6 AÑOS
Instituto Takemori Rol [ITR] es un foro de rol libre basado en una escuela que acepta seres sobrenaturales y humanos para que estos interactuen y se vea así que la paz es posible. Sin embargo nada puede ser utópico. No existe la paz eterna. Takemori se encuentra en una ciudad 'mágica' llamada Éadrom, la ciudad de la luz, creada por un ángel para que todo aquel que habite allí esté protegido. El ambiente es siempre agradable y puedes encontrar diversos secretos en este. Atrévete a interactuar con nosotros en un foro donde todo es posible.
¡CONFIRMACIÓN DE CUENTAS!
A partir del 8 de Junio, las cuentas nuevas deben ser confirmadas vía E-mail para evitar usuarios troll. Por favor, revisa tu correo, tanto en la sección principal como en la sección de Spam.Sí el correo no te ha llegado, por favor contáctate con la administración de ITR al Skype: lbotp-7
Conectarse

Recuperar mi contraseña


CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Trama CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Ambientacion el Dom Ago 28, 2016 7:52 pm




CAPÍTULO I - PARTE II

CAOS SOBRE LA CIUDAD

CIUDAD DE ÉADROM - CALLES- 8:30 P.M.
La noche en la Ciudad estaba llena de brillo, las luces artificiales alumbraban las calles llenas de vida puesto que aún cuando las estrellas hacían su presencia adornando el cielo oscuro como de perlas se tratase, y la luna en todo su esplendor denotando su brillo sin ser opacada por los edificios, los mundanos y no tan mortales se encontraban del disfrute de las mismas. Si bien aún era un tanto temprano, las calles ya tenían el cierre de ciertos locales pero otros estaban apenas haciendo su apertura para que sea centro de atracción de muchos.
Algunos en bares, otros en discos, y algunos tantos en restaurantes disfrutando de una cena amena, algo que de forma abrupta sería interrumpido por un fuerte sacudido de la tierra, haría voltear sillas e incluso tazas, de hecho, seria tan sentido que algunos escombros de polvo serían caídos a causa de tal acción realizada hace segundos.

Los habitantes de aquella Ciudad que hasta ahora había sido pacífica y sin entorno ni desastres naturales, con una convivencia y cultura de admirar, se miraban extrañados, no podían comprender que pasaba pero quizá, sólo fue un temblor fuerte, nada más, o eso esperaban. Más desgraciadamente, no fue más que una alerta a lo que iba a ocurrir, nuevamente otro temblor se haría presente pero éste mucho más sentido, las placas tectónicas se movían con fuerza y furia sacudiendo tan fuerte a lo que se encontraba en la planicie terrestre que edificios caían, autos chocaban, caos se desataba.
Pedazos de aquellos edificios se desprendían para caer sobre peatones acabando con su existencia, mientras que autos caían a los mares, y entre descontrol un choque masivo se desataba saliendo algunos heridos, otros muertos, y muchos otros desaparecidos entre escombros cayendo a causa de tal desastre natural.

Muchos Ciudadanos, saldrían de los locales que visitaban y otros, que ya se encontraban de por si en la calle lograrían divisar siendo testigos de tal atrocidad en el cielo, y tierra, un gran hueco, y distorsión, sin comprensión de lo que ocurría o el motivo de ello, ya que no divisaban absolutamente nada, sólo unos cuántos pedazos que habrían caído a algunos edificios y peatones, lamentablemente, acabando con su vida. Muchos otros heridos por el pánico que se desarrollaba, divisándose individuos sin miembros superiores como inferiores, otros bebés llorando en brazos de seres sin vida, y niños perdidos desesperados por aquello que no podían comprender.
Más un ser que estaba presente diría.- ¡Miren esa parte del cielo! -Comentaría con un tono de incertidumbre y desesperación, se podía divisar como si un fragmento le faltara a aquel lugar, quizá era el trozo gigantesco que había caído, dudas y preguntas empezarían a invadir sus mentes. Ya que aquellas luces artificiales serían cortadas de forma abrupta a causa de lo sucedido y la oscuridad invadiendo el lugar pudo hacer que si bien la visibilidad no era la adecuada, pudieran vislumbrar entre ella líneas de quiebre con cierta transparencia, como si de un vidrio quebrajado se tratara, todo eso se hacía notar a exepción del hueco negro que podía destacar separado del resto.

No sólo eso, algunos individuos presentes empezaban a sentir efectos secundarios casi inmediatamente después de aquel acto presentado. Unos empezarían a sentirse débiles, otros que no podían usar sus poderes y habilidades de "vuelo" para tratar de estudiar mejor y poseer un conocimiento más amplio de lo que sucedía, en fin, efectos adversos le ocurrían a aquellos seres fantásticos alejados de lo que podía describirse como un humano corriente. ¿A caso una nueva enfermedad estaba invadiendo a los Ciudadanos? El pánico comenzaría a rodear a los presentes y muchos empezarían a gritar desesperados debido a no entender lo que sucedía. Pero lo más atroz de todo, es que nadie aparecía para explicar, o poner orden incluso. Sólo se presenciaba los Ciudadanos allí estáticos con el mismo conocimiento que cualquier otro sobre lo sucedido.

• NORMAS •
Debido a que es un tema relativamente libre, las reglas serán algo distintas en este caso:
— Mínimo de líneas: 8. No hay máximo de líneas.
— Ficha aceptada.
— Se deben desactivar las firmas, esto con el propósito de que la o las páginas carguen con mayor rapidez. Recuerden que varios estarán dentro del tema.
— Se prohíbe el ser overpower o cualquier variación que vuelva a tu personaje indestructible o infalible (en caso de humanos, Mary Sue o Gary Stu). No puedes manipular a otros personajes a menos que estos acepten.
— No está permitido el doble post seguido. Máximo puedes postear dos veces cada 24 horas.
— Puedes entrar con multicuenta.
— Todo post del evento debe girar en torno a la ambientación colocada en este tema. Si deseas crear un post basado en esta ambientación, estás en tu derecho de hacerlo. Es importante que sepas que no puedes alterar ni reparar algo con tus poderes. La esfera posee una magia bastante fuerte, deben respetar esto.
Fecha de cierre: Domingo 11 de Septiembre.
Tema reservado para Habitantes.



avatar

Dromes :
44120
Reputación :
9
Mensajes :
128

Ver perfil de usuario
USUARIO NUEVO

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Mar Ago 30, 2016 10:40 am

Nunca podía imaginar cómo iba a acabar mi ronda de vigilancia. Me encontraba en pleno centro de la Ciudad como cualquier día mientras vigilaba a cada uno de los miembros de Eádrom notando si habían problemas (sobretodo con los siervos de Xehanort y los demonios) y poder ayudar a quien lo necesitaba. Pronto, una gran sacudida hizo temblar los edificios y me puse alerta vigilando. ¿Era un ataque? ¿Quién lo hacia? Los edificios se tambaleaban y las rocas caían mientras yo seguía quieto en mitad de la acera intentando ver que era lo que causaba esto.

Sacudí enseguida la cabeza y comencé a moverme con rapidez, gritando a los ciudadanos que se fueran a un lugar seguro como el bosque para así evitar un mayor peligro. Las personas comenzaban a morir por desprendimiento o choques de autos y apesar de ir lo más rápido que podía no pude sacar más que a unas pocas personas malheridas.

- ¡Salid de aquí maldita sea! -grité más alto poniéndome muy nervioso.

No paraba de escuchar gritos de ayuda mientras yo me sentía más débil que nunca. Suspiré e intenté sacar las alas sin éxito. ¿Qué estaba pasando?
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Miér Ago 31, 2016 3:49 am

Paseaba mirando al suelo, absorta en mis pensamientos. No miraba por dónde iba, y estuve a punto de tropezar con una piedra que parecía haber aparecido allí de repente. Estaba cansada. Cansada de estudiar, cansada de no tener tiempo para nada. No tenía tiempo. El tiempo es algo que se agota, al igual que la paciencia. Y lo estaba perdiendo como si resbalara de mi puño cerrado, como la arena. No quería estudiar. No quería caminar. Quería vivir algo emocionante, algo para lo que mereciera la pena estar viva. Una aventura.

Tal vez creáis que son pensamientos infantiles. Tal vez lo sean. Pero en la Universidad todos se comportan como niños pequeños, y, por desgracia, me incluyo. La gente comete errores, eso es admisible, pero si la gente se comporta de manera insensata... eso ya no. Pero yo soy de las personas más insensatas e irresponsables que conozco, así que supongo que no estoy en mi derecho de hacer esos comentarios.

De repente todo se descontroló. Todo comenzó a girar. Temblaba. No solo yo. Todo. Un terremoto... Conseguí llegar al centro de la calle. Así al menos no me caerían encima los cascotes que ya se estaban desprendiendo de los edificios. Lo admito: tenía miedo. Estaba paralizada por el miedo. Pero conseguí no gritar.

