para sí el pelirrojo. Abre bien los ojos entonces.
—¿Qué hace una joven como tú en un lugar como este? —Wade se paró delante de la mujer de largo cabello y le extendió una mano—. Disculpe mis modales, soy Wade Starson, pero los colones de por aquí me llaman Cosmonauta Carmesí. Soy detective.

-¡¡Noooooooooooooooooooooooooooo!! —gritó la mujer, al tiempo que se levantaba y sujetaba su cabeza con ambas manos, como si intentara ocultarse dentro de sí misma, o sacarse algo de la mente. Sea como fuere, esto provocó que el pelirrojo se emocionara aún más. Su corazón se aceleró al ver a la mujer acercarse, distraída.

El cosmonauta deslizó suavemente por la parte trasera de su saco, rozando la empuñadura de acero del cuchillo de caza. El tiempo pareció moverse más despacio cuando una decisión moral apareció en su mente, tomó asiento y se sirvió palomitas para ver a través de sus ojos lo que ocurriría a continuación. Wade es un detective, eso siempre lo tenía en mente, pero nunca se le dio bien actuar como los demás. Para empezar, no le importaba lo que les ocurriera a las personas que no conocía. Había demasiadas y cada segundo alguien en el mundo moría, pero eso no afectaba a los demás. Por eso Wade no solía asesinar, disfrutaba más ver lo que sucedía con las personas cuando se las fuerza demasiado. Le gustaba ver cómo se quebraban al final. Porque todos acaban sucumbiendo.

—Muy bien —dijo, ensanchando la sonrisa de pesadilla en su rostro—. Veamos hacia dónde nos lleva esto.
Y entonces, empuñó el afilado cuchillo y la idea en su mente enloqueció.
avatar

Dromes :
28744
Reputación :
12
Mensajes :
102

Ver perfil de usuario
ALIENS

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Yuno Gasai el Lun Mar 20, 2017 1:33 pm

Mi subsconciente escuchaba unos pasos acercarse. Podía "oír" un discurso, pero no podía "escucharlo". Conscientemente no estaba prestando atención a lo que estaba sucediéndo a mi alrededor. Pero sabía que había "algo" a lo que no le podía poner concentración por culpa de ese pequeño debate mental que tenía. No sabía si mi personalidad estaba dividida, o si era mi propio "yo" intentando refugiarse detrás de una máscara.

"Te han visto..."

"No..." - Seguí sujetando mi cabeza con fuerza, como si quisiera que la voz interna se callara.

"Nos han visto."

"No hay nadie..."

"¿¡Nadie!? ¡Hahahahahaha! ¿¡Acaso no quieres darte cuenta de la persona que tienes frente a ti!? ¿¡Por qué eres tan tímida a veces!? ¿¡Por qué me suprimes!?"

"Tu y yo no somos iguales... ¡Yo solo quiero regresar el tiempo atrás!" - Mi visión en esos momentos era doble, probablemente porque la lucha interna que tenía conmigo misma estaba empezando a afectar mis sentidos, o también podía decirse que estaba "alucinando" que estaba viendo doble a causa de mi enfermedad mental no-medicada para ese entonces. Pude subir la mirada lo suficiente para ver que había una silueta frente a mi. No había escuchado la presentación de Wade, nada de lo que dijo porque me encontraba hablando con esa fastidiosa voz dentro de mi cabeza.

"¿Regresar el tiempo atrás? ¿De qué época hablas, Yuno? ¿Prefieres vivir en un mundo donde tus alas eran blancas, pero eras abusada día a día? ¿O prefieres vivir en un mundo donde tus alas son negras... pero ahora eres una Reina? "

Observé con detenimiento y lujo de detalle la figura de Wade. No traía armas visibles además de ese cuchillo que había sacado. No tenía cuernitos en la cabeza, alas, escamas en el cuerpo, o algo que identificase la posible raza que era. O era un miserable humano jugando a ser el héroe, o estaba escondiendo su "verdadera naturaleza". Tendría precaución con él. No quería llevarse alguna sorpresita inesperada. Él traía vestimentas elegantes que no tenían nada que ver con estar en el bosque a esas hartas horas de la noche.

"¿No lo recuerdas? Es tu hermano."

