6 AÑOS
Instituto Takemori Rol [ITR] es un foro de rol libre basado en una escuela que acepta seres sobrenaturales y humanos para que estos interactuen y se vea así que la paz es posible. Sin embargo nada puede ser utópico. No existe la paz eterna. Takemori se encuentra en una ciudad 'mágica' llamada Éadrom, la ciudad de la luz, creada por un ángel para que todo aquel que habite allí esté protegido. El ambiente es siempre agradable y puedes encontrar diversos secretos en este. Atrévete a interactuar con nosotros en un foro donde todo es posible.
Últimos temas
¡CONFIRMACIÓN DE CUENTAS!
A partir del 8 de Junio, las cuentas nuevas deben ser confirmadas vía E-mail para evitar usuarios troll. Por favor, revisa tu correo, tanto en la sección principal como en la sección de Spam.Sí el correo no te ha llegado, por favor contáctate con la administración de ITR al Skype: lbotp-7
Conectarse

Recuperar mi contraseña


La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tema Privado La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Subaru Baizer el Lun Mayo 30, 2016 9:05 pm

Un día más en la ciudad tan peculiar de Éadrom, en la que Subaru ya no se podía sorprender con la gran variedad de criaturas mágicas. Ya había conocido un buen par, cada una igual de sorprendente que la anterior aunque.. Aún no conocía a nadie como él, no se había encontrado con ningún otro elemental de hielo ni por Éadrom ni por Takemori ¿pura casualidad o los elementales de hielo se encontraban en “peligro de extinción”? se había encontrado de fuego y de agua, los primeros en un gran número. Sus mejores amigos eran híbridos y para su sorpresa la mayoría tenían parte de licántropo ¿raza conocida? por supuesto, incluso el azabache quería ser uno. Amaba los lobos, aunque su animal favorito siempre iba a ser el tigre dorado; Hoy se había propuesto ir al parque central de la ciudad junto a cuatro amigos más a practicar skate, un “deporte” que para la sorpresa del elemental de hielo, se le daba bastante bien aunque nunca tuvo mucho interés en éste. Sabía cualquier truco que existiese, incluso los trucos que sus amigos no conocían cuando ellos llevaban años practicando skate. Quizá no era el hobbie perfecto, pero al menos no hacían daño a nadie y tampoco molestaban, ya que había un pequeño rincón dedicado a las personas que amaban o al menos disfrutaban de practicar skate, incluso algunos que hacían BMX se pasaban por allí para tener algo con lo que poder entretenerse; Las clases se le pasaron bastante rápido por suerte, últimamente habían muchos nuevos y casi todos los profesores querían conocerlos un poco, por lo que se perdían varios minutos de la clase. Fue un día suave, muy suave. Hoy la suerte estaba sonriéndole al azabache ya que no pasaron a ver los únicos deberes que se había olvidado de hacer y que por suerte pudo hacer en clase sin que el profesor de la asignatura se diese cuenta.

Llegó al parque a las cuatro y cuarto de la tarde, una hora perfecta porque los niños pequeños solían salir de las escuelas a las cinco en punto, por lo que tendrían tres cuartos de hora con el parque vacío —cosa que Subaru agradecía porque desde siempre tuvo un gran odio hacia los niños pequeños—. Como mucho habría gente que salió del Instituto Takemori hace más de una hora como era en el caso del elemental de hielo y de todos sus amigos, ya que todos o casi todos se encontraban en el tercer curso por lo que salían juntos de clase y se decían en el camino a casa los planes para esa tarde. No había ninguna chica porque todavía no conocieron una a la que le gustase hacer ese tipo de actividades, pero para ellos era mejor, ya que todos se preocupaban más cuando una mujer desconocida se hacía daño antes que si se lo hacía un chico en su círculo de amigos, familia o al menos conocidos. Llevaba la ropa adecuada para hacer skate y es que si había algo que Subaru dominaba era vestirse de calle, aunque cuando se ponía de traje también era bastante atractivo. Se volvió a colocar One Million, de Paco Rabanne ¿quién no le aseguraba que no encontraría el amor a la vuelta de la esquina de su casa? debía de estar presentable para cuando aquello sucediera, aunque él dudaba encontrarlo pronto. No hacía demasiado calor pero por si acaso uno de sus amigos siempre llevaba encima una mini nevera portable porque lo quisieras o no, cada vez hacía más calor debido a que el verano estaba a apenas unos días y/o pocas semanas —cosa que Subaru amaba y odiaba a la vez, ya que hacía más calor pero era la excusa perfecta para ver chicas en bikini por doquier, puesto que él se pasaba prácticamente todo el día en la piscina en esas fechas—.