- ¡¿Qué...?! - exclamé, confusa. No podía razonar. Todo a mi alrededor temblaba, se derrumbaba... me sentía impotente.

La gente corría, pensando que eso era lo mejor que podían hacer. Ingenuos. Ilusos. Morirían. O tal vez no, ¿desde cuándo soy experta en las consecuencias de un terremoto de magnitud indeterminada? Lo único que hice fue quedarme allí, viendo cómo todo se derrumbaba a mi alrededor.
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Kaylee Stoessel el Miér Ago 31, 2016 10:23 am

Hoy no tenía trabajo en la tienda de música, el dueño había conseguido que uno de los que hacían el turno medio me reemplazara, no porque lo quisiera para el cierre sino porque necesitaba una excusa para echarlo, a veces el dueño era demasiado bueno; no tenía nada planeado para la noche, me gustaba así, que surgieran cosas impredecibles que me llevarán por otros caminos pero ahora saliendo del mini market a varias cuadras de casa comenzaba a pensar que la noche la pasaría atiborrada de comida y películas de bajo presupuesto, hacia tiempo que no dejaba una noche para zombies, vísceras y sangre. En mis manos cargaba las bolsas de comida chatarra más un par de cosas saludables para hacer el intento número “unmillonlechuga” de intentos por cocinar algo que no fuera a matar a alguien “Si sale bien, será el apocalipsis” el tono burlesco de mi propia voz se apodero de mis pensamientos justo antes del primer temblor.

Me quedé allí parada a unos escasos pasos de la puerta de salida del minimarket asimilando lo que acababa de suceder, sabía que Japón era un país sísmico pero desde que había llegado a este jamás tuve la experiencia de vivenciar un temblor, solo en mi ciudad natal se sentían con cierta regularidad. Los gritos de las personas que me rodeaban se elevaron y los que estaban dentro del minimarket llegaron ahogados a través de las puertas de vidrio, el remezón acabo dejándome un temblor en las rodillas y cierta adrenalina abrazando mis sentidos.


“Calma, no es tu primer temblor” me repetí, como siempre hacia ante situaciones límite en las que obligaba a mi cerebro a reaccionar de una manera completamente racional, afirme las bolsas con más fuerza, di dos pasos para avanzar por la vereda en dirección a mi depa cuando el segundo temblor sobrevino con más fuerza. Fue instinto puro el que me hizo retroceder y apoyar mi espalda en la pared más cercana, ante mis ojos azules se visualizaba un espectáculo que no olvidaría, a pesar de que los temblores y terremotos eran naturales en California al igual que los tsunamis y algunas tormentas costeras, jamás había estado en la calle cuando esto ocurría. Los postes de luz se balanceaban cual cordel delgado y sus cables parecían juguetes que saltaban chispas y sonidos a cada movimiento, los autos se agitaban violentos, sus bocinas constantes y agudas solo sumaban más terror al violento movimiento. Mi preciado silencio fue invadido por los gritos desesperados y el sonido casi ensordecedor que se desprendía de los peñascos de cornisas y edificios que caían sobre quienes corrían despavoridos, cosas que se quebraban, llantos e ilusos que le rezaban a un supuesto dios que no vendría en su ayuda, finalmente la calma en medio del caos cuando la tierra dejo de agitarse violenta bajo mis pies.

Poco a poco fui haciéndome consciente de que mi corazón golpeaba veloz y furico contra mi pecho, solté el aire que aún mantenía contenido, tenía las bolsas firmemente aferradas a mis dedos y por mas retorcido que pareciera, mi adrenalina estaba a tope. Poco a poco fui destensando mi cuerpo para reaccionar, todo a mi alrededor era caos, acababa de ver morir a una persona aplastada por el concreto de un edificio cercano, escuchaba a gente llorar y a otros hacer la pregunta más imbécil que podía pronunciarse en estos momentos “¿Se encuentra bien?”; miles de impulsos se agolparon en mi interior, ir a ayudar por tener los conocimientos para hacerlo, ir a casa, ir donde mi viejo, arrancarme del interior el grito de terror ahogado por el golpe de quien había muerto, omitir los llantos, enfriar el corazón, más no alcance a priorizar uno cuando alguien menciono el cielo, por instinto eleve mis orbes azules hacia arriba -Que carajos está pasando aquí- murmuré, escuchando la voz de una chica que exclamaba un “Que” y otro que lanzaba órdenes a los transeúntes
”Muévete” ordenó mi cerebro y yo obedecí cual becerro.

Deje las bolsas en el piso sacando con rapidez únicamente lo esencial, el agua embotellada que acababa de comprar y las barras de cereal, mire a la chica que estaba parada allí en medio de la acera y luego el otro que soltaba indicaciones para dar algo de orden en medio del caos, indicaciones que estaba segura nadie seguiría, mordí mi labio inferior y me maldije internamente -Si te quedas parada te puede caer algo- apunte de forma tan obvia que me llegue a dar asco, no iba a decirle que viniera conmigo solo no quería ver a alguien más ser aplastado por el concreto.
off rol:
Como cuando los terremotos son normales en tu país xDu y si no es sobre 7 no es nada xD, por cierto un gusto rolear con ambos <3, no tengo muy claro si los personajes pueden "juntarse" a partir de la idea base o podemos sumar mas caos con la narración pero dejo la acción de Kay allí lamento la biblia ;u;
avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
59471
Reputación :
2
Mensajes :
115

Ver perfil de usuario
HUMANOS

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Jue Sep 01, 2016 5:40 pm

Su turno nocturno en el hospital estaba por comenzar, eran las 8:15 pm, había pasado a cenar minutos atrás en algun puesto callejero totalmente al azar, por la sangre no se preocupaba, siempre tenía a su disposición alguna que otra bolsa del hospital... Aunque no sospechaba que aquella noche, no solo las reservas sanguíneas escasearían, sino que todo el material, equipo, y personal serían insuficientes para lo que se acercaba. A las 8:25 ya listo con su pijama quirúrgica, su bata y otros aditamentos, caminó hasta las máquinas expendedoras de bebidas, cogiendo una lata de café caliente mientras meditaba en algunos pendientes de los cuales le habían comentado a su ingreso, unaque otra revisión de cirugías de días anteriores, ayudando al medico de piso a comprobar que todo estuviera en orden.

8:29... Caminaba rumbo al elevador cuando... Un fuerte temblor comenzó a sentirse - Ah?... - levantó una ceja, un tanto extrañado por el fenómeno, muchos gritos se escucharon en el edificio del hospital, gente que entraba en pánico ante el repentino y extraño terremoto, pues era de lo más extraño que se llegase a sentir algo así en Eádrom. Las luces parpadearon, inclusive un poco de tierra cayó del techo, como si hubiese estado a punto de desprenderse, las paredes crujían, se derrumbaría el edificio?. Algunos corrieron como pudieron fuera del edificio, pero ¿cómo podía irse un capitán y abandonar su barco? - Hey! Hay pacientes aquí dentro! - iba a comenzar a reprender al personal, cuando, el temblor se detuvo, al parecer el edificio había sufrido daños menores... pero... Los teléfonos comenzaron a sonar como nunca, pidiendo ambulancias, medicos, lo que fuera... - Qué está sucediendo... ? -

Se escuchó un grito desgarrador no muy lejos, varios, incluyéndole, se giraron hacia una enfermera que apuntaba por la ventana, terminaron por asomarse, viendo no otra cosa que fuego, destrucción, un trozo de... cielo?... No... se trataba de algo más... Sin embargo, el moreno no tuvo tiempo de meditar en ello, pues el director del recinto médico, comenzó a hablar por el alta voz, tratando de hacer entrar en razón a su equipo de salud... "No hay tiempo para caer en pánico, Eádrom nos necesita!". Todo el personal comenzó a moverse a donde más útiles eran, la sala de urgencias no tardó en llenarse de gente en las peores condiciones, inclusive de algunos que llegaban ya sin vida, y otros que a pesar de que no tenían heridas graves, se quejaban de debilidad, falta de fuerza, falta de... poderes? - No sé que mierda sucede aquí, pero... no pinta nada bien... -
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Cronirion el Jue Sep 01, 2016 9:06 pm

Flotaba como hacía tanto tiempo atrás por los cielos de la ciudad en que residía sin residencia, me encontraba a la deriva y con mis sentidos casi apagados por derivarlos a estar en internet escuchando música y descubriendo algo muy interesante que jamás había imaginado que existía, eran páginas de internet donde usuarios se reunían con muchas ideas a desarrollarlas a través de personajes que ellos inventaban o que sacaban de series que veían, era algo muy interesante que había descubierto, llevándome a pensar en algún momento- ¡examinaré más a fondo esta página pasado mañana durante mis paseos aéreos!