"¡Onisan!" - Lo miré con una sonrisa en mi rostro. ¡Estaba tan feliz de tener a mi hermano de vuelta después de tanto tiempo! Podría tener alguien en quien confiar, otra persona, ¿verdad? ¡Solo tenía que contarle lo que pasó con mamá y con papá! ¡Lo bien que estaban y lo felices que eramos ahora como familia!

"Nuestro hermano nos hirió mucho, querida. ~ Por culpa de él, papá y mamá nos golpeaban." - Las imágenes que veía del bosque empezaban a cambiar cada vez que recordaba como me golpeaban, como me gritaban sin explicación, como me encerraban. Las tonalidades azules del ambiente en el bosque estaban volviéndose rojizas. Las flores y el cesped comenzaban a mancharse de sangre. Los troncos de los árboles estaban muriendo. La luna, a ojos de Yuno, se había vuelto de color carmesí. Ahora un río de sangre se encontraba corriendo debajo de los pies de ambas personas, según el juicio del ángel caído. Quizás la voz interna tenía razón. El porque me odiaban podía explicarse de esa forma: Mi propio hermano había estado quitándome el amor de mis padres y poniéndolos en mi contra.

"¿Por qué onisan es tan cruel...?"

"Porque te odia. Porque es egoísta y no quería que te quedaras con el amor de mamá y papá."

"Pero Onisan siempre estuvo ahí para mi..."

"Ese era su plan desde el principio. ~ Onisan quería estar ahí para nosotras, pero todo era una finta. Su plan original era quitarnos todo lo que amábamos, para quedarse él con todo lo demás y hacerte sufrir. Onisan es un ser cruel y egoísta. Pero te diré un pequeño secreto... ~ Onisan planea arrebatarnos a Shin-sama..." - Las palabras de mi cabeza hicieron que mis ojos se abrieran de par en par. Me quedé completamente inmóvil. No podía creer como Onisan había jugado conmigo todo este tiempo. Ya me había quitado el amor de papá y de mamá, pero eso no le bastaba. ¿¡Ahora también quería quedarse con Shin-sama!?

"Shin..."

"Debes... matar... a todos... y cada... uno... de ellos... ¡Antes de que te quiten el amor y la atención de Shin-sama!"

-¡Hijo de...! - Por fin le dije mis primeras "hermosas" palabras. El tenía un cuchillo, yo tenía una katana en mi lateral izquierdo, la cual desenvainé para lanzarme volando en contra de mi próxima víctima. No estaba volando alto. Mis pies estaban rozando el suelo en esos momentos. Quería lanzarle un corte desde el hombro izquierdo de mi oponente y que llegara hasta la parte derecha de su cadera. Tenía planes para picar a mi querido "onisan" por la mitad, desmembrarlo poco a poco, hacerlo sufrir como él me había hecho sufrir a mi. No solo me había quitado el amor de mis padres, ¡ahora debía impedir que me quitara el amor de Shin-sama!




No estoy loca... Yo solo amo con locura... ~ ♥

MIIII SHIN-SAMAAAAAAAA >__<:

¡Gracias por los Stamps, Red! ^^

♥️ Ficha ♥️ Cronologías & Relaciones ♥️

avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
57795
Reputación :
20
Mensajes :
334

Ver perfil de usuario
ÁNGEL CAÍDO

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Wade Starson el Lun Mar 20, 2017 4:34 pm

Wade esperaba una expresión de terror por parte de la mujer frente a él, o de ira, tal vez una de confusión hubiera estado bien. Era lo normal, después de todo cuando alguien se presenta como detective, admite haber presenciado un asesinato y empuña un cuchillo, la acción más lógica es, como mínimo, preguntar “¿por qué?”. Sin embargo, cuando la peli-rosa se abalanzó sobre él empuñando una katana y, para endulzar la situación, ni siquiera estaba tocando el suelo; Wade solo pudo sentir inquietud. Solo por unos momentos, pues no tenía mucho tiempo para pensar.

El pelirrojo hizo un fluido movimiento hacia la izquierda, esquivando el ataque en el momento justo. Un par de mechones de su cabello se separaron de su cabeza cuando el brillante filo de la katana los besó. Wade dio unos saltitos hacia atrás y permaneció inmóvil, intentando analizar la situación.
“O la he cagado o esta mujer está loca” –pensó sin quitarle la vista de encima a su oponente.