Como cualquier otro chico que quería aparentar tener una vida normal, estaba haciendo el idiota junto a sus buenos amigos. Lo que ninguno de los cinco chicos se esperó fue un error del azabache; Moverse sin mirar el lugar. No iba demasiado rápido pero aún así cuando quiso rectificar aquello ya sabía que era demasiado tarde, se iba a chocar con aquella muchacha lo quisiera o no lo quisiera «Damn, damn, daaaamn.» Se vio forzado a congelar su propio skate cuando estaba a menos de un metro de distancia de aquella muchacha y tan solo por la fuerza del movimiento dio un par de pasos hacia adelante sin poder pararlos, no tenía una barra como en el autobús cuando éste frenaba de golpe como para no acabar chocándose contra aquella muchacha aunque por suerte ninguno de los dos se cayó al suelo, ya que Subaru la llegó a tomar por la cintura con su brazo derecho -Perdón, me despisté.. ¿Te encuentras bien? ¿No te hice ningún daño? de veras que lo siento.. No miré por donde iba- Oh.. ¿Cabía decir que no llevaba ya la camiseta? porque no, ya no la llevaba. Ni siquiera él recordaba el momento en el que se la había quitado -Yo.. Me llamo Subaru, Subaru Baizer. - Se presentó, con una sonrisa en sus labios; A lo lejos empezó a escuchar a sus amigos silbar, a lo que él les respondió con una mirada asesina, por lo que dejaron de silbar casi al instante de recibirla «Ow, está bonita~ »



❝Estuvimos tan cerca y a la vez tan lejos como Enero y Diciembre.❞


Hablo - Narro - «Pienso»


Muevo hasta los bracitos!!:

avatar

Salón :
3 B
Edad :
21
Dromes :
55175
Reputación :
11
Mensajes :
184

Ver perfil de usuario
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Nanami Dupain Momozono el Lun Mayo 30, 2016 10:42 pm

Nanami estaba escuchando música gracias a sus audífonos de color rosa ya que no había encontrado los azules que le encantaba, posiblemente su protector Tomoe se los había escondido (ya que siempre que salía a protegerla o vigilarla le hacía bromas), mientras conocía por si sola su nuevo hogar, paso por los árboles de cerezo que le encantaron en su primer día de llegada, seguía pensando que eran hermosos, aunque, la primavera ya estaba acabando y el verano ya seguía "¿Por aquí habra alguna tienda de ropa? creo que necesito un nuevo bikini, ya no me queda el amarillo." Se dijo para así misma en voz baja.
En su caminata entró a un enorme parque muy bien cuidado, además que los niños se estaban divirtiendo en ese momento, eso le hizó recordar su antiguo hogar cuando ella se ponía a jugar con los niños para cuidarlos junto con su madre y la de ellos. Siempre le han encantado los niños, de hecho de grande quiere trabajar en una guardería sólo para estar junto a ellos, o un kinder. Así estaba de nostalgica solo por recordar aquellos tiempos que su madre estaba aún viva.
Al darse el valor de ir con algún niño de ahí, comenzó a cuidarlos, a jugar con ellos cuando, un tonto chico hiba a chocar con un uno de los niños, ella lo lanzó al pasto al pequeño para así ella ser la del peligro. Al estar apuntó de chocar el chico con el skate contra ella se armo un escándalo "Danm, Danmm, Daaaanm" era lo único que se oyó además de los pequeños gritos de los niños que jugaban con ella del susto que su nueva amiga se fuera a lastimar por culpa del "torpe" lo decían en voz baja y ella era la única que lo oía, lo que más le sorprendió es que a pesar que el freno ellos chocaron pero por algo como que la controlaba cuando iba a caerse puso sus bazos alrededor del cuello de aquel chico para luego sentir su brazo derecho de él en su cintura y esto ocasionara un pequeño rubor en sus mejillas al chocar con los ojos de él.