Pero como siempre, en la vida nunca puede haber calma como para abrir un ".txt dentro de uno y ponerse a escribir la historia de Fangy (como pensaba llamar a mi personaje en esa extraña página), no, en esta vida que llevaba algunos años habitando siempre acababa por verme divagando por caminos lejanos al que en un principio buscaba explorar. Tan solo imaginen lo que es de repente activar su visión para ver si ya es de noche y ver en vez de eso que el cielo se está cayendo a pedazos, ni siquiera me sorprendí por lo que sucedía, por algún motivo ya había considerado la posibilidad, ahora tan solo me quedaba ver si quería flotar por sobre el cielo o si quedarme bajo el para ver si ocurría algo entretenido como para mantenerme por ahí, aunque lo dudaba.

¡En fin!
-exclamé suspirando en mi mente antes de ponerme a descender y moverme a la izquierda o a la derecha mientras lo hacía para así dejar pasar los trozos de cielo que caían, mi idea era bajar y quizás pasearme por la residencia de alguna de mis contadas amistades... Si es que quedaba una, aunque debo decir que mientras bajaba y bajaba, observé una linda hamaca sobre la cima de un edificio que lentamente se inclinaba hasta apoyarse contra otro- I must! -Exclamó mi mente y no pude negarme, floté hasta esa hamaca sujeta a esas dos barras metálicas clavadas a ese techo inclinado, ¿qué más agregar? Usé algunas nanomáquinas para crear un pequeño dron con cámara para sacarme fotos una vez llegase a echarme en la hamaca, tan solo podía pensar en la postal.


Spoiler:
Como no sea un grado entre 8 y 10, me quejaré por falta de realismo con el terremoto(?)
Y lo otro, pensé en lo de la limitación de poderes del tema y consideré que una pequeña cámara de fotos voladora no influiría en nada, pero si creen que no lo entendí bien, avísenme y lo cambio, borro el post o mato la cámara en algún otro post, gracias por leer (?)
avatar

Dromes :
47754
Reputación :
4
Mensajes :
75

Ver perfil de usuario
RAZA ÚNICA

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Velkan Alexander Belmont el Jue Sep 01, 2016 10:09 pm

Esa noche decidió dejar de lado todos los informes de su empresa, no haría cuentas, no revisaría contratos y por supuesto, no recibiría llamadas de ningún posible socio, había dado la orden de que no lo molestaran sin embargo el teléfono fijo no dejaba de sonar y eso comenzó a molestarlo por lo que sin pensarlo ni un segundo, tomo las llaves de su motocicleta Harley iron 883 para dar un paseo nocturno por la ciudad.

Al principio todo parecía estar en calma, nada fuera de lo común...tan aburrido y pacifico como siempre y por un instante se replanteo la idea de regresar a la oficina que ambiento en su casa para asi continuar con el trabajo pues al parecer todo lo tenia hastiado en ese instante.

Sin embargo una fuerte sacudida por poco provoca que pierda el control de la motocicleta, no preguntaría lo obvio pues aquello había sido claramente un temblor, desde su estancia en la ciudad no había presenciado ninguno mas no le dio importancia, ya había pasado y de igual forma un temblor no podría afectarle mas que a su vehículo.

Pero no sucedió como pensaba, pronto una sacudida aun mas violenta que la anterior provoco que varios autos colisionaran entre si, esquivo dos sin embargo pronto una camioneta lo impacto por un lado al mismo tiempo que un carro pequeño por detrás lo que impidió que esquivara al que estaba enfrente.

Mas no recibió rasguño alguno, no porque fuera inmune a los accidentes, sus reflejos de alguna forma lo habían salvado de aquel aparatoso accidente pues al brincar de ultimo momento y desplegar sus alas logro aquello. Pero al observar a su alrededor pudo notar el caos, el llanto de los niños y algunos cuerpos que se asomaban por los parabrisas de los carros, llenos de sangre, algunos sin vida y otros agonizantes, escuchaba los gritos de ayuda, como incluso algunos pedían ayuda a un Dios que al parecer no los escuchaba.

*El cielo*  había exclamado alguien y Velkan al voltear observo aquel fragmento que faltaba, mas algo provoco que su atención se viera opacada, comenzó a sentir como si sus alas estuvieran hechas de plomo, mantenerse en el aire comenzaba a ser difícil por lo que sin poder evitarlo cayo al suelo al no poder con el peso de las mismas, pero al estar en el suelo se dio cuenta de aquello, sus alas no pesaban, en realidad estaban débiles como para soportar su peso.

No tuvo tiempo de preguntarse nada, mucho menos de sacar conclusiones pues los gritos y el terror en el ambiente de alguna forma le causo cierta...satisfacción.


Pasa el cursor por la imagen(?)

Haz caso al diablo y te recompensará con el infierno.
Khaa´In
ya no existe el camino al perdón.



—Hablo— Narro ¨Pienso¨
avatar

Edad :
28
Dromes :
16775
Reputación :
1
Mensajes :
182

Ver perfil de usuario
ÁNGEL CAÍDO

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Sáb Sep 03, 2016 3:37 am

Hora desconocida
Ciudad Éadrom, Edificios

Ya era de noche, y me encontraba tranquilamente sentada en el suelo con un pijama de color rosa abrazando una almohada. Enfrente mio ya hacia un gran plato con palomitas, y enfrente de este mismo, estaba mi manager, aquella peliroja que siempre me daba problemas mis días libres para que fuera a trabajar para cada compañía, pero que aun así apreciaba bastante.

-¡Oh! ¡Oh por dios, mira, ¡pero mira Tiffa están a punto de besarse!-Me decía en lo que yo me reía ligeramente, por la expresiones que ponía en su cara-Ya, ya miro...- Le respondía sonriendo, a la vez que me metía un pequeño puñado de palomitas a la boca y obviamente miraba la televisión en la cual estaban dando una película de romance. La pareja después de tanto tiempo separados, al fin se juntaban, y sellaban ese reencuentro con un beso, lo que me hacía recordar a cierta persona "Por favor...dime que aun sigues vivo.."Era el único pensamiento que no dejaba de cruzar en mi mente mientras veía aquel beso apasionado, deseando que aquello me fuera a pasar  a mi con tal fuerza de que no me percate que lentamente se estaba moviendo el piso.

-¡Fanny! ¡Fanny! Esta temblando..¡esta temblando!-Escuche decir a mi compañera, la cual reflejaba pánico total a tal punto que tenia los ojos llorosos haciendo que reaccionara, y aquellos pensamientos que siempre terminaban deprimiendome se alejaran-Tranquila ya pa..-Le contestaban, claro sin poder terminar lo que decía, pues el temblor se había vuelto tan fuerte que las cosas empezaban a caerse, y daba la impresión de que todo el edificio donde vivía la peliroja se nos caería encima.

No paso mucho tiempo en lo que duró pero si mato del susto a mi manager, como para que apenas terminara saliera corriendo del lugar hacia afuera llorando, y gritando cosas que no se entendía ni un poco-Espera, ¡Chelsea! ¡Chelsea! ¡Vuelve aquí!-Comencé a llamarla sin moverme del lugar, para después de unos segundos percatarme que no vendría, obligándome a levantarme, ponerme rapidamente las pantuflas y salir corriendo del lugar, el cual nuevamente comenzaba a temblar muy fuerte, tanto como para no dejarme salir por la dificultad del movimiento mismo-¡Chelsea!-Gritaba, en lo que veía que las cosas detrás mio comenzaban a caerse una tras otra, asustándome lo suficiente como para intentar salir con mayor rapidez, y justo antes de salir corriendo a la puerta, en vez de eso llegar a saltar hacia afuera haciéndome daño.

Mire de reojo hacia atrás y veía como aquella salida única que tenia el edificio se cerraba al estar este mismo despedazándose aun-¡Chelsea!-Volví a gritar sin respuesta alguna aun cuando dejo de temblar, a la misma vez que me sentaba en el suelo y me acariciaba suavemente las zonas que me dolían -¡Chelsea!-Insistí mirando a mi alrededor, pero seguía sin respuesta alguna "¿Acaso habrá quedado atrapada allá dentro? No creo que haya corrido hacia el interior del edificio siendo aquello mas peligroso..."Mis pensamientos no eran claros, de hecho me traían mas preocupaciones solo por no poder saber las respuesta ante mis dudas.

Aquella noche que supuestamente iba a ser de diversión en el departamento de mi manager, había pasado hacer una muy catastrófica, solo por el hecho de que ahora la peliroja se encontraba desaparecida, y en mi alrededor se podía ver mas de un edificio hecho pedazo es mas, incluso algunos gritos de socorro se escuchaban, otros de miedo, y también estaban los sonidos de llanto, pero ninguno que me dijera donde podría estar mi compañera de trabajo.
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Lia Fáil el Lun Sep 05, 2016 2:21 am

*Era un día como cualquier otro, la mañana había transcurrido con la misma alegría de siempre y la tarde resultaba acogedora debido a los rayos del sol que se acomodaban muy bien entre las nubes, sin que nada se saliese del plan. El sol comenzó a despedirse entre matices naranjas en cuanto el primer destello estelar hizo su aparición. El cielo pasaba de naranja a morado, luego azul intenso y finalmente negro, haciendo que nuevamente la gran Diosa de la Luna resaltara con aquel encantador vestido blanco aún sin desgastar, mientras las pequeñas hermanitas estrellas titilaban emocionadas de su aparición. Tendría que haber sido una de las noches más tranquilas.