¿Qué estaba sucediendo? No era la primera vez que se enfrentaba cuerpo a cuerpo con alguien, pero todos sus oponentes compartían algo en común: mostraban respeto cuando alguien intentaba entablar una conversación. En ocasiones la cosa se torcía y comenzaba el combate, pero el oponente siempre gritaba sus movimientos, como si a alguien le importara.
Esta mujer era diferente, hizo un ataque directo con la intención de matarlo, sin vacilar, con un gesto que denotaba odio puro. ¿Por qué?

“Porque definitivamente está loca” –se dijo para sí el pelirrojo.

Eso lo hacía todo mucho más interesante. Se puede luchar contra alguien cuerdo, siempre utilizan técnicas similares y eran predecibles, pero alguien mentalmente inestable… era otra historia. Frenéticos, salvajes, sedientos de sangre, lo único que los diferenciaba de un animal era que caminaban en dos patas y, en ocasiones, podían articular al menos un par de palabras. Aun así, todos tenían algo en común: sangraban si se los cortaba.
Suspiró y dejó caer su cuchillo al ver que la mujer no arremetió contra él una segunda vez. Se quitó la chaqueta negra y la colocó junto al cuerpo inerte de la víctima anterior. Arremangó su camisa blanca y volvió a coger su cuchillo. Esto lo hacía por cortesía y para dar una sensación de normalidad al oponente, en realidad su estilo de lucha no se veía afectado por la cantidad de ropa que llevase puesta. Pero siempre es bueno cuidar de las apariencias.

—Cariño, espero que seas consiente que acabas de atacar a un detective en servicio —una sonrisa repleta de malicia se dibujó en su rostro—. No debiste hacerlo.

Corrió hacia la mujer al tiempo que la última palabra salía de su boca. Sentía el aire acariciar su rostro y su brazo. También sintió un olor particular, uno que intentaba ignorar cuando se encontraba de servicio para que no afectara su manera de actuar. ¿Qué se supone que debo hacer en esta situación?, se preguntó. Si escapo seré cobarde, si ataco alguien morirá… bueno, siempre muere gente, no es que esto cambie en algo.

Cuando estuvo lo suficientemente cerca de Yuno, torció con fluidez hacia la derecha y se posicionó a su espalda, luego dio su primer golpe, en el momento justo cuando el olor a muerte lo invadió. Se estaba divirtiendo.
avatar

Dromes :
28744
Reputación :
12
Mensajes :
102

Ver perfil de usuario
ALIENS

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Yuno Gasai el Sáb Abr 01, 2017 3:44 pm

Si Wade quería algo interesante, lo iba a tener. Comenzando por el error estúpido que había cometido en bajar la guardia para darle respeto a sus víctimas en el suelo. En serio, ¿quién hacía eso teniéndo un oponente salvaje tan cerca?

El pelirojo no se llevó un corte con la katana en plena espalda porque siguió escribiendo seguido (?), bueno, por obra y gracia del destino, pero lo que si se llevaría Wade sería un bonito golpe en la espalda. Yuno le había lanzado con una piedra para llamar su atención en plan de: "No me des la espalda, idiota, o lo próximo que te caerá encima será La Parca." La pelirosa era un oponente que aprovecharía cualquier oportunidad que viera para terminar con su enemigo, sin chistear. Y probablemente se lo había demostrado cuando Wade sintió aquel pedrazo en la espalda, en plena columna, ¡para que le doliera y se tomara el combate en serio! ¿Advertencia? No. Amenaza. Si volvía a hacerlo, se lo iba a...

—Cariño, espero que seas consiente que acabas de atacar a un...

¿Cariño...? ¿Le estaba diciéndo "cariño"? Yuno se quitó una pluma de sus alas negras y se la lanzó cual Shuriken. La pluma rozaría el rostro del detective, quizás haciéndole una leve cortadura en la mejilla, quizás no. Pero la pluma había sido otra advertencia: "No me llames cariño." Aunque parecía más un "Deja de hablar tanta mierda y ponte a pelear."

—...detective en servicio —una sonrisa repleta de malicia se dibujó en su rostro—. No debiste hacerlo.

Era sorprendente como le daba más ñeñeres (?) el hecho de que le llamaran "cariño", y no el hecho de que le dijeran que atacó a un detective en servicio. Solo había un hombre en este mundo que podía llamarla con amor: ¡Shin-samaaaaaaaaa! ♥

Lo vi correr hacia mi con confianza. Cambió su dirección a la derecha. Tenía que admitir que era bastante rápido, quizás hasta escurridizo. Como no lo vi con un arma cortante en manos, dejé que acertara su golpe en mi espalda.