Luego pudo oír estando un poco más tranquila: " -Perdón, me despisté.. ¿Te encuentras bien? ¿No te hice ningún daño? de veras que lo siento.. No miré por donde iba-" no sabía si enojarse o simplemente reír así que decidió por sólo sonreír. "No hay problema conmigo tranquilo pero, por la otra ten cuidado, yo no hiba a tener el accidente, era un pequeño niño, sólo lo protegí" Al ver que sonrío un poco sólo se comenzó a reír tapando su boca con la mano derecha. "Soy Nanami D. Momozono, hija de la difunta diseñadora de modas T.Momozono, emm." Estando algo íncomoda por su brazo en su cintura miro a otro lado pidiendo que se diera cuenta sobre que era íncomodo pero, como no lo hizó.. "Podrías por favor soltarme es..algo íncomodo." Al ver como se alejo de su cuerpo, sólo se digno a reír soltando el cuello del chico. "Fue un gusto conocerte, gracias por protegerme." Le dió un tierno beso en su mejilla derecha para así retirarse mientras seguía escuchando aún su música, siempre la lleva a bajo volumén por respeto a las personas. Al estar lejos de aquel chico se habló así misma: "Como siempre se te olvida la espada, agh despistada."
avatar

Salón :
2 A
Edad :
17
Dromes :
61878
Reputación :
0
Mensajes :
86

Ver perfil de usuario
HÍBRIDO

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Subaru Baizer el Miér Jun 01, 2016 2:28 pm

Alzó una ceja mientras que esbozaba una sonrisa ladina en su rostro ¿de verdad ella tenía pensado irse tan fácil? la soltó por petición ajena aunque la siguió con la mirada cuando vio que se alejaba de él, aunque.. Encontró algo que seguramente sería de ella así que tendría una excusa de volver a acercarse a ella «¿O quizá lo hiciste a posta, Nanami?~ » Se agachó para tomar aquella espada y antes de empezar a acercarse a ella la revisó un par de segundos. Subaru no tenía ni idea sobre las espadas así que no podía suponer ni su origen ni su edad pero se veía afilada, que era lo importante en armas blancas; Tomó su skate congelado y le dio un par de golpes —suaves— contra el suelo para quitarle el hielo y se subió encima de éste, dándose impulso para acercarse a Nanami -Heeey.- Alzó la mano en la que no tenía el arma blanca y le volvió a dedicar una sonrisa -No me imaginé que una chica pudiera llevar este tipo de cosas pero vaya..- Alzó la espada delante de la muchacha, siguiéndole el paso aunque él se encontrase sobre su skate. Subaru no conocía nada al respecto sobre el mundillo de la moda pero quizá la marca de ropa que hacía su madre tenía varias amenazas para que detuviera de crear ropa y por eso llevaba una espada -No sé nada de Momozono, creo que es la primera vez que escuché ese nombre así que creo que no preguntaré el motivo de ésto- Y de nuevo volvió a alzar la espada, aunque esta vez, delante de las narices de la joven. Obviamente no iba a dejar que la contraria tomase el arma blanca hasta no poder hacerse amigo de ella «Sé que quieres que yo quiera que seas mi amiga»

-Creo que antes no nos ha dado mucho tiempo de conocernos ¿qué tal si te invito a comer a algún lado? conozco un lugar en el que los helados están deliciosos- Comentó con un tono de voz alegre. A medida que los días iban pasando el calor se iba haciendo notar más y más así que.. ¿Quién podía rechazar una oferta de tomar un helado completamente gratis? y encima del sabor que tú quisieras -Te prometo que tienen una gran variedad de sabores y de formas, no sé si eres más de los helados que te vienen en cono, los que te vienen con una paleta o simplemente los que son tres bolas y los comes con una pequeña cuchara de plástico- El azabache era de cualquier tipo de helado, aunque cuando se comía un helado de cono, nunca se comía la galleta del cono. No era muy fan de ese tipo de galletas así que no podía hacer nada por ello; Ahora Subaru si que iba mirando el lugar por el que estaba yendo, e ignorando a todas las vibraciones que estaba sintiendo en el bolsillo de su pantalón en el que tenía el móvil. El elemental de hielo suponía que se trataba ni más ni menos de sus pesados amigos que le estarían molestando con algo parecido a “te la vas a ligar y a nosotros nos dejas tirados ¿eh?” o algo así, era lo malo de conocer a tus amigos de sobras «¿Debería o no debería de revisar el móvil? sé que tarde o temprano se cansarán de enviarme mensajes..» Se encogió de hombros y miró a la castaña a los ojos. Tenía ganas de poder invitarle a comer helado junto a ella, estaba seguro de que eso sería la ocasión perfecta para poder conocer más sobre la marca de su madre ya que no siempre podías conocer a la hija de una diseñadora de moda que al parecer era famosa.