Éadrom era la ciudad que nunca dormía, ¿Y quién podría decir lo contrario? Seres de cualidades diferentes, todos conviviendo allí en ese territorio neutral; algunos terminaban de limpiar las tiendas para por fin dar por terminado el día, otros aún en camino a una nueva jornada de trabajo, cada quien viviendo sus bien estructuradas rutinas que ninguno se llegó a preguntar qué hacía aquella niña vestida de conejo jugando sola en el parque.* ¡Ahora yo, ahora yo! Elijo... ¡Azul! *La pequeña jugaba tranquilamente, sin preocuparse de la ausencia de compañía. De pronto una ventisca templada recorrió el lugar trayendo consigo una melodía apenas perceptible.* ¿Qué? ¿El gran Roble?... Oh, es cierto, que tarde. ¡Vamos, vamos! *La niña se levantó de un santiamén y echó a correr por la ciudad rumbo al bosque, conforme se iba acercando a este el número de personas disminuía. Cuando llegó a la entrada no había nadie, solamente un camino que habían hecho las luciérnagas para ella.*"Vamos, no te detengas, Lia. Debes llegar con el Gran Roble... Escuchanos, pequeña."

*La niña asintió ante el mensaje que los Espíritus transmitían únicamente para ella y corrió hasta adentrarse al bosque, no comprendía la urgencia que los animales y árboles sentían, ¿Acaso algo iba a suceder?*¡W-woooaaah! ¡¿Qu-é pasa?! *De pronto el suelo bajo sus pies comenzó a temblar, recordándole a la pequeña el típico movimiento de la gelatina. Aquel movimiento repentino le hizo tropezar y la petición de los Espíritus se volvió más demandante, se notaba en la intensidad de los vientos que recorrían el lugar.* D-debo ir con el Gran Roble, vamos, Lia. ¡Vamos! *Aibhilín se dio fuerzas a sí misma y corrió lo más rápido que sus piernitas le permitían, alcanzó a llegar con el Gran Roble antes de que el segundo temblor comenzara a sacudir el lugar. El Roble sacudió sus hojas con vigor gracias a los vientos que cruzaban de un lado a otro, Aibhilín le escuchó con una voz gruesa.* "Rápido, AIbhilín. Escondete en mi tronco hueco, aquí estarás bien." *¿Qué estaba pasando? Lia no lo entendía, pero hizo caso y en cuanto puso el pie dentro de aquel hueco todo comenzó a temblar con mayor intensidad. Podía escuchar a los árboles quejándose y a los animales asustados escondidos en cualquier rincón.

Después de aquella terrible sacudida finalmente todo cesó, pero había una sensación extraña en el aire, Lia podía sentirla. Con cierto temor abandonó lentamente su escondite, algunos árboles habían perdido ramajes y muchas hojas, pero estaban bien. Aibhilín quiso averiguar qué sucedía, así que con mucho cuidado caminó hacia aquel claro que no quedaba muy lejos de Viddie o el Gran Roble y de pronto lo vio, la causa de todos los problemas.* ¡Ay, no! ¡Se cayó el Mundo Después de la Niebla! ¡Oh-oh! *¿Quién había estado jugando allá arriba que hizo que se rompiera? ¿Qué sucedería ahora? En medio de aquel solitario bosque la pequeña niña se hacía un montón de preguntas, pero sin nadie a quien pudiese preguntarle.*
avatar

Dromes :
68921
Reputación :
2
Mensajes :
76

Ver perfil de usuario
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Lun Sep 05, 2016 9:42 am

Como era costumbre para el gran oso Panda, el mismo se encontraba meditando encima de un gran edicio, meditando de las causas de por que seguia en este mundo de por que no podia volver a su mundo, pero de la nada, sus orejas se movieron suavemente, su lado animal reacciono enseguida antes que su lado conciente por lo que se movio a un lugar seguro, para asi luego sentir un gran estruendo acompañado de un temblor que hizo sacudirse todo a su alrededor, este se mantuvo sentado en el suelo pero aferrado con fuerza con sus patas y garras al suelo en el que se encontraba, para asi luego sentir un temblor aun mas fuerte.

Y enseguida escucho el crujir debajo de sus pies, la superficie de la que se estaba sosteniendo se caeria...! Por lo que se puso de pie y dio un salto hacia atras justo en el momento en que el techo descendio hacia el suelo con gran fuerza.

Este suspiro pesadamente y cuando el temblor y los accidentes en la ciudad lucian haberse calmado, sus habitantes enseguida comenzaron a hacer sentir con fuerza su presencia, ante los ruidos de sirenas de los servicios de emergencia, los gritos de las personas exclamando auxilio era claro que esto no era comun, en sus tierras los desastres naturales eran comunes, pero la ciudad estaba lista para afrontarlos por lo que el se habia criado con los mismos, no tenian quiza casas tan tecnologicamente avanzadas como en este mundo pero era obvio para el panda gigante que sin duda eran mas resistentes.

Troto hasta la escalera de emergencia del edificio en el que se encontraba, y dando pequeños saltos de parkour llego hasta el suelo, donde alli pudo darse una idea de lo que ocurria a su alrededor, el fuego , los destrozos de los edificios y los accidentes de auto eran todo lo que podia ver sus ojos verdes en este momento, pero el enorme panda penso que quiza podria ayudar si iba a una zona amplia, por lo que comenzo a trotar en direccion a donde estaba corriendo la mayoria de la gente, ayudando de vez en cuando a alguna persona que necesitara una mano. Despues de todo, en Eadrom no vivian personas debiles, pero por alguna razon podia ver que las personas a su alrededor, como los angeles que siempre estan volando, no estaban usando sus alas, quiza habia ocurrido algo con sus habilidades? No tenia tiempo para sentarse a meditar ahora, debia de actuar...!
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Haruki Nishinomori el Lun Sep 05, 2016 9:38 pm

La fragilidad del tranquilo paisaje, esa hermosa vista nocturna. Como aquel famoso  pintor que creó obras de un mismo lugar mostrando como la luz del sol a distintas horas podía influir de manera tan significativa en un cuadro, Haruki se dirigió a la ciudad para poder plasmar el paisaje urbano de Éadrom a distintas horas.

El cielo lleno de pequeñas luce tintineantes no era igual al que se podía apreciar desde el bosque, aunque era menos visible, las luces multicolores de los edificios le propiciaban cierto halo a penas visible. Incluso la ciudad tenía su encanto, una belleza que no todos veían o gustaban de ella. El pequeño sonrió y siguió alegremente dando pinceladas ''al azar'' sobre el lienzo. Pocos se preguntaban la razón de que un pequeño siguiera fuera de casa a esas horas de la noche; ignoraban todavía más ese hecho al asomarse con ternura para ver qué dibujaba el niño y darse cuenta de que su obra discrepaba mucho con la habilidad motora de alguien de su edad, se preguntaban: ¿Será un nuevo prodigio del arte?

Notó que el agua donde mecía los pinceles para limpiarlos se encontraba sucia. Ya casi terminaba y debía dar unos toques finales de luz, o sea, necesitaría aplicar tonos claros. Derramó el agua sucia en un caño y se dispuso a acercarse a una fuente para rellenar el recipiente. Pronto, inesperado por Nishinomori, la tierra comenzó a mecerse, cada vez con más fuerza. Se alejó de la fuente y corrió hacia un lugar donde estuviese un poco más a salvo. Su mamá Hana le había enseñado como refugiarse de un terremoto, al menos para que su vida no peligrara tanto. El sismo cesó y ciertamente estaba algo agitado. En ese momento, no vio ningún daño y, al no tener aún tanto conocimiento del mundo, ignoraba que pudiese haber una réplica.

Dando saltitos se dirigió al lugar donde dejó el caballete con su obra de arte. Sujetó el pincel con la mano derecha y le colocó un azul claro en la punta, lo diluyó un poco con el agua y comenzó a trazar un camino de luz que fusionaba la noche con la brillantez de los edificios. Su rostro alegre, sus manos ansiosas por acabar un cuadro del que estaba tan orgulloso, ¿No era esa la felicidad pequeña de cualquier niño? Poder hacer lo que le gusta, libremente, disfrutando segundo a segundo sin molestarse o frustrarse por haber cometido un error, solo pensar que todo era genial, entretenido y pacífico; pero como muchos adultos decían, ''no existe la paz eterna'' ni tampoco la felicidad dura para siempre.

Como minutos atrás, una pequeña vibración en los pies lo alertó de que algo no estaba bien. Un sonido desesperante y aterrador comenzó a sonar mientras las placas tectónicas se empezaban a mover con mayor intensidad y entonces alzó la mirada... grave error. Sus ojos se abrieron como platos y fue cuestión de segundos para que no solo la fuerza del movimiento sísmico lo hiciese perder el equilibrio, sino que cayera por el segundo impacto provocado por aquel objeto extraño. Todo fue extraño, todo fue borroso, el infante no entendía que estaba sucediendo.