-Ugh... - Dolió, sí, haciéndo que tuviera que poner su pierna izquierda como apoyo para no seguir hacia adelante por la perturbación. Pero era parte del plan. Lo tenía cerca, al alcance de mi cuerpo y del rango de mi katana. Guardé mis alas para darle a él la impresión de que su golpe me debilitó más por tener una apariencia frágil. Sin embargo, sonreí para mi misma con malicia, me giré con brusquedad sosteniéndo con fuerzas el mango de mi katana, con intenciones de propinarle un corte bastante limpio y profundo en su cuerpo. Mi katana la sostenía con mi mano derecha. Buscaba atinarle en el área de su codo izquierdo para que su torso fuera también lastimado, y si tenía suerte, lograría completar mi ataque terminando en su extremidad derecha.

-Cling clang, go the chains,
Someone's out to find you,
Cling clang, oh the chains,
The warden's right behind you. ~ ♫

Algo no estaba encajando en esos momentos. Las acciones de la fémina eran violentas. La expresión de su rostro era entre malicia y una sonrisa misteriosa. Pero su cantar era hermoso, su voz era como el dulce cantar de los ángeles, solo que haciéndolo sonar como si fuese una niña infantil traviesa jugando, aunque la letra era todo lo contrario... Ella cantaba como si esa batalla sangrienta no estuviera ocurriendo.

Ríos de sangre. Podía seguir viendo aquellos ríos de sangre imaginarios. Tengo que darle amor a oni-san... Tengo que llevarlo a ver a mamá y a papá...




No estoy loca... Yo solo amo con locura... ~ ♥

MIIII SHIN-SAMAAAAAAAA >__<:

¡Gracias por los Stamps, Red! ^^

♥️ Ficha ♥️ Cronologías & Relaciones ♥️

avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
57795
Reputación :
20
Mensajes :
334

Ver perfil de usuario
ÁNGEL CAÍDO

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Wade Starson el Vie Abr 07, 2017 10:51 am

Sabía que no tendría que haberle dado la espalda a una psicópata con una katana, pensó Wade con pesar. La pelirosa le lanzó una piedra en el momento en que se descuidó. Me lo merezco, se dijo en el momento que sintió el impacto. Aun así actuó como si ni lo hubiera sentido porque su padre le dijo que el dolor es para débiles (?)

El detective obtendría su venganza momentos después cuando, luego de romper hacia la derecha, clavó su cuchillo en la espalda de la mujer. Sintió su corazón acelerarse en el momento que vio la sangre brotar del corte y al cuerpo de la víctima moverse ligeramente hacia delante. Su mente comenzó a maquinar lo que haría a continuación, dependería de lo que ocurriera: si la mujer soltaba un alarido de dolor e intentaba separarse del cuchillo, Wade lo retorcería solo para escucharla gritar más. Si, por el contrario, caía de rodillas y comenzaba a rogar por su vida, el pelirrojo utilizaría sus métodos de tortura psicológica para averiguar si era posible hacerle perder aún más la cabeza a alguien que la perdió hacía ya mucho…

Supo que el golpe tuvo efecto cuando las alas de la pelirosa desaparecieron. Parece sacado de una película, se dijo, justo después de esto… espera, qué…
Su mente se quedó en blanco cuando la mujer se giró con brusquedad, presumiendo el filo de su katana. De pronto Wade se sintió acorralado, estaba demasiado cerca como para esquivarlo y no podría bloquear el ataque con su cuchillo. Decidió intentarlo de igual forma, después de todo la alternativa era ser descuartizado por una psicópata con la mala costumbre de entonar cánticos mientras empuñaba su afilada katana.

Wade hizo un rápido movimiento, bajando el cuchillo hasta la altura de su cintura para intentar desviar el ataque y dio un salto hacia atrás. Fue lo suficientemente rápido como para evitar ser mutilado, pero no tanto como para salir ileso.

ATENCIÓN, HERIDA DE CLASE CINCO DETECTADA, SE RECOMIENDA TRATAMIENTO –dijo una voz mecánica proveniente de su traje.