Tosió un par de veces y volvió a bajar el brazo en el que tenía sujeta la espada -Tengo más dinero por si quieres ir también al centro comercial, quizá allí tienen ropa de tu madre ¿no? supongo que eso te tiene que dar mucho orgullo- Al menos a él se lo daría, aunque lo poco que recordaba de su madre.. Ella no era nada que produjera ropa o algún otro material que se pudiera vender en las tiendas. Maka tan sólo era su madre y la que se encargó de cuidarlo lo mejor que pudo hasta que arrasaron la ciudad en la que ellos vivían -Allí prometo que te daré la espada, bueno, te la puedo dar cuando aceptes a lo de ir a tomar un helado conmigo ¿si? no me suena tu cara por la ciudad así que..- No se la iba a jugar diciendo que era nueva, puesto que Subaru tampoco conocía a todos los habitantes de la ciudad, pero por su edad suponía que estaría estudiando en algún lugar y por su Instituto al menos no era, o al menos eso creía él.



❝Estuvimos tan cerca y a la vez tan lejos como Enero y Diciembre.❞


Hablo - Narro - «Pienso»


Muevo hasta los bracitos!!:

avatar

Salón :
3 B
Edad :
21
Dromes :
55175
Reputación :
11
Mensajes :
184

Ver perfil de usuario
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Nanami Dupain Momozono el Dom Jun 05, 2016 9:58 pm

Mientras iba caminando Nanami algo molesta con ella misma y una expresión en el rostro nada agradable para una persona si la estuviera viendo sea cerca o de lejos ya que, esa espada era una reliquia en su familia y ella en un solo día lo perdió. Estaba tranquilizándose después de comenzar a suspirar para sacar todo su enojo con ella misma. Cuando oyó una grave voz que dijo: -Heeey- lo cual eso la paralizó al tener algo más cerca al culpable, voltee y note que tenía mi espada en su mano izquierda mientras que la mano derecha la tenía levantada mientras tenía una ligera y cálida en su rostro formada por ambos extremos de sus labios. Su sonrisa de verdad era encantadora.
“-No me imaginé que una chica pudiera llevar este tipo de cosas pero vaya..-“Al oírle decir aquellas palabras se quería morir de la risa pero sólo soltó una pequeña risa sin exagerar. Se notaba que él no sabía del Clan “Momozono”, su tatarabuela era una diosa y al igual que ella se llamaba “Nanami” su tatarabuela al querer ser humana, se casó con un Mago que por ello le dio el apellido “Momozono” su bisabuela que era diosa de la tierra al ser mitad humana por casarse con el Mago, tuvo que aprender a defenderse además participo en la batalla de Eadrom del instituto de Takemori en su tiempo ella sabía sólo curar y hacer estrategias pero el día que mataron a su amado, ella comenzó a utilizar la espada la cual Subaru traía en su mano. – Al parecer te falta mucho que aprender de mí…- Menciono un poco nostálgica aquella historia se la conto su madre, sobre él Clan. Por eso estudiaba en aquella escuela.
“-No sé nada de Momozono, creo que es la primera vez que escuché ese nombre así que creo que no preguntaré el motivo de esto-“Volteo a verlo sólo un momento para así suspirar un poco y al levantar el rostro ver la espada que era una reliquia familiar en frente de ella, iba a agarrarla aunque fuera peligroso y saliera herida pero..., sin darse cuenta él ya la había quitado rápidamente. “Que idiota...”Pensó algo molesta mientras cruzaba sus brazos al caminar.
“-Creo que antes no nos ha dado mucho tiempo de conocernos ¿qué tal si te invito a comer a algún lado? conozco un lugar en el que los helados están deliciosos-“Logro escuchar de parte de ese desconocido chico. Bueno, ya tenía un poco de calor, además ella no lo pagaría así que lo miro a los ojos y se fijó en su sonrisa. Era encantadora y tierna su sonrisa.
“Te prometo que tienen una gran variedad de sabores y de formas, no sé si eres más de los helados que te vienen en cono, los que te vienen con una paleta o simplemente los que son tres bolas y los comes con una pequeña cuchara de plástico-“ ¿En serio? Hablaba del tipo de las formas de cada producto de una heladería…eso era raro. “Vaya que es un chico raro pero, aceptaré su propuesta.”
–Siendo sincera a mí me encantaría un helado de choco menta, me encanta ese sabor al igual que él chocolate.- Menciono algo emocionada la chica de pequeña estatura que a comparación de él si era algo pequeña. Pero todo se derrumbó ante ella al oír: “-Tengo más dinero por si quieres ir también al centro comercial, quizá allí tienen ropa de tu madre ¿no? supongo que eso te tiene que dar mucho orgullo-“Aguantando la lagrimas bajo la vista para luego suspirar un poco. Su madre… ¡Oh su querida madre! De todas las personas que había en aquel raro pero mágico pueblo tenía que hablarle el de su propia mamá. La cuál estaba muerta, iba a decir algo la chica pero sólo miro el suelo del parque mientras caminaban se mantuvo callada. Para luego lograr escuchar: “-Allí prometo que te daré la espada, bueno, te la puedo dar cuando aceptes a lo de ir a tomar un helado conmigo ¿sí? no me suena tu cara por la ciudad así que...-“Eso lo que ella quería, recuperar la espada, comer el helado y nunca más verlo. Esperen un minuto. Ella ya le había respondido un sí, ¿Acaso era distraído? O.. ¿Sólo la ignoro? En cualquier caso se lo recordó: -Te había dicho: “–Siendo sincera a mí me encantaría un helado de choco menta, me encanta ese sabor al igual que él chocolate “¿Acaso lo olvidaste? Ah…era de Kyoto hace una semana estoy aquí, soy del Instituto Takemori. Soy nueva en el pueblo.- Comenzando a caminar hacía las afueras del parque suspiro suavemente, no sabía dónde era la heladería así que tomo la mano del chico y bajando la vista le dijo: -Guíame por favor..-