Se intentó poner de pie mientras la tierra seguía moviéndose con furia. No podía mantenerse allí, seguro muchas personas se encontraban asustadas y el debía ayudarlas, así como Tashiro, Christa, Axhel, Raissa y Accel hacían. Dispuesto y lleno de valor se puso completamente de pie, irguió la espalda y subió la cabeza¿Q... qué pasa?se preguntó al sentir que su cuerpo no respondía. No podía moverse y todo sucedía lentamente frente a sus ojos. Las personas corrían despavoridas, se escuchaban gritos y llanto, unos pedían ayuda, otros buscaban como salvarse a sí mismos; las calles se agrietaban provocando que los autos chocaran involuntariamente y los edificios se desplomaban... los edificios se desplomaban.

Su cuerpecito comenzó a temblar. Sus ojos se pusieron acuosos y lentamente cubrió sus oídos mientras flexionaba las rodillas para quedar acuclillado. Esas imágenes del presente se mezclaron con aquella frecuente pesadilla. Cerró fuertemente sus ojos sin poder evitar que las lágrimas descendieran por regordetas mejillas. Su llanto estaba ahogado, su visión comenzaba a nublarse. Entre esa desesperación y como mecanismo de defensa, generó demasiada sirā para protegerse; sin embargo, al verse sus emociones alteradas, aquel líquido se salió de control formando un tipo de domo alrededor del Haruki y cayendo finalmente cuando el cerebro del niño no pudo más y decidió apagarle las luces.



Narro Pienso Hablo


¡Magia!:



avatar

Dromes :
78569
Reputación :
2
Mensajes :
239

Ver perfil de usuario
RAZA ÚNICA

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Miér Sep 07, 2016 4:01 pm

Había empezado su vida en la ciudad de Éadrom, Japón. Se había pasado los primeros días aprendiéndose de pe a pa todas las calles de la ciudad, por si tenía que conducir algún coche de policía y debía de ir a un lugar concreto; Esa noche le iba a tocar a él salir a patrullar junto a un amigo de la comisaría, quizá con el hombre que más bien le había caído de aquel lugar. El azabache tenía un mal presentimiento por el cuerpo, no conocía el motivo, pero lo tenía por lo que había decidido llevarse consigo a su mascota —la cual todavía no tenía un nombre.— al trabajo, aunque patrullar no necesitase la ayuda de las unidades K9 pero su pequeño cachorro no era oficialmente una unidad canina de policía «Espero que sólo sean tonterías mías..» Pensó mientras conducía hacia su trabajo, ya con su uniforme de policía puesto, incluso con el cinturón preparado ya.

Ya eran las ocho de la tarde, por lo que acababa de empezar su turno junto a Ryan, el hombre que se podía decir que era su mejor amigo dentro del trabajo —Espero que sea una noche tranquila. Comentó el hombre lobo mientras subía a su mascota dentro del coche de policía, poniéndole un cinturón para mascotas; Después se subió él en el coche, seguido de su compañero de trabajo —Tranquilo Wolfe, sino luego nos tomamos unas birras y se te pasa el mal rollo que tienes encima. Bajó las dos ventanas delanteras y medio abrió las de atrás, para que su pequeño pastor alemán pudiera tomar aire también. Ryan dio un pequeño golpe en el coche para que Björn arrancase y así lo hizo. Empezaban a patrullar por las zonas más peligrosas de las calles japonesas, para acabar el trabajo de una manera más pacífica aunque.. No, no iban a acabar aquella patrulla de buena manera, pero ninguno de los dos policías lo sabía.

Aquello duró exactamente media hora, ni un minuto más, ni un minuto y medio —Necesito un favor, quítate el cinturón, quítaselo a mi perro, agárralo y cuando yo te avise, salta del coche. Pidió mientras se mordía el labio inferior, él no podía por culpa de tener que sostener el volante del coche de policía pero su compañero si; No tardó demasiado tiempo después de aquel temblor y todo lo que estaba ocurriendo que un coche estaba yendo directo hacia ellos y su dueño parecía ser un suicida, por no querer aguantar lo que se iba a venir. El hombre lobo se quitó el cinturón y tomó a su cachorro de las manos de su compañero —Tres, dos, uno.. ¡Salta! Ambos policías abrieron las puertas del coche a la vez y el salto fue coordinado. Como era de esperar, la prioridad de aquel salto fue que su mascota no se diera un fuerte golpe, por lo que al saltar lo mantuvo rodeado con todo su cuerpo. Su cachorro fue lo primero que alivió al azabache, pues nada más rodar varias veces por aquel salto, salió de los brazos de su amo y empezó a ladrar con energía.

No tenía demasiada fuerza, por algún motivo se encontraba débil pero era policía y debía de velar por el bienestar de toda la gente que vivía en Éadrom. El coche había tenido un buen impacto contra el coche que fue directo hacia él, ambos estaban prendidos en llamas a causa de aquel fuerte impacto, el cual causó una explosión «Esa persona de veras iba a chocarse para suicidarse, no noté el olor de gasolina que prevenía de su coche y esa manera tan peculiar de brillar en su capó..» Se llevó ambas manos a la cara y giró para quedarse boca arriba. Observó a su compañero de pie, mirando a su alrededor, por lo que el italiano silbó; Su compañero corrió hacia él y le tendió ambas manos para ayudar a levantarlo del suelo. Debía de intentar aparentar no sentirse tan débil —De acuerdo Wolfe, tu ganas. Tenías razón.  

Se echó el cabello hacía atrás, aunque su cabello volvió adelante, tapándole de nuevo la frente y perfilándole el rostro. Aquello parecía una auténtica pesadilla, parecía una situación que tan sólo ocurría en las películas de desastres; Se fijó en el cielo y en todos los edificios, pues del suelo no se preocupaba demasiado —a pesar de que era por allí por dónde él caminaba.— se giró hacia una pequeña multitud que había en medio de la calle y empezó a caminar hacia ellos, junto a su cachorro —Policía; ¿saben qué ha ocurrido? Nosotros estábamos haciendo patrulla y todo esto empezó a vibrar y bueno.. El cielo.. Se le hacía gracioso y momento que él, con su trabajo, no tuviera ni idea qué estaba ocurriendo. Nunca le había agradado preguntar cosas de ese tipo a los ciudadanos —Todos se encuentran bien ¿cierto? ¿o necesitan ayuda? yo les puedo atender.  
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Jue Sep 08, 2016 1:57 pm

-TSK! - temblorosa se volvió a poner de pié. Tras el movimiento sísmico la viga de un cartel de publicidad le había lastimado el hombro, mas sin perdida de sangre. En cualquier otra situación tal golpe no hubiese sido más que un dolor de segundos, es más, hubiese cicatrizado en proporcionalidad de la buena porción de alimento que acababa de beber, pero allí seguía y no parecía desaparecer pronto. Sin embargo, la atención de Yuuki no estaba puesta en sí misma, sino en las trizaduras del cielo. En medio de la calle, envuelta en una capa con capucha, no entendía nada, y la multitud que tenía en frente tampoco parecía comprender lo que ocurría.

Estruendos, explosiones, se escuchaban sin parar pero de seguro que, aunque todo y todos dejasen de hacer bulla, la tierra aún rugía; Al menos así Yuuki lo percibía.

- Meeow~ - Un gato negro salió desde un costado de un basural, desorientado, maullando en desesperación justo entre la multitud y donde la chica lo observaba, más sólo la última parecía tener ojos para aquel animal. - *psssss psssss psssss* - Pronto, como si de un mal presagio se tratase, el farol de la vereda hizo cortocircuito, parpadeando aquella luz amarilla sobre el animal como una advertencia de lo que en seguida ocurriría. El poste de luz se fue desprendiendo del suelo, comenzando su caída libre directa hacia el felino. En cuestión de segundos, Yuuki, sin alterarse mucho por la situación hasta entonces, levantó una de sus manos con el plan de hacer mover el objeto, pero este no se vio afectado por sus poderes. Ahora, con desesperación, estiró ambas manos, pero nada. Ya no habían más segundos que perder, saltó rápidamente, considerando la vida del animal, sobre él, lo tomó del cuello sin sutileza para avanzar con un segundo salto hasta la otra esquina. El metal y cristales rotos no lastimo a nadie, el gato estaba bien. La chica siquiera lo bajó suavemente, sino que así como lo tomó lo soltó en el aire. Se trataba de un felino, caería en sus 4 patas, pero aunque se tratase de un animal más delicado, Yuuki no habría cambiado de accionar.