—¡¿Tú crees?! —Exclamó Wade, sujetándose la herida en su costado derecho. Un dolor intenso se hizo presente, invadiendo su cuerpo y mente. La sed de sangre se hizo más intensa, pero ahora ya no sentía placer o diversión, sino ira, emoción y frío... lo que sentía siempre que entraba en combate. Esbozó su mejor sonrisa forzada y se irguió en toda su altura, esperando que el traje contuviera su sangre lo suficiente como para permitirle continuar algunas rondas más.
Sí quería vencer en el combate tendría que comenzar a usar la cabeza y evitar daños tan graves como el que acababa de sufrir. Cuidar sus movimientos, buscar aperturas y debilidades parea aprovechar, utilizar a Whitley si debía hacerlo… eran algunas de las cosas que quería evitar, especialmente el utilizar a la esfera maniática, pero si continuaba actuando como un…

-Cling clang, go the chains,
Someone's out to find you,
Cling clang, oh the chains,
The warden's right behind you. ~ ♫


¿Está cantando otra vez? Se preguntó Wade con cólera, la cual incrementaba en cada oración del mantra que la mujer recitaba. Me está tomando por un mero novado.
La sonrisa del rostro del pelirrojo fue desapareciendo y su expresión se ensombreció hasta el punto de convertirse en una máscara de pesadilla. Me tomará enserio, aunque eso le cueste la vida, pensó para sus adentros. Ahora todos sus sentidos estaban fijos en su oponente, apenas notaba la herida en su costado que poco a poco iba debilitándolo. Su mente se despejó y comenzó a hacer lo que mejor sabía: calcular. Prever los movimientos, el tiempo que le tomaría realizarlos y qué acción sería lo mejor para aquella situación.

—Cantas ahora, pero desearás no haberme provocado —dijo con tono sombrío. Cambió el cuchillo de caza a la otra mano y, con un rápido y certero movimiento, lo lanzó en dirección al rostro de la pelirosa. Casi al momento en que sus manos quedaron libres, desenfundó su pistola, apuntó hacia el oponente y presionó el gatillo, esperando asestar los disparos en las extremidades de la mujer, reduciendo su movilidad y recuperando algo de ventaja.
avatar

Dromes :
28744
Reputación :
12
Mensajes :
102

Ver perfil de usuario
ALIENS

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Yuno Gasai el Mar Jun 06, 2017 4:06 pm

Podía verlos. Los vivos. Los muertos. Los espíritus detrás de Wade. Alucinaciones de su enfermedad mental.

There is life. There is death. And then, there is me.

Traía el cuchillo enemigo enterrado en su espalda. De alguna forma, mi hermano había evitado el amor que quería darle con mi katana. ¿Por qué? ¿Por qué onii-san tenía que huír de mi? Solo tenía que darle una noticia: Nuestros padres estaban muertos. Por mi parte, no quería hacerle daño... ¡Solo quería que onii-san fuera a visitarlos! ¿¡Qué había de malo en eso!?

—Cantas ahora, pero desearás no haberme provocado

Sonreí.

-¡Onii-san! - Mencioné alegre, con ternura en mis ojos. Estaba realmente feliz de re-encontrarme con él, y parece que el pelirojo también estaba gustoso de verme, porque como muestra de amor, lanzó un cuchillo de caza justo a mi rostro. ¡Por favor, no me hagas sangrar en la cara, onii-san! Ese tipo de heridas puede quedar permanentes, y no quería que Shin-sama tuviera una novia fea. ¡Kyaaaaa!

Tuve que evadir moviéndome hacia el lado. No podía usar mi katana para bloquear porque el ataque fue rápido, y en lo que subía la katana era probable que ya estuviera muerta. Caí al suelo, a quellos ríos de sangre, y manché mi ropa con el líquido carmesí.

La sangre que no existía...

Me levanté del suelo notando mis vestimentas manchadas de sangre, y comencé a exprimir mi camisa.

-¿Tu también estás enojado, onii-san? - Le pregunté con inocencia, cuando vi como me apuntaba con un arma de fuego.

"¿Él también me odia...?"