[Carnet de Ciudadano][/Carnet de Ciudadano]
avatar

Salón :
2 A
Edad :
17
Dromes :
61878
Reputación :
0
Mensajes :
86

Ver perfil de usuario
HÍBRIDO

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Subaru Baizer el Mar Jul 12, 2016 11:55 am

«Vaya.. Así que la gatita también tiene garras y las sabe usar ¿eh?» Al menos ya no tenía que sujetar un objeto que no era suyo, cosa que le aliviaba pero le inquietaba saber el motivo de por qué aquella espada era tan importante para ella -Gracias a ti sé que ese sabor existe, aunque.. Por el nombre debo de suponer que sus dos sabores son el chocolate y la menta- No iba a decir que él odiaba aquellos dos sabores porque si el choco menta era el sabor favorito de Nanami y ella tenía una espada, quería evitar algún tipo de encuentro —porque no sería la primera vez que alguien le planta cara por algo tan tonto— recibió aquella mano encantado y se bajó de su skate, levantándolo dando un golpe en uno de los extremos del mismo para llevarlo en la mano que tenía libre, no le gustaba eso de ir en un skate sujetando la mano de una chica, no le parecía un acto de un caballero como él se pensaba que era -Por cierto.. Si necesitas algo con la ciudad, no sé.. Ir a algún lugar en especial, no me importaría ser el chico que te guíe, yo ya tengo bastante tiempo aquí y no me importaría ayudarte en todo lo que necesites- Comentó el azabache con total tranquilidad, mientras caminaba por donde él sabía que el camino era más corto para llegar a la heladería de la que él había hablado -En cuanto a estudios.. De casualidad yo también estoy en Takemori, estoy en tercer año, en la clase B.. Por si algún día quieres comer acompañada en el recreo o no sé, cualquier otra cosa que puedas querer- Aquello para él no había sonado como una petición de alguna futura cita, puesto que para Subaru una cita era cuando le decías cosas así a la persona que te gustaba, así que seguramente diría más cosas de ese tipo con total calma.