En plena acción su capucha había caído, y al notar de que ahora estaba más cerca de la multitud procuró volver a cubrirse el rostro con ella. Había olor a sangre por doquier. Un hombre de cabellera oscura y ojos claros se abría paso haciendo una clara pregunta que nadie podía responder, mas con la segunda frase que intercambió le hizo recordar que su hombro no había mejorado, y ¿por qué su fuerza había fallado? Se miraba la palmas de ambas manos, sucias, pero, ¿qué demonios estaba pasando? Volvió a dejar puestos sus ojos sobre el policía, a la espera de alguna orden de seguridad ciudadana.
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Luffy el Jue Sep 08, 2016 2:31 pm

Como un niño pequeño y fácilmente impresionable iba el pirata cada noche especial a contemplar el cielo repleto de fuegos artificiales. De sus ojos emanaba un brillo probablemente más intenso y radiante que el que aquellos cohetes soltaban al estallar. Ese brillo era el reflejo de su emoción, la emoción de ver algo que brillara, que explote, o simplemente, que le llame la atención. Así de sencillo era, que hasta estaba a punto de botar lágrimas de felicidad por su simpleza. - ¡Sugoooooooooiiiiiiiiiiiiiiii! ¡Esta isla es increíble! - Gritaba a voces por las calles de Éadrom, ignorando a cualquier otra persona a su alrededor.

Repentinamente un potente temblor le desestabilizó, durante unos breves segundos. No tardaría en recuperar el equilibrio sin demasiadas dificultades, pero nada terminaría allí. El suelo comenzó a resquebrajarse, separando parte del asfalto de las calles y sorprendiendo a un ahora alarmado Luffy que con pocas dificultades supo de dónde debería refugiarse para evitar caer a un abismo en la tierra. - ¿Qué pasa? Esto me recuerda a ese viejo... - La imagen de un enorme anciano, mucho mayor a la contextura "normal", con un característico bigote blanco se le vino a la mente. Esa sensación de incertidumbre le traía malos recuerdos. Recuerdos que reprimió al instante, en pos de no sufrir un colapso. "No debo pensar en aquello" pensaba el joven.

Las cosas parecían ir de mal en peor cuando un ruidoso crujido se hizo notar en sus oídos, y en los de la gente a su alrededor. Una enorme capa de lo que parecía ser un domo comenzó a desprenderse de la placa, cayendo sin remedio sobre sus cabezas. Con ojos envueltos en pánico, no por él, sino por quienes le rodeaban, Luffy se vio obligado a actuar. Sus brazos tomaron un tono negro metálico, y estiró sus brazos hasta llegar a los salientes de unos edificios. Estaba a la suficiente diferencia para darle el impulso necesario. En un instante su cuerpo desapareció del suelo, siendo impulsado a toda velocidad hacia el trozo de esfera. - ¡Gomu Gomu no... Hawk Gatling! - Gritó mientras comenzaba a lanzar una innumerable ráfaga de golpes hacia la esfera. Unos cuantos cientos de golpes le propinó hasta la placa, hasta que lo alcanzó y derribó. Una potente grieta se había formado en esta, solo faltando un golpe más. "Maldición... No puedo dejar que esto caiga en la ciudad..." pensó, envuelto en impotencia. Caía a una gran velocidad, y sería aplastado por el trozo de esfera. Eso no le generaría un daño, pero si a las personas debajo.

Sin más ideas impulsó hacia abajo su brazo, hasta acercarse al suelo. Nuevamente dio un golpe, abalanzando su puño hacia el trozo de esfera, impactando en la grieta con toda su fuerza. Ese último golpe logró fracturar el cristal hasta partirse en miles de trozos mucho más pequeños. Gracias a eso los daños habrían sido disminuidos, pero algunos de estos se clavaron en el cuerpo de Luffy al caer, que quedó en el suelo, sangrando e inconciente.




Firma
Mugiwara no Ichimin:

Spoiler:
avatar

Dromes :
59599
Reputación :
8
Mensajes :
120

Ver perfil de usuario
DEMONIO

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Lia Fáil el Sáb Sep 10, 2016 2:58 pm

¡Se cayó, se cayó! *Repitió alarmada la pequeña mientras veía como pequeños trozos de vidrio aún se desprendían desde las alturas, la tierra había temblado vigorosamente debido a aquel fuerte impacto y ahora solo intentaba volver a estabilizarse. Desde donde Lia se encontraba no parecía escucharse nada, ningún buho cantór, ningún zorro astuto, nada. El bosque parecía estar capturado por un silencio sepulcral y ni siquiera el viento se atrevía a romperlo, por primera vez Lia sintió una sensación parecida al miedo.*... ¿Hola?... *No podía escuchar nada, ¿Qué podía hacer? Nunca había estado tanto tiempo en un lugar con tanto silencio, algo extraño estaba sucediendo. ¿A dónde se habían ido los Espíritus?* ¿A dónde se fueron todos? *Preguntó la pequeña con ojos comenzando a llenarse de lágrimas, espero un momento a ver si alguien respondía, pero todo seguía igual.* No están...

*Lia sacudió su cabeza de un lado a otro, intentando sacudirse el temor del cuerpo y dejando que las pequeñas lagrimitas que se formaban terminaran por caerse de una vez, su visión ya no estaba nublada.* YA sé, iré con el Gran Roble, él sabrá qué sucede. *La niña abandonó aquel claro que de un momento para otro se había convertido en un paraje de intranquilidad. Corrió lo más rápido que pudo hasta que estuvo frente a aquel enorme árbol, ella lo observó por un momento y sintió miedo otra vez, incluso tan cerca seguía sin poder oír nada.* N-no, no llores, Lia. ¿Qué diría Papá? Hmm... Diría... *Recordó aquel día en Irlanda cuando Lia no conseguía entender las runas, casi perdía la esperanza y su Padre le había calmado diciendo "En un bosque hay diferentes árboles, unos son más altos y otros más pequeños, pero todos enriquecen al bosque con su luz... Tú tienes tu propia luz, Cariño. Grande o pequeña está ahí, deja que te guíe.". Esto pareció llenarla de valor, tomó un sonoro respiro y se acercó al Gran Roble hasta tocar con su mano su corteza.* Puedo escuchar tu voz, quiero escucharla... ¿Quieres hablar conmigo? *Preguntó en voz alta, el silencio se mantuvo unos segundos más y poco a poco fue suplida por una sutil vocecilla. Los Espíritus estaban regresando, pero con menos fuerza. Podía escucharlos en una voz muy tenue, como si apenas estuviese descubriendo su poder.* ¡Fiuuuu! ¡Por fin regresaron! Solo hablan bajito, bajito... ¿Y eso? *A lo lejos, por el centro de la ciudad, podían escucharse gritos y algunos sonidos de ambulancia. ¿Qué debía hacer? En el bosque estaba a salvo, pero quizá en la ciudad alguien podría explicarle qué pasaba.

Se despidió del Gran Roble y de su amigo Viddie y así se fue corriendo en dirección hacia la ciudad. Aún podía escuchar la pequeña vocecilla de sus amigos los Espíritus para guiarle, pero, ¿Qué era ese fuerte zumbido que parecía oírse en todos lados? Desde que el cielo se cayó se había desplegado aquel horrible sonido, ¿Acaso solo ella lo oía? Pronto sus preguntas serían respondidas... ¿O no? *
avatar

Dromes :
68921
Reputación :
2
Mensajes :
76

Ver perfil de usuario
MAGOS

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Dom Sep 11, 2016 9:22 am

Me encontraba en mi casa despues de un duro entrenamiento con mis discipulos, bueno intentaba no pensar mucho en mi trabajo tenia entrevistas, discipulos, fans entre otros beneficios aunque aveces esa rutina se volvia algo estresante, amaba mi trabajo el cual era ser el jefe de una serie de dōjōs de artes marciales, las cosas me iban de maravilla me habia vuelto famoso en la ciudad de Eadrom, despues de tomar un chocolate caliente por el frio que sentia, comense a meditar sobre mi vida, sobre que hubiera pasado si no fuera venido a Eadrom cuando tan solo era un niño ya que nadie mas sabia que llegue a Eadrom por casualidad. despues de una hora de imaginarme posibles sucesos mi cabeza quedo hecha polvo, servi mi cena la cual fue sushi y de beber fue Vino blanco, despues de eso me fui a acostar a mi habitacion no sin antes hacer mis necesidades, pero como soy tan pensativo dure 30 minutos pensando en mi dia (algo que hacia de costumbre) hasta que cerre mis ojos y por fin logre dormirme despues de tantos pensamientos

Despues de 10 minutos desperte, me dolia la cabeza y me sentia mareado, ahi fue cuando todo empezo a ir a peor, despues de 2 minutos comenzaron temblores intente no asustarme pero el temblor aumento brutalmente sentia que mi casa se iba a derrumbar en cualquier momento asi que procedi a salir afuera.


Al salir note como todos los edificios se estaban cayendo, la gente gritaba horrorizada otros morian frente a mis ojos, me quede varios segundos intentando analizar y procesar lo que pasaba y me dije a mi mismo -¡Tengo que sobrevivir a como de lugar!- Sali corriendo hacia algun lugar o eso intentaba porque donde iba solo podia mirar derrumbes escombros y polvo ,mucho polvo.