Sentí unos impactos de bala en mis extremidades. Una bala en cada brazo, una bala en cada muslo. Mi rostro perdió su sonrisa. Comencé a recordar los momentos felices y no tan felices con papá, mamá y onii-san. Onii-san siempre había estado ahí para mi. Me daba la mano cuando caía y me ayudaba a levantar, me defendía de los niños que me molestaban, jugaba a las escondidas conmigo, me hacía bromas y yo se las hacía a él... Nos enojabamos, llorabamos, gritabamos juntos. Me robaba los juguetes, yo brincaba en su cama. Pero nunca me dejó. Siempre me abrazó cuando mamá me gritaba fuerte. Siempre tuve un consuelo en onii-san.

...y ahora me disparaba...

Le sonreí. Extendí mis brazos hacia los lados como si quisiera abrazarle, y di algunos pasos hacia al frente.

-Te perdono...

Caminé hacia él bajando mis brazos, con katana en manos.

-"...y por eso te daré la dicha de conocer a nuestros padres, onii-san!"

Mientras caminaba...

-Quick now, his seeking chains,
Approach with their shrill scrape,
Don't stop, flee the chains,
Your last chance to escape! ~ ♪

...volvía a cantar con mi voz tierna, como si nada hubiera pasado, como si no sintiera el dolor en mi cuerpo.

Sonreí aun más cuando estaba llegando frente a mi hermano.

-Watashi o aishite teishi shinaide kudasai !!!
(Por favor, no dejes de amarme)

Grité con una sonrisa y lágrimas cayendo de mis ojos...
...mientras me avalanzaba hacia el pelirojo con mis alas saliéndo de mi espalda, con aquella pureza en mi mirada...
...pero llevando en mis manos el ataque que acabaría con su vida:
quería cortar su cabeza...

"Amaba a mi hermano.
Quería que fuera feliz con mis padres.
Nuestra familia debía estar feliz, completa...
...en el Reino de los Cielos.
Disfruta esta nueva oportunidad de vida por mi...
...onii-san... "




No estoy loca... Yo solo amo con locura... ~ ♥

MIIII SHIN-SAMAAAAAAAA >__<:

¡Gracias por los Stamps, Red! ^^

♥️ Ficha ♥️ Cronologías & Relaciones ♥️

avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
57795
Reputación :
20
Mensajes :
334

Ver perfil de usuario
ÁNGEL CAÍDO

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Wade Starson el Miér Jun 21, 2017 7:43 pm

Wade se limitó a quedarse inmóvil y en completo silencio, la clase de silencio que devora todo sonido… excepto los gemidos –o lo que fuera que estaba haciendo aquella mujer-.
El pelirrojo tuvo éxito con su ataque. A pesar de que la mujer esquivó el cuchillo, los disparos dieron justo en el blanco, pero el resultado no fue el esperado. La psicópata se puso de pie y comenzó a dar unos pasos hacia delante, en dirección hacia él.

¡Que no soy tu onii-san, maldita loca! —exclamó, algo irritado. Aquello no estaba saliendo como lo imaginaba, la locura de la pelirosa era más de 9000, una escala de poder que solo podría medirse en un anime de peleas. Si así fuera, la mujer ganaría un puesto muy alto, sin duda.

No, no estaba enojado, principalmente porque tal emoción le fue arrebatada hacía mucho tiempo atrás. Incomodo, esa era la palabra correcta. Le incomodaba el saber que se enfrentaba a alguien que no parecía importarle en absoluto lo que él hiciera, como si su locura ya estuviera en el punto más alto. Si la cosa seguía así, Wade acabaría con la cabeza en el suelo… y dudaba si aquella afirmación sería literal o no.

Llevó una mano a la cintura para buscar un nuevo cargador, pero se detuvo al escuchar las palabras de la muchacha. Sintió como los sonidos a su alrededor se apagaban lentamente, así como también las imágenes que lo rodeaban.



Te perdono —dijo una voz amable cuando todo el mundo se sumió en las tinieblas. Poco a poco la luz regresó, ahora Wade se encontraba en una amplia habitación decorada con temas morados, luces led intermitentes y una gran cama invadida por peluches y almohadones. Una mujer de pelo negro lo miraba con interés desde el otro lado de la habitación, parecía estar peinando su larga cabellera. Se volteó para observar al detective y, dejando el peine en la mesita a su lado, descansó la cabeza sobre su brazo derecho y añadió—: ¿Por qué me miras así? Te lo dije, ¿no? Te perdono, ya no importa, cálmate.
Wade se llevó una mano a la cabeza, le dolía como si un tren de carga lo hubiera atropellado.
Lo dices solo porque ya no te queda nada para lanzarme —comentó el pelirrojo, su propia voz le sonó extraña, agotada.
No me subestimes, cariño —la mujer se puso de pie y se acercó a la cama. Su largo vestido negro parecía degradarse unos centímetros antes de tocar el suelo, dando un efecto similar al que produciría una prenda al quemarse en las brasas—. Creí que no te importaría. Los Agentes deben aguantar cosas peores, ¿no es así?