Quería saber más cosas sobre aquella muchacha ¿era una experta con la espada o en realidad era una novata que intentaba imponer a la gente? el elemental de hielo se había topado con todo tipo de personas en el mundo y por desgracia, conoció más mentirosos que gente que decía siempre la verdad -Por cierto.. ¿Es malo si pregunto si  eres de las chicas que se toman solo un helado o si eres de las que se quedan con hambre y llegan a pedir dos o hasta tres?- Claro que no le iba a doler la cartera, Subaru tenía una gran cantidad de dinero que nadie conocía el origen, incluso mucho era dinero negro de algún que otro trato no demasiado legal -Yo, por mi parte..- Clavó la mirada en el suelo un par de segundos, pensándose bien cómo continuar con aquella frase -Creo que depende del helado, suelo pedirlos de tamaño mediano si es que son de tarrina y cuchara y ahí sólo puedo comer uno porque me lleno enseguida.. De los normales.. También sólo uno- El azabache no sabía si era bueno eso de que se llenase enseguida de comer o si era malo porque apenas podía comer cosas, pero no le importaba, ahora en su cabeza tan sólo estaba una gran cantidad de helados y ya estaba eligiendo el que se iba a pedir nada más llegar a la heladería, pues tampoco es que faltase demasiado para llegar allí «Es lo bueno de elegir un camino lo más corto posible, oh.. ¿Sabor vainilla o sabor nata? nunca soy capaz de decidirme con facilidad entre esos dos sabores..» Soltó un largo y pesado suspiro antes de mirar a la contraria por el rabillo del ojo, al menos por apariencia física, parecía una muchacha amable y simpática.

Debía de analizar cada respuesta de la contraria, no la conocía y ella llevaba una arma blanca consigo —aunque él en menos de un segundo podía generar dos espadas de su hielo con una robustez casi idéntica a la de una espada de verdad— -No falta demasiado para llegar, más o menos cuatro o cinco manzanas o lo que viene siendo, unos cuatro minutos si caminamos un poco más rápido, unos siete si seguimos este ritmo- A Subaru no le importaba ir más rápido, seguir así o incluso ir más lento, se podía ver por su potente y musculoso físico que él podía aguantar prácticamente cualquier reto de velocidad sin cansarse -Por supuesto te dejaré elegir el ritmo a ti y .. No te preocupes, no van a pensar que eres mi novia, ellos saben que no me gusta demasiado lo que tenga que ver con temas amorosos.. ¿O quieres que lo piensen? mira que si nos atiende algún trabajador nuevo de la heladería podría acabar ocurriendo de verdad, eh~ - No pudo evitar bromear con eso, en más de una ocasión en ciertos lugares cuando el elemental de hielo iba acompañado por una muchacha le decían lo típico de “cómo invitas a tu novia, os sale todo gratis” o cosas parecidas y, como era de esperar, ambos fingían para no soltar dinero; En realidad Subaru qué quería ¿pagar dinero como buen hombre de palabra que era o fingir ser su novio para ahorrarse un par de dromes que le iban a costar los helados? en Éadrom no eran demasiado caros, no al menos a diferencia del resto de ciudades que él había visitado por, prácticamente, todo el mundo. Ya se podía ver a un par de personas con helados por la calle, todo debido a lo cerca que se encontraba de por allí la heladería, aunque lo que más se notaba era el olor a mar.


Off: perdón x1000 por tardar tanto en responder, no volverá a pasar ;u;



❝Estuvimos tan cerca y a la vez tan lejos como Enero y Diciembre.❞


Hablo - Narro - «Pienso»


Muevo hasta los bracitos!!:

avatar

Salón :
3 B
Edad :
21
Dromes :
55175
Reputación :
11
Mensajes :
184

Ver perfil de usuario
ELEMENTALES

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Christa N Reiss el Miér Sep 14, 2016 4:00 pm



Tema
Cerrado

Tema cerrado y trasladado a la papelera debido a que lleva más de dos meses inactivo.
Si desean volver a abrirlo pedirlo aquí.

➢ Lugar: Ciudad de Éadrom - Otros
avatar

Salón :
3 A
Edad :
18
Dromes :
185793
Reputación :
57
Mensajes :
2764

Ver perfil de usuario
RAZA ÚNICA

Volver arriba Ir abajo

Tema Privado Re: La fuerza del destino. [Priv. Nanami Dupain]

Mensaje por Contenido patrocinado



Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.
El SIGUIENTE DISEÑO HA SIDO CREADO POR JONSEI ESPECIALMENTE PARA ITR. varios de los códigos aquí son de mi autoria y algunos otros editados. agradecemos a sr.smith, Mikae y Roshio por guiarme y prestarme sus códigos.