Mientras corria logre salvar a algunos habitantes pero no me explicaba porque los angeles u otros seres no utilizaban sus alas. lograba esquivar varios escombros pero a la lejania vi a varios de mis discipulos intentado huir, cuando me dirigia hacia ellos es cuando todo dejo de tener sentido, acababan de ser aplastados por multitud de edicios derrumbados

-N-Noo- es la unica palabra que pude articular varios escombros gigantes se dirigian hacia mi... pero ya que importaba,no?

Me quede parado en el mismo sitio esperando mi muerte, despues de todo a donde me iba a dirigir? los escombros estaban a metros de mi pero entonces... algo paso.... Algo dentro de mi me dijo que no, aun me quedaba una mision por cumplir la cual era proteger Eadrom y a sus habitantes pero no solo eso, Lina no me perdonaria que muriera mientras ella esta en el hospital, asi que no importa lo que pase
-¡Luchare por Eadrom!-
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Kaylee Stoessel el Mar Sep 13, 2016 9:17 am

Corrí manteniendo un ritmo constante, agua en mano, barras de cereal en los bolsillos, pasando entre los escombros y el llanto, solo tenía un objetivo en mente: mi viejo. Necesitaba llegar a la estación de policía, rogaba porque no hubiese salido de encubierto aun, rogaba porque aun estuviera allí. Era una acción casi suicida puesto que, era muy probable quienes quedasen en su sano juicio los mandaran a tratar de controlar la situación pero conocía a mi viejo, nos buscaríamos dejando de lado todo lo demás, después de todo, él era todo lo que tenía y yo era todo lo que él tenía.

Rodee uno de los autos que estaban casi sobre la acera, abriéndome paso entre las personas que estaban desesperadas, nada de esto era una buena combinación. El grito de un chico diciendo que lucharía por Eadrom me alcanzo con facilidad más no gire a ver de quien se trataba, cada cual tenía sus propios asuntos que atender, no era momento de juzgar las acciones de caballería medieval. No conseguí avanzar medio metro cuando el cuerpo de un joven en el piso y lleno de vidrios se apareció en mi camino ¿estaría muerto o solo inconsciente?, verlo de súbito a mitad de mi camino había hecho que me detuviese, era fácil ignorar a tu alrededor cuando uno no se detenía a apreciar el caos, más ahora no era algo que simplemente pudiese pasar por alto, chasquee la lengua maldiciéndole mentalmente y me acerque a él con prudencia.

Agradecí estudiar medicina y a la vez aborrecí mi propia carrera, era como una patada en el estómago por el “deber de ayudar” en estas situaciones; cautelosa coloqué dos de mis dedos en su cuello para comprobar de la manera más certera si estaba vivo o no, había pulso, mi propia adrenalina me impedía determinar con exactitud si era más muerto que vivo, pero tenía. Evalué el estado de su cuerpo, cubierto de algunos trozos de vidrio que era imperante quitar con cuidado pero ¿luego qué? ¿dejarlo tirado en medio de la calle a su suerte? ¿esperar que el pulso se extinguiese por sí mismo? ¿arrastrarlo hasta el hospital?
“Yo puedo curar esas heridas, solo necesito implementos básicos” apreté los labios, volviéndolos una delgada línea entre el “que hacer o no hacer” ¿ir por el viejo o ayudar al tipo inconsciente?; decidida comencé a quitar los trozos de vidrio que no comprometían partes vitales.

-¡Hey!- grite una vez que me había levantado del piso, esperando que el chico “protegeré a Eadrom” o quien fuera pudiese escucharme, una cosa era segura no podía arrastrar el peso del joven inconsciente sola.
off rol:
Luego de haberle consultado a mamiko sobre lo que sucedía aquí XD, decidí que si no llevaba a kay a acosar molestar a alguien más sería solo rol individual (la idea es sufrir el caos juntos (?). Con todo lo que he leído y gracias a la acción de luffy (espero que no te moleste que haya llevado a kay con él para ayudarle) he ido a acosarle XD y como no sabía si a alguien más le interesa mover un poco el tema de la trama en la ciudad, deje el post final libre por si alguien quiere sumarse n n


Última edición por Kaylee Stoessel el Sáb Sep 17, 2016 10:50 am, editado 2 veces
avatar

Salón :
Universitario(a)
Dromes :
59471
Reputación :
2
Mensajes :
115

Ver perfil de usuario
HUMANOS

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Invitado el Jue Sep 15, 2016 6:02 am

Mientras ayudaba a las personas a salvarse, como ayudar a una persona atrapada en un enorme vehiculo , sintio una suave vocecilla que le hablaba, este alzo su mirada y se encontro con la pequeña Lia ingresando a la ciudad, este termino de acer lo que estaba haciendo y corrió en dirección de la pequeña, la alzo con sus enormes patas de oso y dijo:-Pequeña srta...que hace aqui...? Es peli....mejor digo...me alegra ver que no se encuentra herida en ningun lugar...

Noto sus mejillas inchadas era obvio que la pequeña habia estado llorando, por lo que suavemente con uno de sus dedos acaricio la mejilla ajena de forma paternal y luego agrego:-sabes que ocurrio Lia...? De repente los espiritus me dijeron que me alejara, y un minuto despues todo estaba destruido como ahora...es extraño...
Bajo a la pequeña para que pudiera apoyar sus pies en el suelo y luego agrego viendo a su alrededor en busca de alguien que pudiera darles información, como un policia o algo , o alguna persona que necesitara ayuda por lo que enseguida bajo su mirada y dijo intentando calmar su voz pues hasta el se notaba algo alterado por la situación:-estaré en mi apariencia panda, para asegurarme de que no me perderás de vista...

Algo podia de estar seguro, Un Oso Panda no pasaria desapercibido en este terreno como se encontraba ahora mismo, asique por mas que Lia se alejara de el, seguramente le vería a la distancia y vendría corriendo nuevamente a su lado, ademas en esta forma, podía ayudar a las personas mucho mas fácilmente que si se encontrara en su apariencia humana. Aunque claro, el panda no sabia que su gema para cambiar de apariencia había perdido su poder de momento, pero ahora mismo, eso no le importaba demasiado.
Necesitaba dos cosas ahora mismo, y era permanecer sereno para que la pequeña Lia no sufiera extra , pues hasta el sentia que algo extraño estaba ocurriendo con la madre naturaleza, y necesitaba informacion para ver que podia de hacer por la gente de la ciudad.
avatar


Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Killua Zoldyck el Vie Sep 16, 2016 3:53 pm

Andaba Caminando por la ciudad, principalmente para comprar mis chocolates favoritos  "Chocorobot" con solo pensarlo me daba mas hambre, A veces me preguntaba porque tengo tanda adicción al chocolate desde que tengo memoria no puedo dejar de comerlo, incluso recuerdo cuando me gaste 200 millones de Jenny en chocorobot con el dinero de mis padres, no fue mucho lo que gaste, en comparacion con lo rica que es mi familia, aunque ya no los considere "familia", aunque ese dinero no serviria de nada ahora mismo pues en Eadrom se manejan dromes

Llevaba un par de meses en Eadrom y todo me resultaba nuevo, acogedor y bastante agradable en comparacion con mi antigua vida de asesino, en el instituto me iba bien, como siempre las chicas molestas intentando impresionarme de algun modo, menuda manada de lanzadas, chasquee la lengua mientras caminaba, me di cuenta de que no iba caminado mucho y me quedaba bastante por llegar a la tienda....ah con que me entretengo? ... bebo sangre? o asusto a alguien? no eso ya no me entretiene, me alegra ser mestizo ya que por lo menos la comida humana si me alimenta en cierta parte, aun asi me suelo infiltrar en los hospitales y robo algunas bolsas de sangre, di un gran suspiro y me propuse a correr a la tienda, parecia que en cualquier momento iba a llover.