La imagen cambió de repente, ahora la mujer estaba a menos de un metro de él y sus ojos morados miraban al pelirrojo con desconfianza, parecían esperar una respuesta que jamás se dio. Entonces la mujer reformuló la pregunta.

¿Aceptas, Wade? Dame algo tuyo y yo te daré todo de mí. Solo quiero algo que no utilices, algo que ya no puedas perder. Tus emociones, por ejemplo. Acepta —lo último se escuchó más como una orden que como una sugerencia. Momentos antes de que el pelirrojo pudiera responder, la mujer lo rodeó con sus brazos y lo besó.

El sonido de su respiración, su olor y calidez envolvieron a Wade. Se sentía extraño, no era desagradable, pero tampoco se hizo placentero. Unos momentos después aquel sentimiento se transformó en un dolor intenso, su pecho comenzó a arder y un gusto metálico invadió su boca. Al abrir los ojos contempló como la mujer comenzaba a desangrarse, su rostro pálido caía de a trozos, dejando ver el color marfil del hueso. Las esferas moradas que actuaban de pupilas ahora no eran más que cuencas vacías, y el olor a jazmín cambió al desagradable aroma de muerte.

Ahora, el cadáver que antes era una hermosa mujer, se convirtió en un ser deforme y hambriento. Se abalanzó sobre Wade, emitiendo un rugido animal. El pelirrojo intentó apartarse empujando al abominable ser momentos antes de ser engullido.



Se despertó al sentir un frío corte en su brazo derecho. Contempló la herida un largo rato, era profunda y la sangre descendía hasta su codo, se unía y finalmente se desplomaba contra el suelo, formando un charco de un tamaño considerable. El chapoteo que se produjo parecía irreal, pero el dolor no lo era.

¿Me perdonas? —Preguntó con un tono monótono. Su gesto era inexpresivo y su mirada estaba perdida, pero en el momento en que sus ojos se encontraron con el de la mujer, se ensombreció—. Haces mal.

No podía mover su brazo derecho, el corte le producía un intenso dolor. Pero aún contaba con otras extremidades.

Aprovechó la escasa distancia que los separaba y utilizó su brazo izquierdo para intentar sujetar con fuerza las manos de la mujer. Su intención era asegurarse que no efectuara un ataque similar otra vez o lo pagaría caro. Luego le propinó un fuerte cabezazo para hacerla perder el equilibrio. Si conseguía separarla del arma, solo debería preocuparse por las extrañas alas que salían de su espalda… y de cualquier otro truco que escondiera bajo sus… ¿plumas?
Whitley, mientras tanto, parecía disfrutar del espectáculo.

¡Animo, cariño! ¡Acaba rápido y vayamos a tomar algo! —exclamó, pero no estaba muy claro de a quién se lo decía.




"No puedes morir si ni siquiera estás vivo" —Whitley.
avatar

Dromes :
28744
Reputación :
12
Mensajes :
102

Ver perfil de usuario
ALIENS

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Saji el Mar Ago 22, 2017 4:20 am


- Este tema ha sido cerrado y trasladado a la papelera debido a que lleva mas de dos meses de inactividad. Si desean volver a abrirlo, pueden pedirlo Aqui

Lugar: Ciudad de Éadrom - Bosque
avatar

Salón :
3 B
Dromes :
16059
Reputación :
0
Mensajes :
69

Ver perfil de usuario
HÍBRIDO

Volver arriba Ir abajo

+18 Re: Inner Demons ~ [Privado Wade -Gore-]

Mensaje por Contenido patrocinado



Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.
El SIGUIENTE DISEÑO HA SIDO CREADO POR JONSEI ESPECIALMENTE PARA ITR. varios de los códigos aquí son de mi autoria y algunos otros editados. agradecemos a sr.smith, Mikae y Roshio por guiarme y prestarme sus códigos.