Llegue a la tienda donde estaba cerrado toque la puerta con fuerza y me abrio la Sra Carlota
- Oh Killua eres tu que te trae por aqui a esta hora......!!!MOCOSO ACASO NO SABES QUE HORA ES!!!VETE A MOLESTAR A OTRO LADO, ANDA!!- Me quede pasmado, era costumbre que esta anciana se enojara por todo, pero me causo cierta gracia su mirada de enojo - E-Eh lo siento ¡Cucha! no queria molestarla - pude ver la cara de la anciana me iba a morir a carcajadas cuando senti un puñetazo en mi mejilla derecha que me mando literalmente a volar

Aterrize en mitad de la calle y me dirigi otra vez donde la anciana, le pedi disculpas ,le pague los chocorobot y todo quedo arreglado, me dirigia hacia el instituto a la casa.....cual era? supongo que la roja mi compañero de cuarto era el tipico que tiene a las chicas encantadas y que sale de fiesta todas las noches eso me dejaba toda la habitacion para mi solo para hacer cosas inocentes y normales y cosas no tan inocentes, muy explicitas y morbosas...... el instituto quedaba muy lejos asi que abri mis chocorrobots y comenze a comerlos

Las cosas cambiaron cuando ocurrio un temblor.... estoy muy acostumbrado a los temblores, desde pequeño el volcan de mi familia los generaba, pero este aumento hasta tal punto que podia dejar la ciudad en la ruina, no sabia que hacer fue tan de repente todo temblaba de la nada los edificios caian despues escuche un ruido enorme, se habia caido algo ... un edificio? no esto era mas sonoro, mire hacia el sielo y me percate de que parecia que le faltaba un fragmento al cielo... corri hacia la tienda de la Sra Carlota un dia conversamos y me comento que tenia un bunker debajo de su tienda


Cuando llegue toque rapidamente - !AAHHAHAHAAHA! QUE ESTA PASANDO!!! - a pesar de que era algo serio no pude evitar reirme - Eh vieja carlota debemos ir a su bunker - - .... TU ESTAS TONTO, NO ERA VERDAD, SOLO LO DECIA PARA QUE TE FUERAS Y DEJARAS DE PREGUNTARME SI EN CASO DE UNA CATASTROFE QUE USARIA PARA PROTEGERME!!!!

Me fui corriendo murmurando - Maldita vieja - ella iba estar bien lo sabia me estaba dirigiendo hacia la escuela a una velocidad casi imperceptibles de repente mis poderes se debilitaron y empeze a marearme  "Que me esta pasando...N-No no quiero beber sangre" no quedaba de otra me dirigi hacia algunas personas que vi corriendo alborotados y agarre a uno  de la multitud - L-Lo siento enserio - logre chupar hasta la ultima gota de sangre  "¡Nooo! me siento sucio" tenia ganas de llorar... pero aun asi me sentia debil... imposible esto debio darme mucha energia

Mientras estaba perdido en mis pensamientos el terremoto se volvio absurdamente potente, corri como podia a un paso bastante lento la verdad hasta que percibi el instituto pero ahi no habia nadie probablemente todos estubieran en las Casas del instituto me dirigia hacia la roja... pero no pude y cai desmayado a probablemente un kilometro de la Casa Roja
avatar

Salón :
2 B
Edad :
18
Dromes :
14373
Reputación :
2
Mensajes :
144

Ver perfil de usuario
RAZA ÚNICA

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Derven Greyback el Lun Sep 19, 2016 5:14 pm




CAPÍTULO I - PARTE II

CAOS SOBRE LA CIUDAD


CIUDAD DE ÉADROM - CALLES - 9:15 PM

Los desastres ya están hechos, el sismo que sacudió Éadrom ya había dejado su huella en toda la Ciudad. Gran parte de los individuos, habitantes, o incluso extranjeros, estaba aterrada por la situación, y realmente, motivos les sobraba para estarlo, nunca se había registrado tal comportamiento de la naturaleza dentro de la esfera. Todos fueron testigos del día en que la gran utópica Ciudad de luz tembló ante un poder desconocido, un poder de tal magnitud que había dejado grandes daños en tan solo unos minutos, que para muchos, parecieron años.

Hubo valientes dispuestos a ayudar, otros aprovechando la situación, personas que se preocupan por si mismas a causa del miedo y otras pocas que creen que lo ocurrido solo era un "temblor" que había que superar, restandole importancia, pero no podían estar mas alejados de la verdad. Pero esta verdad era ignorada, lo único seguro es que esto no era para nada natural, no era normal y no había sido obra de la naturaleza sólo porque "debía de pasar". 
La policía de Éadrom no pudo moverse ni actuar debido a los problemas recientes, y de igual modo aquel suceso evitó que pudieran siquiera hacer acción alguna hasta que, una vez estos cesaron, sus patrullas se encontraban rodeando las calles de la ciudad. No habían escatimado en cantidad, incluso los que no estaban de guardia se les había pedido que se apresuraran a la estación para prestar servicios, todo fuera por la seguridad de los Ciudadanos. La luz eléctrica y el ambiente hermoso y pacífico de Éadrom se vio reducido a varios edificios destruidos, algunos escombros, gente herida y la luz de las patrullas apoderándose de la poca iluminación artificial del lugar que bloqueaba toda visibilidad gracias a que los edificios al derrumbarse dejaban una espuela de humo denso que no era más que polvo y residuos.

Lo peor en todo este caos, fueron las fatalidades. Hubo decenas muertes, no un numero alarmante, pero si uno considerable. Abarcando no sólo a los simples y "débiles" humanos, sino igualmente toda especie sin distinción había caído víctima en aquel lugar. Independientemente de eso, muchos seres no mundanos habían recibido un extraño síntoma, si bien lo habían ignorado al inicio ahora se pudo hacer más notorio debido a que requerían su actividad física en totalidad, se sentían débiles. Los sobrevivientes heridos no podían regenerarse como lo hacían en situaciones normales. Y pudiendo decir que todos, con la misma inquietud de ¿Qué rayos estaba sucediendo?. Si bien era normal que las autoridades emitieran orden de ayuda de parte de todos los pudientes, se notaba demasiado exagerado e incluso alarmante aquella situación. Parecía fuera de control. Algunas especies salían a la luz haciendo que los humanos simples que desconocían de la existencia de los mismos entraran en un pánico sumando el terror que ya venían arrastrando. Un pequeño chico de cabellos rojizos (Haruki) se había envuelto en una extraña esfera y eso alarmaría a la policía haciendo que un grupo se dirigiera a él para capturarlo a la espera de que no fuera una especie de "bomba" que, afortunadamente, no fue así. Más su captura no seria dada debido a que notarían que era un niño una vez visible su cuerpo, y la atención de aquella autoridad estaba prestada en salvaguardar la Ciudad y al estar ya desmayado no les era necesario apresarlo

Más sin embargo, Derven Greyback, el director del Instituto Takemori, que no hace más de una hora había sufrido igualmente grandes daños por las mismas causas que la Ciudad acarreaba, hacía acto de presencia.
Le había tomado no mucho tiempo llegar al lugar, ya que él se podía dar el lujo de ello. Más dejando su "transporte" de lado, su aparición fue motivo de dicha y un tanto tranquilidad para algunas personas, muchos empezarían a bombardearle de preguntas, pero él ignoraba a la mayoría debido a que su atención era puesta en los Ciudadanos que estaban verdaderamente heridos y necesitaban atención- Aquellos que puedan ayudar, por favor no duden en hacerlo, debemos estar más unidos que nunca ante tales fatalidades -Su tono de voz demostraba su expresión facial, una preocupación que no podía darse el lujo de disimular pero trataba de no ser de modo alarmante. Pudo notar como una pequeña infante (Lía) había sido tomada por un oso panda (Chen), queriendo evitarlo, notó que realmente era un individuo no dañino de especie única a lo que posterior a eso buscaría con su visión indicios de alguien que necesitara su ayuda, a lo que inmediatamente se dirigiría con un peli azul (Jellal) y una joven que lo estaba curando para posar su mano en el hombro de la misma (Kaylee)- Buen trabajo

Más entre tanto caos se levantaba dejando a aquel par en sus asuntos bien hechos ya que se estaban ayudando, para denotar a un albino en el suelo desmayado (Killua) donde de inmediato sus pasos iban en su dirección para tomarlo del cuello alto justo detrás de su cabeza y alzarlo a la mitad y con sus orbes direccionarlos hacia uno de los ayudantes del hospital que habían aparecido casi de inmediato (Klaus) diciendo - Por favor, ayuda a éste joven, está desmayado, necesita atención médica, y gracias por aparecer tan rápido -Al dejarlo en sus manos se pondría de pie para observar un callejón donde un restaurante había sido derrumbado por la mitad dejando escombros y grandes pedazos de pavimento cortado a causa de aquel desastre que si bien era obra de la naturaleza, la causa no era ella. Podría denotar una sombra oculta entre tanta oscuridad pero, su atención fue arrebatada ante un policía que comenzaba a arrinconar a un individuo que estaba descontrolado, y otros sometidos para llevarlos a la prisión a causa de que en vez de ayudar ante ese caos lo único que hacían era alborotar más la situación- Este descontrol seguirá si no ponemos de nuestra parte. Tsk -Sus orbes serían entre cerrados en sus párpados para comenzar a andar entre las calles, y estudiar la situación en gran parte de toda la Ciudad ya que conocía el estado del Instituto, pero quería tener conocimientos sobre cómo se encontraba Éadrom luego de aquel desastre.

© JONSEI PARA ITR


avatar

Dromes :
188100
Reputación :
23
Mensajes :
10313

Ver perfil de usuario
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Trama Re: CAPÍTULO I PARTE II - CAOS SOBRE LA CIUDAD

Mensaje por Contenido patrocinado



Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.
El SIGUIENTE DISEÑO HA SIDO CREADO POR JONSEI ESPECIALMENTE PARA ITR. varios de los códigos aquí son de mi autoria y algunos otros editados. agradecemos a sr.smith, Mikae y Roshio por guiarme y prestarme sus códigos.